JULIANO EL APÓSTATA – Gore Vidal

Juliano el apóstataResulta inevitable comparar “Juliano” de Gore Vidal con “Yo, Claudio” de Robert Graves y es que el autor mismo hace referencia al clásico de Graves en su introducción tratando de anticiparse a las posibles críticas que pudiera recibir en cuanto a las fuentes de información de su novela.

Con eso en mente comencé la lectura de esta novela acerca del emperador romano derrotado por las fuerzas de la cristiandad para reestablecer el antiguo culto de los dioses grecorromanos. Se trata, y aquí una de las muchas similitudes aparentes con Graves, de una novela narrada desde la óptica del mismo Juliano que transcurre en un estricto orden cronológico desde su infancia hasta sus días como Augusto y eventualmente su deceso. De la forma en que está estructurada la obra al principio parecería que se trata de un clon más de las obras de Graves. Por si eso no fuera poco, la vida de Juliano fue muy similar a la de Claudio: príncipes perseguidos por las ambiciones familiares, en ambos un carácter más reflexivo que activo (al menos durante la infancia), dos personajes que eventualmente llegarían al trono gracias a las circunstancias y el amor de ambos por la lectura y el pensamiento helénico (si bien Claudio tenía mayor afición por la historia mientras que Juliano por la filosofía).

Hasta aquí todo esto suena un poco aburrido y seguramente repetitivo. Pero muy a pesar de mis comparaciones con otros clásicos y mi resistencia a enamorarme del libro, en él existe una cierta magia que al momento de concluirlo no queda más que admirarlo y entrañarlo profundamente. No sé si es la vida de Juliano por sí misma, el estilo de Gore Vidal o la atracción que genera esta época convulsionada de la roma imperial pero ciertamente fue una lectura, además de enriquecedora desde el punto de vista histórico, cautivante.

Precisamente la ferrea necedad de Gore Vidal de ampliar las fuentes históricas para su relato lo hacen mucho más completo que otras obras. Y esto se ve claramente en el mismo relato de la vida de Juliano al incluir a dos personajes adicionales como narradores de la misma: Libanio y Prisco, filósofos de la época con quienes Juliano tuvo una amplia amistad. El mismo Libanio dejó a la posteridad varios escritos sobre el emperador. El hecho de incluir las observaciones de estos dos personajes como parte de la trama la hacen no solo más rica sino también más dinámica con toques de humor inteligente como cuando Prisco comenta: “Nuestro Juliano –como todos nosotros- tiene algo de Tiberio en su carácter”, a lo que Libanio contesta: “La lasciva de Prisco es una inesperada consecuencia de su senectud. No tengo conciencia de que en mí exista algo de Tiberio, sino más bien todo lo contrario”.

Asímismo muchos de los hechos narrados por Juliano son refutados tanto por Libanio como por Prisco dejándonos una sensación de amplitud y veracidad en la trama. Incluso Gore Vidal presenta una bibliografía al final del libro en la que encontramos fuentes diversas como San Gregorio, Teodoreto y Edgard Gibbon.

¿Qué decir de la narración de la campaña persa de Juliano? ¿Y de la descripción de los misterios de Eleusis y Mitra? ¿O los sacrificios a los dioses antiguos y la resistencia de Juliano al establecimiento del cristianismo? Simplemente magistrales e inolvidables. Por no estropear la trama solo diré: uno de los mejores finales que he tenido la fortuna de leer.

Con esta clase de epílogos uno se pregunta si es normal (a riesgo de autonombrarse loco como el mismo Juliano) levantarse del lugar de lectura y aplaudir a un fardo de hojas:

“Ha terminado la edad de oro…Mientras tanto, los bárbaros están a las puertas de la civilización: Pero cuando rompan el muro no encontrarán nada valioso que tomar, solo reliquias vacías. Ha desaparecido el espíritu de lo que éramos. Así sea…La luz se fue con Juliano. Ahora no queda otra cosa que dejar que lleguen las tinieblas y esperar un nuevo sol y otro día, nacido del misterio del tiempo y del humano amor a la luz”.

[tags]Gore Vidal, Juliano apóstata[/tags]

Compra el libro

 

     

199 comentarios en “JULIANO EL APÓSTATA – Gore Vidal

  1. Germánico dice:

    Excelente trabajo, Julio. Enhorabuena. Creo que lo leeré de nuevo. De todas maneras, la comparación con Claudio (ojo: con el Claudio histórico, no con el literario) me parece… extraña. Juliano fue un militar de carrera, y Claudio, a pesar de la simpatía que podamos sentir por el personaje, fue un militar… de pega. Sólo llevó adelante una campaña por “persona interpuesta” en Britania y porque necesitaba una victoria que lo afianzara en el poder. De hecho, celebró un triunfo cuyo mérito era de un general supeditado. Juliano tuvo una experiencia propia al mando de tropas, y, siendo un “mandado”, tuvo una gran victoria en Argentoratum (Estrasburgo). Cuando fue nombrado César, y vio que había que darle caña al parto, se puso al frente de la tropa. Y así le fue…

    Bueno, que me estoy enrollando. Muy buena reseña.

    Saludos.

  2. Urogallo dice:

    Un excelente libro, y una excelente reseña….Que no me he leido entera. Lógico por otra parte, aún voy por el principio de la novela y no quiero arriesgarme a que me la destripeís. :D

  3. Germánico dice:

    Por cierto, en la lámina lo que se ven son tres miembros de la caballería pesada catafracta saliendo, probablemente, hacia la campaña de Persia con Juliano. En segundo plano, el arco de Constantino, una obra realmente impresionante… hecha a base de recortes de otros monumentos romanos. Tal y como se orienta la lámina, enfrente del arco (es decir, en donde estamos nosotros) está el Coliseo, por aquella época aún Anfiteatro Flavio.

    Saludos.

  4. Melmoth dice:

    Yo la empecé hace años, se me hizo pesada y la dejé por la mitad, pero tal y como la pones, quizá lo intente otra vez.

    Saludos y enhorabuena Julio.

  5. pepe dice:

    Tu reseña es muy hermosa, Julio, enhorabuena. Yo leí el libro hace tanto tiempo que sólo recuerdo que me gustó bastante, casi tanto como el de Creación, también de Gore Vidal, que leí por la misma época.

    Un saludo,

    Pepe.

  6. Arauxo dice:

    Gracias, Julio, por esta estupenda reseña sobre una magnífica novela. La leí hace años (muuuuuuuuchos años) y me pareció una obra excelente sobre uno de esos personajes de la Historia que despiertan gran interés, especialmente por engrosar la lista de los “perdedores” o la de “los últimos de Filipinas”. De hecho, Juliano ha sido, a lo largo del tiempo, uno de los principales iconos del ateísmo, de la rebeldía contra los imperativos categóricos sociales, de la resistencia heroica frente al poderoso ímpetu de los torrentes de la Historia, que acaban por derribar y arrastrar hasta los más sólidos diques…

    Es verdad, Melmoth, que resulta algo densa en varios momentos o, al menos, es la sensación que yo recuerdo, entre otras cosas por su profundo carácter reflexivo. Y también quiero recordar el regusto amargo que acompaña a buena parte de su lectura (o quizás, en vez de regusto, sea el retrogusto, que dirían los catadores, por el tiempo que ha pasado desde que la leí…).

    En honor la verdad, también resulta obligado comentar que bajo la sugerente prosa de Gore Vidal subyace una impetuosa cruzada anticristiana y una interpretación sesgada y fundamentalista del cristianismo y todo lo que éste representa, nacida al abrigo de su militancia contra cualquier código de conducta social y contra la hipocresía moral de la cultura occidental. A partir de tales premisas, el autor se identifica plenamente con el personaje y lo utiliza para pregonar su propio sistema de creencias y subrayar sus propios prejuicios, mecanismo éste tan frecuente como legítimo en una obra de ficción, siempre y cuando impere el respeto a los hechos y su tiempo (como es el caso), argumento que ya he repetido en Hislibris tropecientas veces…

    Por cierto, Pepe, yo creo que Creación es la mejor novela de Gore Vidal y mejor, en mi opinión también, que la de Juliano.

    Un saludo del abuelo cebolleta.

  7. pepe dice:

    Arauxo: con ser magnífica, no puedo decir si Creación es su mejor novela porque no he leido mucho de Gore Vidal. Aparte de las dos ya mencionadas, leí En busca del rey y no me pareció nada del otro mundo. Tengo por casa al menos dos novelas más: El juicio de Paris y Verde oscuro, rojo vivo que, si no recuerdo mal, aún no he leido. Como no son muy largas, me animaré a leerlas si algún parroquiano tiene a bien recomendarlas.

    Un saludo,

    Pepe.

  8. Julio dice:

    Bueno pues gracias a todos, qué motivantes comentarios!!

    Germanico, talvez la comparación sería más por el lado literario en el sentido que ambos autores presentan a ambos personajes como víctimas de las circunstancias que los rodearon; ambos fueron perseguidos en su momento y ambos tuvieron la capacidad o mejor dicho, sagacidad, de adaptarse y sobrevivir (ojo, al menos de lo que he leído de ambas obras). Otra similitud fue el hecho de que no crecieron como guerreros y terminaron siendo grandes conquistadores. Seguro nos puedes ilustrar más sobre otras fuentes que enriquezcan esta información.

