Presentación de “Cinco miradas sobre la novela histórica” en Valencia

Cinco miradas sobre lanovela históricaAnoche tuvo lugar, en el marco laberíntico y monumental de origen gótico, del palacio de Malferit, sede del original Museo L’Iber, en Valencia, el acto de presentación del libro de la Editorial Evohé, Cinco Miradas sobre la novela histórica (reseña), una colección de artículos que reflexionan sobre un tema que está hoy constantemente en el candelero.

La Ciudad del Turia, en olor a pólvora, y plena efervescencia sonora, preparatoria de las fiestas falleras, celebra estos días en la Universidad el Simposio sobre la Novela Histórica, al que entre otros, asisten tres de los autores que rubrican el libro, el autor germano Gisbert Haefs y los hispanos Antonio Penadés, y Carlos García Gual. Anoche no pudimos disfrutar de la presencia de este último, pero sí de los dos primeros, Haefs y Penadés, que ese día participaban en las sesiones del Simposio. En la mesa de los conferenciantes presidía Alejandro Noguera, director y alma del Museo L’Iber, investigador histórico, traductor, lector empedernido y otras muchas cosas, pero sobre todo, amante de la Historia.

La sala se llenó de acalorado -por la amistad y la calefacción- público: amantes de la historia, autores como Isabel Barceló, Gabriel Castelló, Antonio Garrido, Santiago Posteguillo, Josep Asensi, participantes en el Simposio, asistentes a diversos talleres literarios, y amigos en general; y allí, bajo un inmenso tapiz sobre Alejandro Magno, y otras antiguas pinturas que cubren los viejos muros góticos del Museo, tuvo lugar el acto.
Alejando Noguera, como anfitrión, comenzó presentando a los dos autores, Haefs y Penadés, aunque por ser menos conocido entre el público se explayó con Haefs, hablando de su obra, la publicada en España y la publicada en Alemania, mucho más extensa. Haefs es un autor versátil, y con un peculiar sentido del humor, que no sólo se ocupa de novela histórica, sino también de novela policíaca, y en general, de acción. Penadés, por su parte, ha publicado la novela histórica El hombre de Esparta, y ahora tiene en preparación su segunda obra, esta vez un ensayo sobre Heródoto.

Presentados ambos, interviniendo los tres alternativamente, se aludió al editor e inspirador del libro, Javier Baonza, bajo cuyos auspicios surgió este proyecto, enmarcado en una editorial emergente, Evohé, con grandes aspiraciones y un futuro muy prometedor; asimismo, se comentaron los distintos artículos que componen el libro, resumiendo las ideas más importantes que se barajan en él: la polémica relación entre historiadores y literatos, la difícil línea de demarcación entre novela e historia, entre tecnicismo y disfrute estético, entre investigación y evasión, en su sentido lúdico. También se trató de la sobreabundancia de novela seudo-histórica, o novela que busca un amplio público no muy exigente, frente a la novela más rigurosa que cuida no sólo emocionar con su narración, sino que en ella no haya disonancias, anacronismos, ni alteraciones del marco histórico comprobado como real. Estos últimos temas, muy acertadamente tratados en el artículo de Pedro Godoy, así como en múltiples debates y tertulias organizados por la página web Hislibris, que desde hace años se está especializando en estos temas y todo lo relacionado con libros sobre Historia. Penadés destacó que más grave que un anacronismo de detalle, es el desarrollar ideas o actitudes impensables en la época donde se ubican, es decir, llevar a tiempos pasados ideas actuales o planteamientos ideológicos completamente contemporáneos o al menos extemporáneos. Haefs comentó acerca de la enseñanza de la historia, al menos en Alemania, como problemática, y también surgió entre el público la cuestión del ninguneo o el desprecio con que, en algunos casos, la parte académica de la sociedad ha castigado a autores de novela histórica, por considerárseles “divulgativos” o “menores”, “poco importantes” y “acientíficos”. Parece común el comentario de que sólo la llamada “alta literatura” es válida, aunque disfrutada sólo por élites, mientras que la llamada novela de aventuras, de acción (donde se incluyen muchos subgéneros: policíaca, ciencia-ficción, mitológica, histórica, etc) parece devaluada al ser disfrutada por un amplio público. Santiago Posteguillo, desde el público, sugirió como falsa la diferenciación entre Alta Literatura para lo que no es novela histórica, marginando grandes obras históricas como Baja Literatura, o llevándonos a considerar como Literatura no histórica obras como Guerra y Paz, por ejemplo.

Se habló, igualmente, de que el siglo XX, el siglo de los experimentos artísticos y literarios, de las vanguardias, ya hay que considerarlo como pasado y volver a retomar la novela como un medio de expresión deseable y deseado por el público, que añora que le cuenten historias. Noguera citó El nombre de la Rosa como un hito a partir del cual vuelve la revalorización de la novela histórica y su despegue contemporáneo, en parte, como puntualizó el propio Haefs, debido más a la posición intelectual y académico-universitaria de Umberto Eco, que a la propia novela.

También planteó Haefs la cuestión de la relación de los escritores de novela histórica o de acción con los escritores consagrados con lo que se ha llamado alta literatura o literatura experimental. Al parecer, en Alemania estas relaciones o no existen o no son precisamente exitosas. En España, en general, se era de la opinión de que las relaciones entre unos y otros escritores son buenas; siempre con excepciones, pero no se da un abismo entre ellos, hay un cierto espíritu gremial que les une. En mi opinión personal, quizás también porque en la literatura contemporánea española (que no en español) tampoco disponemos de pesos pesados literarios. Galdós y Blasco Ibáñez, para bien o para mal, ya no viven. Y en las generaciones literarias de los años posteriores a la guerra civil no han prosperado monstruos literarios que puedan crear rupturas entre el conjunto de los autores.