    Yo también noté algo de lo que comentas Arauxo respecto de los sesgos de la obra, pero fueron dichos “sesgos” los que disfruté aún más. Ahora, creo que el presetar las objeciones de Libanio y Prisco dan la oportunidad de conocer más a fondo la realidad política y social de la época.

    Uro, haces bien, no leas la reseña. Ya releyéndola creo que peca de demasiada información para quienes no han leído la novela.

    Pepe, yo también leí “En busca del Rey” y me dejó con una sensación de insatisfacción, esperaba otra cosa. Tomo nota de tu recomendación sobre “Creación”. Gracias.

    Saludos,

    Julio

  9. Casio dice:

    Yo apoyo la moción de recomendar Creación, me gustó bastante.
    Ese enfoque de los griegos es… diferente.

    Un saludo

  10. Poveda dice:

    Juliano es una novela magnífica: todo un canto a la libertad y contra el fanatismo, dogmatismo y la reelaboración y manipulación de la historia por los poderes fácticos, en este caso la Iglesia.

    Y a los que acusen la presunta parcialidad de Gore Vidal en su crítica al cristianismo y defensa de Juliano, no tienen más que acudir a dos obras que nos han llegado a través de los siglos: “Contra los Galileos”, del propio Juliano; y “Contra Juliano”, de un patriarca de la Iglesia llamado Gregorio Nazancieno (y en general de cualquiera de los meapilas portacirios de la época) para darse cuenta -con la perspectiva que nos aporta la distancia en el tiempo y la cultura de que disfrutamos- de la calaña de esta gente. No me extrañaría nada en absoluto que en verdad la lanza que acabó con Juliano saliera de manos de uno de sus soldados cristianos.

    Por cierto Germánico, Juliano no fué a darle caña a los Partos sino a los Sasánidas (error comprensible entre tanto imperio que territorialmente fueron lo mismo).

    No obstante mi novela favorita de Gore Vidal (nombre completo para no confundirlo con el asombroso César de igual apellido) es Creación, que creo es la cumbre del estilo del audor: mordaz, irónico, socarrón y siempre a contracorriente.

    Saludos.

  11. Germánico dice:

    Tienes razón , Poveda: Cosroes es ya de época sasánida. Es que entre partos, sasánidas y persas, no me aclaro, la verdad. Y… opto por lo fácil: todos partos. Como bien dices, el territorio es el mismo (pese a lo cual, mi actitud no deja de ser incorrecta).

    Saludos.

  12. Ascanio dice:

    Poveda, ¿”meapilas portacirios”? ¿”calaña de esta gente”?
    Bueno, habría de todo como en botica, creo yo, ¿no?
    Y que conste que este comentario lo hago desde la ignorancia de no haber leído todavía este libro, aunque lo tengo pendiente en la estantería.

  13. Arauxo dice:

    Bueno, voy a autoplagiarme mutatis mutandi:

    “En honor la verdad, también resulta obligado comentar que bajo la sugerente prosa de algún comentarista de reseñas subyace una impetuosa cruzada anticristiana y una interpretación sesgada y fundamentalista del cristianismo y todo lo que éste representa […] A partir de tales premisas, el autor del comentario se identifica plenamente con el personaje y lo utiliza para pregonar su propio sistema de creencias y subrayar sus propios prejuicios, mecanismo éste tan frecuente como legítimo en un comentario a una reseña, siempre y cuando impere el respeto a los hechos y su tiempo (que lamento decirlo, no es el caso)…”

    Y seguiremos, faltaría más.

    Saludos de un meapilas portacirios de la peor calaña.

  14. Ascanio dice:

    Totalmente de acuerdo contigo, Arauxo. No lo podrías haber expresado mejor.
    Saludos de otra meapilas portacirios.

  15. Arauxo dice:

    ¡Ascanio! ¡Me vas a hacer llorar de emoción! ¿No serás tú acaso una de las reencarnaciones de mi Karma o una imagen simétrica de mi Ka?

    (Seguro que ahora aparece algún noble romano de la familia imperial carcomido por la envidia que le despierta tanta mutua empatía…)

  16. Ascanio dice:

    Arauxo, creo que deberíamos desvelar ya que somos la misma persona pero que cambiamos de nick para quedarnos con el personal…

  17. Germánico dice:

    [Vaya, creo que he sido aludido]

  18. pepe dice:

    Poveda, sé bienvenido si es la primera vez que escribes un comentario y, si no lo es, disculpa mi mala memoria. Haces alusión al nombre completo de Gore Vidal. En realidad, creo que se llama Eugene Luther Vidal. Es nieto de un senador demócrata por Oklahoma, Thomas P. Gore, en cuya casa se crió y cuyo apellido adoptó después como nombre propio. No perdió con los años la afición a cambiar de nombre porque escribió algunas novelas bajo el seudónimo de Edgar Box.

    Un saludo,

    Pepe.

  19. Arauxo dice:

    No, Pepe. Poveda ya ha escrito antes, por ejemplo, en El Primer Hombre de Roma (Y, por cierto, en esa ocasión coincidí en gran medida con sus opiniones…)

    Un saludo.

  20. Poveda dice:

    Bueno bueno: retiro lo de “meapilas portacirios” refiriéndome a los padres de la Iglesia, aunque a decir verdad lo hago fálsamente porque sigo pensándolo. Actitud que supongo no me deja en buen lugar… ¿lo he retirado o no? Jo, qué lío.

    Será porque cuando he podido leer a según que Santo hablar de que fulanito besó un rosario y ante sus ojos le volvieron a salir el par de piernas que había perdido en quién-sabe-dónde no lo veo como algo entrañable salido de un mágico periodo de la história, la antigüedad, en que todo era posible y maravilloso… sino como una vulgar mentira, una trola. O que tal papa resucitó a Trajano para bautizarlo y que fuera al cielo. Y así un embuste encima de otro ad nauseam. Aunque no tendría que irme a la antigüedad para hablar de ese tipo de asombrosos milagros; ¿cuántos santos nombró Juan Pablo II? Ya de los ortodoxos ni hablemos.

    ¿Para cuándo la santificación de Paco Porras o Carlos Jesús? Estos también sanan enfermedades incurables, recuperan la vista a los ciegos y te quitan las varices.

    Volviendo a Juliano, el cristianismo acabó pronto mostrándose como una doctrina totalitaria, incompatible con la libertad de culto. Y la Iglesia en una máquina de manipulación y propaganda como pocas se han visto. Yo no sé si estoy discurriendo con parroquianos cristianos o agnósticos o lo que sea, pero creo que estas cosas son de cajón. Insisto, pocas experiencias hay comparables a la lectura de algunos escritos cristianos primitivos… un mundo de maravillas y milagros sin igual, la realidad transmutada en EuroDisney. Seguro que otros no estáis de acuerdo con lo que digo, si alguien está interesado yo encantado sigo discutiendo aunque creo que el foro sería lugar más adecuado.

    Ni que decir tiene que me parece horroroso que al principio a los cristianos los echaran a las fieras o los quemaran (costumbre esta última que pronto recuperaron). Ni tampoco que le tenga al cristianismo más manía que a otros credos, solo que el libro tratado se presta a este debate.

    Saludos de un “fanático cruzado anticristiano”.

  21. Ascanio dice:

    Por cierto, Poveda, ¿sabías que el Padre Poveda fue el fundador de una de las órdenes de las Teresianas?
    Ji,ji,ji…qué mala soy…

  22. Baren dice:

    Wenas,

    Me sumo a los comentarios en pro de Creación de Gore Vidal. La he leído siguiendo la recomendación de uno de vostros por estos lares, y ha resultado ser una de las novelas que más me ha fascinado. El punto de vista “persa” me echó para atrás en los primeros compases, incluso creó en mi algo de rechazo, pero perseveré y he de decir que ha valido mucho la pena.

    Además el jodío tiene un sentido del humor muy fino, jeje.

  23. Arauxo dice:

    Mira, Poveda, tus comentarios rezuman prejuicios y son netamente ofensivos no ya contra la Iglesia (que “doctores tiene…” para defenderse solita), sino contra los que nos declaramos cristianos o incluso los que profesamos algún credo. No lo digo, en absoluto, porque critiques -lo que te dé la real gana, en la medida que quieras, cuando quieras y donde quieras, faltaría más- al cristianismo primitivo, a la Iglesia actual, a los padres de la Iglesia, a Juan Pablo II o al sursum corda. No. Lo digo porque no lo haces desde el análisis intelectual honesto, sino desde el más sectario alineamiento emocional e ideológico. El uso de calificativos como “meapilas portacirios” o la referencia a “la calaña de esta gente” lo deja traslucir con rotunda y meridiana claridad. Y por si no fuera prueba suficiente, basta con leer tu siguiente comentario, en el que disparas tus baterías de prejuicios indistintamente contra la Iglesia primitiva o contra la de hoy, sin el menor rigor académico y, sorprendentemente, sin el menor rubor intelectual, como si la Historia (también la Historia Eclesiástica, pero no sólo ella) fuese un totum revolutum o río revuelto en el que obtienen ganancia los pescadores oportunistas como tú.

    Dices, Poveda, que cuando lees a algún santo realizando milagros (que tú, por supuesto, ridiculizas desde tu elevada atalaya intelectual… ¡¡de hombre del siglo XXI!!, con una mofa caricaturesca: “según que Santo hablar de que fulanito besó un rosario y ante sus ojos le volvieron a salir el par de piernas que había perdido en quién-sabe-dónde”), dices que no lo entiendes “como algo entrañable salido de un mágico periodo de la historia, la antigüedad, en que todo era posible y maravilloso… sino como una vulgar mentira, una trola”. Eso, querido Poveda, no hace sino “empeorar” las cosas, porque demuestra que, además de impenitente sectario, haces gala de ignorancia militante. Porque TODAS las fuentes antiguas (egipcias, griegas, romanas, cristianas; históricas, literarias, filosóficas…) exageran o interpretan la realidad desde una mentalidad… antigua -¡qué curioso, antigua!-, lo que no las invalida para el análisis historiográfico o antropológico, entre otras cosas porque TODOS los historiadores (los de verdad, los serios, los que no buscan entre los escombros de la historia episodios que corroboren sus prejuicios) son conscientes del abismo cultural que existe entre la Antigüedad y la Contemporaneidad.

  24. Arauxo dice:

    Sigo.

    Casi me sonrojo al verme obligado a explicar esto. Pero todo sea por presentar combate contra la ignorancia o la manipulación. Está claro, Poveda, que desde tu propia perspectiva, Homero, por ejemplo, no era sino un embustero redomado y un embaucador “ad nauseam”; pero durante mucho tiempo, para los arcaicos griegos de la Antigüedad, (sin “la perspectiva que nos aporta la distancia en el tiempo y la cultura de que disfrutamos” según tus propias palabras), la Odisea y la Ilíada “iban a misa” (y perdona si te molesta la expresión) y su interpretación mítica del mundo impregnó hasta los tuétanos la cultura de la época (de esa época y de otras que vinieron después…), esa misma cultura que tú hoy desprecias porque no es sino“ un mundo de maravillas y milagros sin igual, la realidad transmutada en EuroDisney”, en lo que es un comentario de incuestionable rigor intelectual y nada sospechoso del más burdo y manipulador anacronismo.

    Tomemos más ejemplos. Herodoto sitúa en la batalla de las Termópilas (la famosa de Leónidas y Dienekes que tanto gusta por estos arrabales), frente a los poquitos miles de combatientes espartanos y aliados ¡un ejército de varios millones de persas! Valiente embustero… Tito Livio, que curiosamente es un historiador poco permeable al mito (¿te parece un autor suficientemente serio?) es, según tu clasificación, el tío más mentiroso y trolero que haya dado la humanidad, porque atribuye la Fundación de Roma a héroes mitológicos y dioses (de los que Ascanio sabe un montón porque es pariente, así que si no conoces las leyendas, dile a ella que te las cuente…) ¿será cochino y manipulador el Livio este? Y podríamos seguir con… ABSOLUTAMENTE TODAS las fuentes antiguas, de las que sólo he querido poner algún ejemplo de “gente seria”. Y es que la mentalidad antigua (no sólo la cristiana, Poveda, sino TODA LA MENTALIDAD AN-TI-GUA) era así: mítica, crédula, supersticiosa… y muchos hechos despertaban una interpretación sobrenatural, llenos de “asombrosos milagros” como tú los llamas ¡Qué le vamos a hacer! ¡Es que la realidad histórica es tozuda!

  25. Arauxo dice:

    Sigo y termino.

    Para ratificar tus argumentos, das, sin solución de continuidad, el salto a la Iglesia de hoy, cual trapecista que salta al vacío sin red… y sin trapecio. Y para ridiculizar las creencias de los católicos entonces, ridiculizas las de los creyentes de hoy (y digo los católicos porque, en mis cortas entendederas de hombre crédulo en la fe milagrera, la frase “Ya de los ortodoxos ni hablemos” carece de sentido. Lamento mi torpeza), te preguntas “¿cuántos santos nombró (sic) Juan Pablo II?”, demostrando que no tienes ni pajolera idea de lo que es un proceso de canonización ni de lo que significa el término “milagro” en la Iglesia, lo que no te frena para emitir cuantos juicios temerarios se te ocurren al respecto. Ignorante no sé, pero audaz y osado, desde luego.

    La Iglesia, en buena medida y lamentablemente, ha sido, como tú dices, una máquina de manipulación y propaganda como pocas se han visto y otras muchas cosas infinitamente peores, lo que genera auténtico bochorno entre los que nos sentimos católicos. Y, créeme, no nos consuela en absoluto el hecho de que hoy haya auténticos maestros de la manipulación y de la propaganda no precisamente cristianos. Lo que sí consuela es que tú, al menos, consideres “horroroso que al principio a los cristianos los echaran a las fieras o los quemaran”; jod*r, menos mal, qué tranquilo me quedo. Porque hay aclaraciones que son reconfortantes (Excusatio non petita…)

    Y dejo para el final la joya de la corona: ¿Para cuándo la santificación de Paco Porras o Carlos Jesús?. Y, después de esto y cuando la comunidad de Hislibris me corra a gorrazos por la agresividad de este comentario, arguméntame que tus opiniones sólo consistían en reflexiones intelectuales honestas sobre un personaje histórico y que no pretendían ofender a nadie… Pero no te preocupes, Poveda, porque todos creemos en algo, incluso tú. Conmigo ya tienes ventaja, porque yo te la he servido en bandeja. Cuando sepamos en qué crees tú, podremos ridiculizarlo sin miramientos y pelillos a la mar…

    Un saludo del mismo meapilas portacirios que antes.

  26. Urogallo dice:

    Aquí hay otro de esos.

    Elevar a los altares de una nueva correción política a Juliano, sobre todo en base a la obra de un “anti-sistema” como Gore ( Leáse Palimpsepto) me parece excesivo. De hecho, el propio Gore plantea algunas dudas sobre él ( “terriblemente supersticioso”), y de su reinado tenemos muy poco para considerarlo un “gran” personaje. Ganó una gran batalla, fomentó el culto pagano, mejoró las condiciones de los judios…y murió en otra batalla. Fin.

    Juliano no trató de acabar con el cristianismo, ni mucho menos de reinstaurar el paganismo, más bien trató de lograr algún tipo de equilibrio por motivos políticos.

  27. Poveda dice:

    Desde mi más profundo sectarsmo/fanatismo/lo que sea me sorprendo por su furibunda contestación sr Arauxo.

    Efectivamente mis escritos carecen de rigor académico, entre otras cosas porque no soy tal. Viendo, por el tono, que ha sido ofendido en su dignidad, trataré de contestarle sin ironías, cinismos ni dobles sentidos, a ver si así no tiene más erupciones de bilis (esta era el última). Y escribo, evidentemente desde mi cuestionable rigor intelectual (faltaría más) y mi parcialidad, que para algo la tengo. Las referencias personales y juicios sobre mi persona no los voy a contestar (ni tampoco formularé) porque creo que no tienen que ver con el debate referido.

    Quizás no devería haber mencionado “antigüedad” sino directamente siglos II, III y IV d.C., para que así no hubiera ud. podido salir con que a Homero o a Hesíodo o a quien sea se lo creía la gente a pies juntillas. Porque las élites culturales de la Grecia clásica en adelante tenían una certeza más bien escasa sobre qué eran o si directamente existían los dioses. Quizás porque entre Homero y Pablo de Tarso ocurrieron muchísimas cosas y mucha gente pensó y puso esos pensamientos por escrito, de Anaxágoras a Tito Lucrecio.

    El cristianismo trajo consigo un parón y retroceso en un lento proceso que ya duraba siglos y que no era otro que el de desmitificar y racionalizar la naturaleza, lo “sobrenatural”. Extendiéndose entre las clases bajas e iletradas mediante un vasto catálogo de superstición (espero que no te moleste esa palabra): curaciones milagrosas, apariciones, resurrecciones, transmutaciones, etc., el cristianismo llevaba un camino opuesto a esta línea de pensamiento y en cuanto se ubicó en el poder (como herramienta de Constantino y sucesores) luchó contra ella y prácticamente la hundió durante siglos; las persecuciones, quemas de libros, documentos, bibliotecas enteras; a saber la canatidad de conocimientos que se perdió entonces y que no se recuperó durante siglos (y posiblemente nunca).

    Quiere sr. Arauxo afrontar la crítica de esta novela como una obra de ficción, y tiene razón pues lo es, pero el tema que subyace en la novela, vida de Juliano aparte, es la decadencia no solo de las múltiples religones paganas, también del pensamiento y método protocientífico frente al dogma de fé. Y eso ocurrió. Y no fue algo positivo, desde mi sesgado y parcial rigor intelectual.