Se trató el tema del papel de las editoriales, de sus asesores o la ausencia de ellos, para encauzar la marea literaria histórica, tratando de corregir errores muy frecuentes y ayudar a los propios autores a evitar fallos garrafales. Pero este punto no quedó muy claro, ya que muchas editoriales priman las ventas y el marketing sobre otros asuntos, lo que complica el tema. Haefs apostilló con el cambio de títulos, a veces contradiciendo los deseos del autor, por cuestión de publicidad, así como la clasificación de obras a veces inclasificables, la creación de géneros y subgéneros más enfocada a las publicaciones y a su colocación en las estanterías de las librerías.

Y finalmente el público se refrescó en el zaguán del edificio, donde se nos ofreció un refrigerio y ya, libres de movernos y animados por los vinos y las deliciosas empanadillas y el aire fresco y agradable de la tarde-noche valenciana, nos entremezclamos y charlamos unos y otros hasta que cada uno fue desfilando hasta próximos encuentros.

CINCO MIRADAS SOBRE LA NOVELA HISTÓRICA. Carlos García Gual, Antonio Penadés, Javier Negrete, Gisbert Haefs y Pedro Godoy.
Ediciones Evohé, 2009
Rústica, 144 páginas
ISBN: 9788493690861

[tags]Cinco miradas sobre la novela histórica, Carlos García Gual, Antonio Penadés, Javier Negrete, Gisbert Haefs, Pedro Godoy[/tags]

ampliar

Compra el libro


Compra el libro
Consigue CINCO MIRADAS SOBRE LA NOVELA HISTÓRICA en La Evoheteca. ¡Sin gastos de envío y por sólo 9.90 euros.


Compra el libro
Ayuda a mantener Hislibris comprando el CINCO MIRADAS SOBRE LA NOVELA HISTÓRICA en La Casa del Libro.

     

14 comentarios en “Presentación de “Cinco miradas sobre la novela histórica” en Valencia

  1. Pamplinas dice:

    Fue sin duda una gran presentación. Un privilegio el poder conversar con Haefs y el resto de invitados. Y después nos fuimos todos a cenar.

  2. ARIODANTE dice:

    Eso, eso, ¿y qué tal la cena? Porque de eso no puedo hablar. Soy ave diurna.

  3. jerufa dice:

    ¿Y mi Pedro, no fue?

  4. cavilius dice:

    Habrá que decirle a Penélope que le dé una voz…

  5. Aretes dice:

    … que no un grito, claro

  6. ARIODANTE dice:

    No, una pena, yo que quería conocerlo in person, me quedé con las ganas. espero que en abril….aguas mil

  7. Pamplinas dice:

    Me faltan dos de las cinco firmas… (qué frikie soy)

  8. Josep dice:

    Pues Haefs es aún más humano e interesante ante un vino y unos manjares…

  9. ARIODANTE dice:

    A mi tambien me faltan dos, las mismas que a tu, Pampli, pero a ver, hasta junio…
    Y me creo que Haefs será mucho más divertido con un par de cervezas; ya me pareció encantador sólo con un café, asi que…

  10. Antonio Penadés dice:

    Gracias, reportera Ariodante, por esta crónica tan certera, que desde luego fue tal como la cuentas.

    Para mí la presentación estuvo francamente bien, no es fácil reunir a más de 80 personas interesadas en literatura y/o en historia. Todos comentamos luego la cantidad de asistentes que hubo y el nivel que tenían. La presentación aún habría estado mejor si hubiesen podido asistir Carlos García Gual (que sólo pudo llegar a Valencia el día siguiente), Pedro Godoy (lástima que no pudiera venir quien escribió el mejor ensayo del libro) y Javier Negrete (desde luego, Valencia le pilla muy lejos), además de Javi, editor y alma mater del libro. Pero, desde luego, fue un lujo contar con Alejandro Noguera y con el amigo Gisbert, a quien Pamplinas, según creo, guarda en su casa dede que se desvió cuando lo llevaba en su coche camino del aeropuerto.

    En el V aniversario de Hislibris estaremos en Madrid muchos de los allí presentes, cuando se produzca el desembarco valenciano-hislibreño…

  11. Urogallo dice:

    Una ruta del Cid a la inversa.

    A ver si Pamplinas consigue completar sus firmas en tan magno acontecimiento.

  12. ARIODANTE dice:

    Y yo, y yo.. Las mismas que al Pampli. Gracias, Antonio, por tus parabienes.

  13. Pamplinas dice:

    Pues si, como bien dice Antonio, tuve el placer de llevar a Haefs al aeropuerto… el problema es que nunca llegamos. Lo tengo encerrado en mi trastero, con un mendrugo de pan y varios libros de documentación. Un par de novelas y lo suelto, palabrita. De momento no ha escrito mucho, sólo se queja… me ha salido muy quejicoso este teutón.

  14. Urogallo dice:

    Gente hedonista estos tedescos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hislibris te informa de que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Ediciones Evohé, S.L. como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos (nombre y correo electrónico) es únicamente gestionar los comentarios que realices en este blog y jamás serán compartidos con terceros (salvo requerimiento legal). Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos de que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Factoría Digital (proveedor de hosting de Hislibris) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Factoría Digital. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hislibris@hislibris.com e info@edicionesevohe.com, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.