    Y vueeeeelvo a insistir, compara la crítica de Juliano al cristianismo con las caricaturas que le hicieron a él algunos patriarcas.

    Saludos, a secas.

  28. Poveda dice:

    Pido disculpas por los posibles errores gramaticales que hayan, iba con tiempo escaso.

    Saludos.

  29. Poveda dice:

    P.D. Ascanio, no seas mala.

  30. Germánico dice:

    Estoy con Urogallo: Juliano actuó en el plano religioso guiado por motivos de política, como los césares anteriores y posteriores. No hay que ver otra coisa en ello, creo. Que sintamos mayor o menor simpatía por la actitud del personaje (y yo siento mucha) es, prácticamente, anecdótico. Buscaba lo que todos: afianzar su poder en un momento de crisis.

    Saludos.

  31. Ascanio tristoncilla dice:

    Queridos Poveda y Arauxo, ¿ponemos un poco de paz y armonía?
    Desde mi punto de vista, creo que todos podemos expresar nuestra opinión en las páginas de Hislibris, faltaría más, para eso están (¿no, richar?) pero dentro de unos límites que no ofendan a nadie. No es la primera vez que hay un “enganche” entre dos hislibreños (de hecho, yo he participado en alguno de estos malentendidos), y creo que no será el último.
    Todo el mundo tiene derecho a expresar su punto de vista, pero sin entrar dentro del insulto o la descalificación personal. A mí, Poveda, no me has ofendido, (ya sabes el dicho, no ofende quien quiere, sino quien puede ), pero reconozco que hay cosas que me han molestado.
    El empleo de expresiones como “meapilas portacirios” o “gente de esta calaña”, como mínimo constituyen un agravio para personas que, como Arauxo o como yo (y perdona si me tomo la libertad de incluirte, Arauxete), tiene algún tipo de creencias religiosas que, por otra parte, están ligadas a lo más íntimo del ser humano. Creo que comprenderás que es normal que no nos tomemos a la ligera estas cuestiones, y que incluso las consideremos como un ataque personal dirigido a nuestras convicciones más profundas.
    Y ahora os contaré un secretillo: hace tiempo que estaba pasando una rachilla mala, y desde que os conozco, cuando me suena el despertador por las mañanas, me levanto como un resorte de la cama, y lo primero que hago cuando llego al trabajo es enchufarme a Hislibris. ¿Por qué? Pues porque disfruto como una enana leyendo las pullitas de Germánico, viendo cómo Richar pone orden en esta jaula de grillos, partiéndome de risa con las tesis doctorales de Cavilius sobre los jilipollas y la gente limonera, esquivando las balas asesinas de Uro por no haber leído “Alexandros”, y disfrutando con las emocionantes sábanas de Arauxo, que es único humedeciendo los ojitos de Ascanio…
    Así que, ¿por qué no guardamos las espadas y los escudos, licenciamos a nuestras tropas, desandamos lo andado, volvemos a cruzar el Rubicón, llegamos hasta la Galia, y nos tomamos unas cervecitas en el poblado de Astérix (territorio neutral por antonomasia)? Sí, sí, ¿vale que sí?
    Sigamos haciendo que Hislibris sea un punto de encuentro entre gente diferente, buena gente, y con opiniones variadas, que es lo que hace que esta página sea realmente un sitio enriquecedor.
    Un beso conciliador.

  32. richar dice:

    Totalmente de acuerdo con Ascanio, y eso que como ya he comentado más de una vez, con las discusiones hislibreñas hemos aprendido de lo lindo. Pero es cierto que si estas discusiones llegan a tocar lo personal, casi mejor pararlas, por el bien de todos, ¿no?

    Un saludo,
    Richar.

  33. Urogallo de Jerusalen dice:

    ¿Todavía no te has leido Alexandros?. Te la estás jugando….

  34. Germánico de Teutoburgo dice:

    Ascanio, eres única. Refrendo todo lo que dices, y me apunto a las cervecitas.

    Un abrazo.

  35. Poveda dice:

    Pido disculpas por haber utilizado expresiones ofensivas. Y me retiro del debate por lo menos una semana debido a una conjuntivitis bilateral nosequé.
    ¿Castigo divino?

    Saludos llorosos.

  36. richar dice:

    Joer, pues cuidate, hombre.

    Saludos,
    Richar.

  37. cavilius dice:

    Mensaje grabado en el teléfono de aludidos de Hislibris:

    “Al parecer unas recientes intervenciones mías, que por lo demás están basadas en y respaldadas por importantes estudios sociológicos y antropológicos que no cito para no aburriros, suscitan la hilaridad de algun/a blogero/a, hilero/a, forero/a, chatero/a, postero/a, o habitante hislibreño de la especie que sea. Al respecto quisiera citar, a modo de alegato apologético (o apológico, que tampoco hay que irse tan allá), unas palabras cuya autoría me reservo en aras de salvaguardar mi anonimato:

    PO FUENO, PO FALE, PO M’ALEGRO

    (obsérvese, al margen del significado de estas palabras, la musicalidad que envuelve a la frase)

    Piénsese en dicha frase como lema vital y se llegará lejos.”

    Fin del mensaje

  38. Arauxo dice:

    Bueno, a ver si logro explicarme de una vez para siempre.

    Yo no tengo ningún interés en convertir esta reseña ni ninguna otra en un campo de batalla, queridos Poveda y Ascanio y resto de la comunidad Hislibreña. Pero cuando me provocan, yo no guardo silencio… ni pienso hacerlo. Acepto cualquier crítica (contra mí, contra mis opiniones, contra mis ideas, contra mis creencias, contra mis prejuicios…) desde el respeto, pero nunca desde la grosería, la agresividad o la mofa ridiculizante. Lo digo, porque en Hislibris hay muchas personas con las que discrepo en mil y un asuntos y también en esta materia. Y nuestros “intercambios” no han pasado de lo que yo entiendo como broma simpática, con el mejor de los “talantes”. Pero quien quiera ver a Arauxo mudado en Mister Hide, lo tiene muy fácil: sólo tiene que faltar al respeto (a mí, a mis ideas, a mi “gente”, a mis creencias…)

    Si releéis mis intervenciones, creo que quedará claro que mi primera participación era tan pacífica y amistosa como suele ser habitual, excepto cuando mi olfato de perro viejo percibe el tufo de la provocación (como ha ocurrido en alguna otra ocasión). En mi primer comentario critiqué, desde la cordial confrontación de ideas, un sesgo acusado de la novela de Gore, tan acusado como incuestionable: su animadversión hacia el cristianismo. Lo hice en lo que creo sigue siendo una crítica ponderada y equilibrada, porque en el mismo comentario califiqué la novela como “magnífica” y “excelente”. No aludía a nadie, ni directa ni indirectamente, ni utilicé ningún termino despectivo ni contra el autor ni contra nadie.

    Me encontré “a cambio” un brindis al tendido cuando todo el mundo sabía que la montera, Poveda, me la lanzabas a mí. Ese comentario SÍ era netamente agresivo y en él se empleaban, como ya se ha repetido sobradamente, calificativos despectivos y ofensivos. Dado que no pretendo empezar guerra alguna, respondí con un comentario más ácido de lo habitual pero casi con el mismo tono distendido que siempre empleo. Sólo pretendía ser una llamada de atención, una especie de aviso como “Eeeeeeeeepa, vamos a dejar las provocaciones que aquí hay, por lo menos, uno que se identifica con los “meapilas portacirios”. Tú, Ascanio, también lo entendiste así.

    Como respuesta, me encuentro una “disculpa” que no es tal (“retiro lo de “meapilas portacirios” refiriéndome a los padres de la Iglesia, aunque a decir verdad lo hago fálsamente porque sigo pensándolo. Actitud que supongo no me deja en buen lugar… ¿lo he retirado o no? Jo, qué lío”) y a continuación un comentario tan jocoso como despectivo contra quien ya había declarado sus creencias, en lo que constituía claramente una provocación. Por lo tanto, Poveda, no entiendo que te asombres por mi “furibundo” ataque o mis “erupciones de bilis”: tú lo has despertado. Además, vuelves a equivocarte: yo no estoy ofendido en mi dignidad. Sólo me irrita, insisto, la falta de respeto y, seguidamente, como empatizo con facilidad, te hablo en tu propio idioma.

    Dicho esto y como veo, Poveda, que te has disculpado (esta vez con sinceridad) por las expresiones ofensivas, yo acepto las disculpas e incluso a continuación presento las mías por mis –posiblemente desproporcionados- embates; y el asunto, en lo que de mí depende, queda definitivamente zanjado. En metáfora de Ascanio, me vuelvo a la Galia, lo que permite, a partir de ahora, centrarnos en el debate sobre la obra y sobre sus implicaciones, que es lo interesante. Pero lo pospongo al menos una semana, para dar tiempo, Poveda, a tu recuperación, que espero sea pronta y completa. Cuídate, hombre.

    Un saludo también conciliador.

    PS para Ascanio: ¿cómo voy yo a seguir siendo causa de tu tristeza, Askaniete mía, y seguir viviendo tranquilo desde entonces? Un beso por el disgusto ocasionado.

  39. Ascanio dice:

    Arauxete, ¿me vas a dar explicaciones a mí a estas alturas? ¿a tu alter ego? ¿Con el grado de simbiosis que hemos alcanzado?
    Ah, pásate dentro de un rato por mi guarida, que hay más cositas (pero dame tiempo a “colgarlas”). Y es que como el resto de foreros son más sosos que un pie, y nos han dejado a Cavilius y a mí más solos que la una, tendré que ir enseñando más vergüenzas mías para ver si así los demás se animan…
    Por cierto, ¿sabes que ahora tenemos un chat? Claro, como no entras en el foro…

  40. Julio dice:

    ¡Mejorate Poveda! Nada de ver PC y TV en una semana, libros sí…

    Saludos,

    Julio

  41. Urogallo Félix dice:

    Mejor nada de nada, para que se le pase antes. Consejo médico.

  42. Urogallo dice:

    No, soy de letras, pero me parecía obvio. :D

  43. jaime dice:

    Yo comparo a Juliano con Leo Bassi!

    Felicidades por el blog.

    Ha sido citado en
    http://www.salollibrebcn.com/blogs.asp

  44. richar dice:

    Gracias Jaime por la mención y bienvenido al blog. Hoy había descubierto que aparecía Hislibris entre los enlaces de laweb del Salón y me había resultado muy gratificante. Ahora veo que es obra vuestra y os lo agradezco en persona.

    Por cierto, la campaña, genial :-)

    Saludos,
    Richar.

  45. Poveda dice:

    Hola de nuevo, como prometí tras una semana vuelvo a hacer acto de presencia.

    Primero quiero zanjar la discusión que mantenía con Arauxo con , de nuevo, disculpas; pues me doy cuenta de que el problema no era tanto una aguda divergencia ideológica sino unos modales bastante lamentables e infantiles por mi parte.

    Julio, a decir verdad lo de no ver la tele me duró unas 36 horas. El primer día fue bastante surrealista: pasé la tarde en un sillón, en batín, con la iluminación muy baja; como en aquel relato de Lovecraft, “El que susurra en las tinieblas” ¿lo habéis leído? pues así estaba yo, con las manos rígidas sobre mi regazo y una mirada carente de emoción alguna, carente de vida, mientras de fondo se escuchaba el Carrusel Deportivo de la Ser… pero mejor no sigo o asustaré a alguna alma sensible.

    Amigo Jaime, a mi se me hace difícil comparar a Juliano con Leo Basi, ya que a Basi siempre lo visualizo como en una de sus representaciones: masticando una mierda de perro.
    Me imagino que como crítica a las explotaciones madereras en el Amazonas o algo así.

    Saludos.

  46. Arauxo dice:

    Pero, hombre, Poveda ¿cómo no te has dedicado a escuchar buena música durante tu convalescencia? Claro, optas por escuchar a energúmenos gritando monosílabos con vocales artificialmente prolongadas y la adrenalina se te va acumulando… hasta que estalla.

    Sin retranca: me alegro de que te hayas recuperado y de que estemos ya en condiciones de iniciar nuevas refriegas…

    Salud (y que dure).

  47. l3utterfish dice:

    A ver que os parece este trailer de la nueva version de Caligula de Gore vidal!

    Estoy seguro que os gustara!

  48. Julio dice:

    Bueno pues gracias utterfish…no sabía del “remake”. Viendo el trailer y el reparto de actores creo que paso. Suena a una más que busca audiencia por un tema controvertido y a pesar de estar Gore Vidal detrás creo que quedará muy corta de la original. No imagino a un buen sustituto de la maravillosa actuación de Malcolm McDowell. Además ¿qué tiene Benicio del Toro de romano? Si no vi y escuche mal aparece un actor gordo y pervertido en el papel de Claudio o Tiberio, más parecido a Nerón, lo cual sería absurdo…

    En fin habrá que esperar pero se agradece enormemente la noticia. Cre¿o que una película basada en el libro de Juliano sería mejor recibida, hay mucha tela de donde cortar.

    Saludos

    Julio

  49. ARKANTOS dice:

    Hola a todos!! Ayer descubri esta página y me enganche mucho con sus opiniones e intercambios. Felictaciones a todos, porque han construido un lugar enriquecedor. Con respecto al libro Juliano el Apóstata de Gore Vidal, no lo leí, pero si leí Dioses y Legiones, de Michael Curtis Ford, que se basa en la vida de Juliano el Apóstata . Alguien me puede dar, por favor, sus opiniones comparativas de ambos libros? De que se trata el libro Creación de Gore Vidal? Gracias Hasta la próxima.

  50. richar dice:

    Saludos Arkantos y bienvenido al blog. Gracias por tus felicitaciones, a compartir entre todos los que andamos por aquí.

    En cuanto a tu pregunta, de poca ayuda te voy a servir, ya que no he leído ninguna de las tres que mencionas (aunque curiosamente las tengo todas), pero seguro que alguno de los que por aquí andan te sabrá dar consejo.

    Un saludo y esperamos verte por aquí a menudo.

    Richar.

  51. Urogallo dice:

    El de creación me dijeron que iba de Zaratrusta o algo así, pero yo también tengo interés en el de Michael Curtis Ford, ¿Que tal está?. Es que acaba de salir en edición de bolsillo y estaba pensando en pillarmelo, pero me han hablado fatal de “La odisea de los 10.000”.

  52. Julio dice:

    Si mal no recuerdo Germanico había leído ambos…saludos

    Julio

  53. Casio dice:

    Apoyo la moción de hablar mal de los 10.000. Insulsa. Y mira que le tenía ganas, ¡Quería que me gustara!

    Un saludo

  54. Baren dice:

    Arkantos, te corto pego de una web el argumento de Creación:

    “Buda, Confucio, Herodoto, Anaxágoras, Sócrates y Pericles son algunos de los personajes con los que el narrador de esta historia, Ciro Espitama, se cruza y debate en esta vívida evocación de un período brillante de la historia antigua.
    Probablemente con esta obra nación un nuevo modo de abordar la novela histórica que, más que narrar acontecimientos, lo que hace es reflejar un momento cultural, filosófico y religioso de nuestro pasado.”

    Lo terminé de leer hace un mes, y si bien al principio me chocó por estar narrado desde un punto de vista digamos pro-persa, opuesto a la mayoría de novelas que tratan sobre la época, enseguida me sentí esclavo de su lectura.

    De los mejores libros que he leído, sin paliativos. A su favor, además, el fino sentido del humor del cabroncete de Gore Vidal en boca del protagonista, jeje.

  55. Baren dice:

    Arkantos, te corto pego de una web el argumento de Creación:

    “Buda, Confucio, Herodoto, Anaxágoras, Sócrates y Pericles son algunos de los personajes con los que el narrador de esta historia, Ciro Espitama, se cruza y debate en esta vívida evocación de un período brillante de la historia antigua.
    Probablemente con esta obra nación un nuevo modo de abordar la novela histórica que, más que narrar acontecimientos, lo que hace es reflejar un momento cultural, filosófico y religioso de nuestro pasado.”

    Lo terminé de leer hace un mes, y si bien al principio me chocó por estar narrado desde un punto de vista digamos pro-persa, opuesto a la mayoría de novelas que tratan sobre la época, enseguida me sentí esclavo de su lectura.

    De los mejores libros que he leído, sin paliativos. A su favor, además, el fino sentido del humor del cabroncete de Gore Vidal en boca del protagonista, jeje.

  56. Tarquinia dice:

    Hola,

    Yo leí “Creación” de Gore Vidal, hace ya bastantes años. Creo recordar que trata básicamente de un viajero-diplomàtico entre Grecia y Persia, que intenta entender las cosmogonías de las dos civilizaciones. El detalle divertido es que, ya en la vejez, conoce a Platón (de joven) y lo define como un garrulo ignorante y pretencioso.

    Es como un tratado avanzado de filosofia pre-socrática comparada… Pero aporta datos apasionantes del bastante olvidado Imperio Persa. Y de las influencias de las filosofias orientales en el desarrollo de la griega.

    “SPOILER” –> la conclusión del protagonista es que las cosmogonias son excusas para justificar determinadas situaciones sociales, y que ninguna cultura tiene un conocimiento sólido o convencido del origen de la creación.

    Acabo de recordar que leí este libro en un viaje, hace unos 14 años… Seguramente cualquier coincidencia entre lo que recuerdo y lo que leí es un puro accidente!!! Eso sí, está estupendamente escrito, muy Gore Vidal.

    Tarquinia

  57. Tarquinia dice:

    Baren, no había leido tu comentario… Me podía haber ahorrado mi patético ejercicio de memoria!

    :-)

    Tarquinia

  58. cavilius dice:

    Coincido con los últimos comentarios acerca de “Creación” y “La odisea de los 10.000“.

    Para leer a Curtis Ford, que ha hecho una simple copia de la “Anábasis“, mejor (infinitamente mejor) leer a Jenofonte.

  59. Baren dice:

    Tarquinia, cuando he leido tu comentario he pensado: “mira, ella ha plasmado perfectamente lo que yo tenía más o menos en mi cabeza pero que he sido incapaz de transcribir no quedándome más remedio que corta-pegar el comentario de una web”, je,je

    Así que más que bienvenido tu ejercicio de memoria!

    PD: Si yo hubiese leído el libro hace 14 años realmente ni recordaría ya que lo hubiese hecho, juas.

  60. Germánico dice:

    Saludos, Arkantos, y bienvenido.

    Verás, para mí la diferencia entre los Julianos de Vidal (Gore, of course) y Curtis es equivalente a la diferencia entre el Dr. Zhivago de David Lean y la teleserie con la que Antena3 suele celebrar los festivos. Una (Curtis/Antena3) es una cosilla entretenida; la otra (Gore/Lean) es una obra rompedora.

    Y “La odisea de los 10.000” tampoco está tan mal, hombre. Es un best-seller histórico: se olvida con la misma facilidad con que se lee.

    Saludos.

  61. Tarquinia dice:

    Baren, que bonita enjabonada…

    :-)

  62. Baren dice:

    Pero es todo cierto, pardiez! :P

  63. Casio dice:

    Bonita metáfora televisiva, muy gráfica. Ejercicio entretenido donde los haya ese de comparar pelis de sobremesa y libros mediocres, rediez.

    Saludos

  64. ARKANTOS dice:

    Parecen muy bueno el libro Creación. Ya lo estoy buscando en las libreria. Alguien conoce alguna novela histórica sobre el rey Pirro?Saludos

  65. Ariel Batres V. dice:

    Respeto el criterio de “Julio” en su reseña. Aún así, para mí es una excelente novela. Me parece que Julio se deja llevar por las críticas enanas acerca de la obra “Yo, Claudio” de Gore, y por ello es que su comparación se queda en asumir lo dicho por otros como válido.

  66. Ignacio el Argentino dice:

    yo me he comprado la novela de Gore Vidal, ni bien la lea dare mi veredicto.
    saludos

  67. richar dice:

    Saludos Ariel y bienvenido al blog.

    Gracias por compartir tu punto de vista y esperamos verte a menudo por aquí.

    Un saludo,
    Richar.

  68. ARKANTOS dice:

    Acabo de leer Creación de Gore Vidal, y me parecio un libro muy interesente, aunque con un contenido inesperado. Interesante porque amplia el contexto historico de la epoca y empuja al lector a buscar y aprender otras culturas no tan conocidas. Ahora, inesperado por la versión de Gore sobre las Guerras Medicas. Busque por todos lados alguna historiografia que avale dicha versión, ( incluso historiografia persa) pero no encontre nada concreto. Alguien sabe de que fuentes históricas se pudo nutrir Gore para reflejar su versión de las guerras medicas y de los griegos en si?o fue solo producto de su imaginación? Me interesa el tema, porque, aunque me disgusto dicha versión y como se catalogo a los griegos, reconozco que puede haber algo de cierto, pues es sabido que la historia la escriben los vencedores.

  69. ignacio el argentino dice:

    De que trata Creación? Saludos

  70. richar dice:

    Misma pregunta iba a hacer yo… Arkantos, ¿Creación es sobre las Guerras Médicas o trata más temas? Me has dejado con la intriga…

    Saludos,
    Richar.

  71. Casio dice:

    Uf, trata más temas, sí.
    Totalmente recomendable, a mi entender.

  72. richar dice:

    Perfecto, gracias. Lo tengo en la pila, de la colección de El País.

    Un saludo,
    Richar.

  73. ARKANTOS dice:

    El libro nos traslada a los días en que Pericles regía los destinos de Atenas. El embajador persa, Ciro Espitama, dicta sus memorias a su sobrino el joven filósofo Demócrito, para rebatir la visión que de las guerras entre griegos y persas tiene Herodoto. Nieto de Zoroastro, le fue transmitida la sabiduría de su abuelo; como embajador del rey Darío en la India y Catay, conoce tanto las filosofías orientales como las intrigas políticas que el gran imperio persa mantiene para afianzarse o conquistar nuevos pueblos.
    Es un libro muy profundo, que amplia la la cosmovisión cultural de la antiguedad, ampliando los limites a otras culturas. En mi opinión fue escrito para vencer ese etnocentrismo por lo occidental del cual pecamos en esta parte del mundo ( y tanta guerras provoco a lo largo de la historia), y lo mas importante, despierta la curiosidad (por lo menos a mi) para buscar historiografia alternativa a la tradicional (si es que la hay). Me quita el sueño el no saber ( a pesar de que busque mucho) en que fuentes se apoyo Gore Vidal, para mostrarnos esta particular versión de las guerras medicas y de la idiosicracia de los griegos. La verdad es uno de los mejores libros que leí. Saludos

  74. ARKANTOS dice:

    Igancio, el libro lo consegui hace un mes en una libreria de Cordoba por $12. Eso si, era de unacolección que saco el diario El País de España. Si no tenes el de la Colección de Edhasa que creo que esta mas o menos en $30. Saludos

  75. Ignacio el Argentino dice:

    arkantos, esa colección esta en Argentina, la semana que viene viajo a mar del plata, y lo voy a comprar, pensar que lo vi, y ni le eche una ojeada, si no lo encuentro , soy como dicen ustedes un gilipolla.
    saludos y gracias Arkantos

  76. Ignacio el Argentino dice:

    Arkantos, ahora que pienso bien tu mensaje, ¿eres de Cordoba Argentina?

  77. ARKANTOS dice:

    No de Neuquén, pero me fui de vacaciones a Cordoba (ARG) y encontre muchos libros que no consigo ni en Neuquén ni en Bs AS. A proposito, (y a pesar de que no es novela historica, sino de ciencia ficción)encontre una trilogia de Asimov basa en el libro de Edward Gibbon “Historia de la decadencia y ruina del imperio romano”, llamada La Fundación. Desde mi punto de vista, es altamente recomendable, pues la considero, historia aplicada

  78. Jenofonte dice:

    La trilogía de la Fundación es una novela de historia, perdón, psicohistoria.

    PSICOHISTORIA — … Gaal Dornick, utilizando conceptos no matemáticos, ha definido la psicohistoria como la rama de las matemáticas que trata sobre las reacciones de conglomeraciones humanas ante determinados estímulos sociales y económicos… (1)

    (1) Todas las referencias a la Enciclopedia Galáctica. aquí reproducidas proceden de la 116° edición publicada en 1020 E. F. por la compañía editora de la Enciclopedia Galáctica., Términus, con autorización de los editores.

    Si lees “Un guijarro en el cielo” del mismo autor, casi verás a los romanos.

    Saludos.

  79. Arauxo dice:

    Yo… no diría eso. Con todos los respetos, Arkantos y Jenofonte, la serie Fundación de Asimov o Un guijarro en el cielo nada tienen que ver con la Historia real. Que el autor se inspirase en la caída del Imperio no quiere decir nada. Es literatura de ciencia ficción, pura y dura, y la psicohistoria fue la “ciencia” que Asimov se sacó de la chistera para crear el argumento. Una ciencia absurda que jamás existirá (y pese a que yo también haya disfrutado con Hari Seldon) y que, repito, nada en absoluto tiene que ver con la Historia ni con la realidad. Es pura ficción.

    Y lo advierto para aclarar conceptos (no tengo otra pretensión), porque ambos comentarios pueden haber creado confusión en más de un lector de estas páginas.

    Un saludo.

  80. Jenofonte dice:

    Vamos, vamos, no se trata de eso, sabemos que no es historia y no creo que alguien, a menos que ya esté confundido, crea que hay alguna relación entre la ciencia ficción y estas páginas. Quede asentada la aclaración de conceptos y continuese con ¿Juliano el apóstata, creo?.

  81. Jenofonte dice:

    Vamos, vamos, no se trata de eso, sabemos que no es historia y no creo que alguien, a menos que ya esté confundido, crea que hay alguna relación entre la ciencia ficción y estas páginas. Quede asentada la aclaración de conceptos y continuese con ¿Juliano el apóstata, creo?.

    Saludos.

  82. ignacio el argentino dice:

    Fundación me gusto mucho, y juliano el apostata estaría bueno leerlo en lecturas simultanes, quien se prende?

  83. Germánico dice:

    Joé. Julio y yo lo hemos leído recientemente.

  84. ignacio el argentino dice:

    UH, nunca pego una.

  85. Julio dice:

    Bueno si lo ponen en lecturas simultaneas por ahí nos veremos para comentarlo (tratando siempre de no adelantar los sucesos), saludos

    Julio

  86. Ariel Batres V. dice:

    Estoy 100% con el excelente resumen y comentario que presentó ARKANTOS el 3 de Marzo de 2007 a las 2:47 pm.
    Sea que sus fuentes acerca de las Guerras Médicas sean reales o no, lo cierto es que su capacidad de creación resulta envidiable. Con razón los críticos ripostan, pues cuando llegarán a escribir sobre un tema con tanta descripción, detalle y casi certeza.
    Considérese que si los pasajes donde describe las Guerras Médicas se los inventó, con mayor razón debe apreciarse su talento.
    Salvando las diferencias, compárese dicha novela con la de Mika Waltari “S.P.Q.R. El Senador de Roma” (Edhasa, 1979); o bien con la de Gisbert Haefs “Aníbal” (Edhasa, 1989), y se notará lo siguiente: Waltari investigó sobre Minuto Lauso Miniliano -supuesto protegido del emperador Claudio, el mismo que investigó Gore Vidal- en tanto que Haefs trata respecto a las hazañas de Aníbal el cartaginés y de pasada describe las Guerras Púnicas.
    Quien diga que estos autores no utilizaron su imaginación o bien que debieron ajustarse a la historia para hacer sus notables descripciones, es porque cree estar leyendo un libro de historia, cuando más bien se trata de una historia novelada, donde la ficción supera a la realidad.

  87. ignacio el argentino dice:

    arkantos,estoy leyendo Creación por tu recomendación, y la verdad el libro ya me atrapo en la primera página.
    Gracias.

  88. Ariel Batres V. dice:

    Por un “lapsus burris” como decimos algunos en Guatemala, olvidé agradecer a Richar la bienvenida que me dió a este blog en fecha 25 de febrero.

    SOBRE JULIANO EL APÓSTATA

    No obstante la admiración que siento por la capacidad investigativa y de narración que tiene Gore Vidal, tanto en “Creación” como en “Juliano el Apóstata”, acerca de éste último mi apreciación cuando en su oportunidad lo leí (edición de Edhasa, 2004) fue la que sigue, que dejé escrita como nota marginal al final del libro:

    “Brillante exposición en 756 páginas. Lástima que esta biografía no es lo que esperaba, pues no describe el por qué llamar Apóstata a Juliano, salvo que originalmente fue prácticamente obligado a estudiar para el sacerdocio y él por su cuenta y a escondidas se ilustró en el helenismo.

    Pero, durante su reinado de escasos dos años, el segundo en guerra contra Constancio, ¿qué fue lo que realmente hizo contra los cristianos y la religión? El autor dice poco al respecto, salvo sobre la quema de un par de templos.”

    En Guatemala hubo un político y prolífico escritor de la época liberal que dejó algunas anotaciones al respecto. Se trata de don Lorenzo Montúfar y Rivera (1823-1898). Según Wikipedia,
    “En Costa Rica fue Magistrado, Ministro de Relaciones Exteriores de 1856 a 1857 y de 1870 a 1873 y Rector de la Universidad de Santo Tomás. También desempeñó el cargo de Ministro de Costa Rica en la Gran Bretaña. Posteriormente fue Ministro de Relaciones Exteriores de Guatemala, y candidato a la presidencia.

    En política se caracterizó por su ideología liberal y su extremo anticlericalismo. Experimentaba una aversión casi patológica por los jesuitas, contra los que escribió varios opúsculos.

    Escribió una Reseña histórica de Centro América, unas Memorias autobiográficas y otras obras.”
    TOMADO DE: http://es.wikipedia.org/wiki/Lorenzo_Mont%C3%BAfar_y_Rivera

    Entre las otras obras que Wikipedia no menciona se encuentra “El Evangelio y El Syllabus y Un dualismo imposible, cuya edición original fue escrita en Costa Rica y data de 1884. En cuanto a Juliano, y su predecesor Constantino El Grande, don Lorenzo Montúfar apunta:

    “En el imperio de Constantino la situación cambió del todo. El poder del emperador vacilaba, y, para sostenerse, buscó el apoyo de los mismos a quienes se perseguía.
    Por medio del edicto de Milán hizo un bien a la humanidad, prohibiendo las persecusiones religiosas.
    Pero en seguida declaró la religión cristiana religión del Estado, incurriendo así en el mismo vicio de sus antecesores.
    El mal no está en que la religión del Estado sea una u otra, sino en que haya religión del Estado.

    Subió después al trono imperial un hombre de diferente carácter llamado Juliano. Cambió el ceremonial de Constantino por formas más sencillas. Hizo un gran bien; derogó las leyes que declaraban el cristianismo la religión del Estado y reconoció la igualdad ante la ley de todas las religiones.
    Si el emperador Juliano se hubiera detenido aquí, sería verdaderamente grande; pero no se detuvo aquí. El fue más allá y se perdió.
    No lo animaba el espíritu de justicia al declarar que en el Estado todas las religiones son iguales ante la ley. Lo animaba el deseo de restablecer el culto pagano, en cuyo favor dio disposiciones expresas y terminantes que han dado lugar a que hoy se le llame Juliano el Apóstata.”
    TOMADO DE: Montúfar, Lorenzo; “El Evangelio y El Syllabus y Un dualismo imposible.” Tercera edición. Tipografía Nacional. Guatemala, 1947. Extracto de páginas 24 y 26.

    Acerca de “El Syllabus” de Pío IX, que contiene el “Índice de los principales errores de nuestro siglo, ya notados en las alocuciones consistoriales y otras Letras Apostólicas de Pío IX”, Papa que según Lorenzo Montúfar no quiso morir dejando sólo una túnica como Jesús, sino testando millones, puede consultarse la obra “Explicación del catecismo católico breve y sencilla” publicada en 1808 por el R.P. Ángel María de Arcos, en su sección final intitulada Documentos de suma utilidad para el cristiano. Véase la siguiente dirección: http://www.cervantesvirtual.com/FichaObra.html?portal=0&Ref=11994

    SOBRE “CREACIÓN”

    Toda vez que este blog trata sobre “Juliano el Apóstata”, pero más de alguno de los apreciables comentaristas ha mencionado “Creación”, en fecha futura me permitiré sugerir que lean las citas que, tomadas de la edición de Edhasa 2002, aparecen en varias de las páginas de éste último.

  89. ARKANTOS dice:

    Gracias. Lo bueno del libro, (sea ficción o realidad) es que sirve para descubrir y buscar una mayor comprensión sobre la antiguedad, y por ende sobre la evolución del pensamiento humano.

  90. Ariel Batres V. dice:

    Lo que Arkantos dice en comentario anterior es muy válido en este tiempo es que se necesita entender la historia de las ideas y de la filosofía.
    En lo personal, con Gore Vidal y su “Creación”, entendí de mejor forma la diferencia entre Budismo, Confusionismo, medos y medismo, Zoroastro, Catay y Persia, el gobierno de Pericles, Darío, Jerjes y Artajerjes, etc.

    En honor a Artajerjes “… el Gran Rey erigió un altar a Arta, la justicia, como si esa cualidad fuera un dios aparte.” (Página 602 de la edición de Edhasa, 2002). Como dato curioso o coincidente, el guatemalteco Antonio José de Irisarri llama Astrea a la diosa de la justicia. Véase Páginas 143, 174, 307 de: Irisarri, Antonio José de; “Historia del perínclito Epaminondas del Cauca” (Nueva York, Imprenta de Hallet & Breen, 1863). La primera edición se imprimió en 1863 en Nueva York, con el seudónimo de Hilarión de Altagumea. En Guatemala, se consultó y se cita en el texto la publicada por: Editorial del Ministerio de Educación Pública, Biblioteca Guatemalteca de Cultura Popular “20 de octubre”, con Prólogo de Manuel Galich. Tomo I (Volumen 14, páginas I a XXXIX y 1 a 168) y Tomo II (Volumen 16, páginas 169 a 349). Guatemala, 7 de noviembre de 1951.

    En sí, leer “Creación” es aprender mucho en tan pocas páginas; y digo pocas a propósito, aunque la novela tenga una extensión de 620 páginas, toda vez que describir con detalle la vida del personaje Ciro Espitama y de todo lo que conoció podría haber abarcado una enciclopedia.

    Con el respeto que me merece “El mundo de Sofía” (1995), novela del noruego Jostein Gaarder. llevada a la pantalla grande en 1999 con nombre homónimo, el tratamiento que Vidal impone a la descripción de las ideas filosóficas del mundo griego es más amplio y profundo. En palabras de su personaje Espitama desfilan pensadores como Tucídides, Efialtes, Herodoto, Esquilo, Sófocles, Anaxágoras, Solón, Protágoras, los sofistas, Sócrates y muchos más, con lo cual el lector obtiene un refrescamiento acerca de la filosofía de los helenos.

    Y como la historia no siempre la cuentan los vencidos, es Ciro Espitama quien se encarga de señalar que los persas no estaban interesados en saber de las victorias de los griegos en Salamina, Platea y Maratón (página 598 de la edición citada), llegando al extremo de explicar a Demócrito su sobrino -en forma confidencial para que él no lo repita- que cuando los héroes militares Temístocles y Cimón murieron, el imperio ateniense terminó; éste último fue sustituido por Efialtes y el para el mundo occidental gran Pericles, quienes según Espitama fueron un modesto relevo de dichos héroes, pues con tales muertes el imperio persa estuvo seguro y sin temor de ser atacado por los griegos (página 601).

  91. ignacio el argentino dice:

    Termine creación, muy bueno, aunque pense quwe hablaba mas de las guerras medicas.
    Gracias arkantoas te debo una recomendación.
    Saludos

  92. ARKANTOS dice:

    Entonces, Ignacio, que opinas de esta particular versión de las guerras médicas y de los griegos?

  93. ignacio el argentino dice:

    Arkantos luego de leer el libro paso a opinar:
    – Me atrapo mucho las descripciones de la India y Catay, asi como me pareció muy útil e interesante todo lo relacionado, a los maestros (Confucio, Buda, etc). El libro por momento pareció un estudio de filosofía.
    En cierta medida, pienso que Gore Vidal es ateo, ya que si uno busca una respuesta científica al fenómeno de la Creación, sin duda tiene que romper el misticismo,y oscurantismo de las religiones; esta idea es tal vez el principal mensaje que subyace en el texto.
    En cuanto a la visión de los griegos, lo que se refiere a los conspiradores que se marchaban a la corte de Susa, esto las fuentes históricas lo revelan así.
    En cuanto a la poca importancia que se les da a las guerras médicas, mas que nada pienso que esto es así porque los persas fueron derrotados, sino me pregunto ¿si la invasión a Grecia era tan poco importante, por qué el Gran Rey tomo particpación en ella perdiendo tiempo?.
    Igual en conclusión, la novela le doy unos 8 puntos, ya que yo, esperaba que hablara un poco mas de las guerras con los griegos.
    Saludos

  94. ignacio el argentino dice:

    Julio comencé a leer Juliano el apostata, y debo felicitarte porque tu reseña es muy acertada y muy bella. Es una reseña de un cinco en el ranking de Messala.
    saludos

  95. Julio dice:

    Ignacio,

    Pues qué más puedo decir que muchas gracias, espero no haber estropeado nada de la historia que a penas comienzas y que disfrutes el libro tanto como yo, saludos

    Julio

  96. ignacio el argentino dice:

    Pregunta ¿Sobre el supuesto asesinato de Juliano por parte de una lanza romana hay algín historiaodr que así lorefiera o solo es imaginación de Vidal?
    saludos

  97. Julio dice:

    Creo recordar que él mismo lo discute en el prólogo, sabe que es cuestionable y según recuerdo no menciona fuentes. Tal vez alguién más sepa del tema, saludos

    Julio

  98. carlosV dice:

    Hola a todos:

    Magnífica novela de la que no he podido despegarme hasta el trágico final y es que Juliano dio muestras de sus dotes como gobernante. Con escasos recursos de subsistencia que supo aprovechar y con poco margen para maniobrar se hizo con el control volviendo a expulsar a los bárbaros.

    Por otra parte decir la división de la narración entre Libanio, Prisco y el propio Juliano no rompe el ritmo de la novela y si no que lo acrecenta y acelara su lectura por lo menos en mi caso.

    Felicitar por la fenomenal reseña de Julio.

    Un saludo

  99. JJsala dice:

    ¿Fué Juliano apóstata?. Para ello debería haber sido cristiano, pero Juliano nunca lo fué, así que dificilmente pudo apostatar.
    Juliano era, como la mayoría de los soldados, seguidor del culto mitráico. Monoteísta, sí, pero no cristiano.
    Tampoco su tío, el gran Constantino fué cristiano, era seguidor del Sol Invictus y, por lo tanto monoteísta, pero no cristiano. Su alianza con la secta judia que era el cristianismo, fué, sin duda, cuestión de estado, ya que los cristianos eran cada vez más numerosos y, por tanto, una fuerza con la que había que contar para la salvación del amenazado Imperio Romano.
    Lo que Juliano intentó fué cercenar el creciente poder de los Obispos
    cristianos y acabar con la pretensión de que el cristianismo se constituyera en la única religión del Imperio. Pienso.

    Sobre el tema de Constantino y el cristianismo, aconsejo “Constantino contra Cristo” de Alistair Kee en Editorial Martínez Roca.

  100. celula dice:

    “secta judia que era el cristianismo”

    que gran definición

  101. ALBERTO dice:

    Si uno lee la Historia de Amiano Marcelino (militar contemporáneo de Juliano que estuvo con él en la campaña persa) se encuentra prácticamente todo (todo) lo que Vidal cuenta en su novela, incluyendo también anécdotas históricas, rumorología de la época, etc. No quiero quitar mérito a Vidal, la novela me parece extraordinaria, y el tema elegido me parece valiente y singular, simplemente creo que Vidal añadió muy poco como novelista. De los escritos de Prisco y Libanio Vidal no toma prácticamente nada para la novela. Gibbon (Edward, no Edgard) no puede considerarse fuente, porque escribió en el siglo XVIII, Teodoreto (sic) no sé ni quién es, y san Gregorio supongo que se refiere a Gregorio Nacianceno. El personaje de Juliano, y sobre todo su coyuntura histórica (un imperio romano que es aún un mastodonte militar pero que simplemente no llega a tiempo a tantos frentes como godos, persas, guerras civiles internas, etc.) son apasionantes. Asistimos prácticamente a una guerra mundial (euromediterránea) intermitente, con grandes desplazamientos de población, sangrientas batallas que debieron dejar un hondo vacío en la demografía de la época, etc.

  102. Rei dice:

    Es la segunda vez que leo este libro. Y tal vez no sea la última. Gore Vidal ha reivindicado la figura de un Juliano vilipendiado por la historia. No olvidemos que la histroia desde entonces hasta casi el día de hoy ha contado lo que al cristianismo le ha interesado escribir. Aparece un Juliano humano, humanista -helenista- profundo, apologético, pero sobre todo, racional y razonador. Tuvo mala suerte. La apisonadora de los galileos estaba en marcha y aplastaba todo aquello que se pusiera por medio. Y al igual que hoy en Madrid una turba dfe ignorantes hace cola desde altas horas dde la madrugada para besar la estatua del cristo dee Medinaceli, muchedumbre que lleva dentro un fervor -fanatismo- inaudito en la< era tecnológica, entonces la religión fundada por Pablo de Tarso se introdujo en todos los ámbitos de la sociedad através de "esclavos e incultos", en palabras de Juliano.
    Por cierto en castellano lo han titulado Juliano el Apóstata, cuando en el inglés original es simplemente Julian

  103. Aretes dice:

    Qué bien que por fin entre en esta página alguien ilustrado y culto con una visión moderna para juzgar la historia desde un punto de vista objetivo y un estilo conciliador y respetuoso, que desvele y desenmascare todas las mentiras y manipulaciones de los fanáticos que el mundo ha sufrido en estos años.

  104. JJSala dice:

    “…..alguien informado y culto y con una visión moderna para juzgar la historia desde un punto de vista objetivo..”

    Yo no soy precisamente amigo de las religiones (de ninguna), basta con leer mis polémicas con Arauxo en alguna que otra reseña, pero, siento decirlo, la intervención de Rey, en su segunda mitad, me huele a panfletillo más que a visión moderna y objetiva de la historia.

    ¿A qué viene, en una novela (excelente) sobre Juliano hablar del Cristo de Medinaceli y de turba de ignorantes que hacen cola…..etc.?

    Lo dicho, no seré yo quien defienda ninguna religión, sea cual sea, pero me parece que la crítica al cristianismo actual en base la figura de Juliano, resulta anacrónica y panfletaria.

    Por cierto, si he decidido intervenir no ha sido tanto por lo escrito por Rey como por los aplausos de Aretes que considera que las palabras de Rey son “conciliadoras y respetuosas”. ¿Para quién?. ¿Para quienes son llamados “turba de ignorantes que lleva dentro un fervor-fanatismo-inaudito en la era tenológica”?.

    Saludos

  105. Pamplinas dice:

    Creo que Aretes ha pretendido ser irónica…

  106. JJSala dice:

    Prometo q

  107. JJSala dice:

    Prometo que eso es lo que he pensado un segundo después de enviar mi post.

    Si Pamplinas está en lo cierto y pienso que así es, te pido mis más sinceras disculpas Aretes.

    Es que ese penúltimo párrafo del post de Rei me dejó tan anonadado que, al
    leer a Aretes, acabé por entrar en un verdadero coma mental, que me impidió darme cuanta de lo que evidentemente es pura ironía.

    Salud

  108. juanrio dice:

    Uno prefiere ser respetuoso con las cosas que hace acada uno con sus tiempo, a pesar de que haya cosas difíciles de comprender en el siglo XXI, pero mezclar la tradición, o como se le quiera llamar, con Juliano el apostata….como que no lo veo.

  109. ALBERTO dice:

    La verdad es que no os comprendo, chicos. Si estamos hablando de una novela acerca del último poder importante (un emperador) que plantó cara al cristianismo, criticándolo en su sinrazón (fue también filósofo y escritor, aunque quizá no muy bueno), ¿no creéis que la actualidad de esa religión -que lo derrotó- viene a cuento? Yo no sé si la adoración del Cristo de Medinaceli será el mejor exponente del fanatismo cristiano, a lo mejor es sólo un signo de folklore popular revestido de una capa de cristianismo, como hay en España tantos y tantos que parecen cristianos pero en realidad son paganos y se remontan a mucho tiempo antes de Jesús. Pero citar al Cristo de Medinaceli, en el mismo día en el que una gigantesca cola colapsa las aceras de Atocha en Madrid, yo no lo veo un sinsentido. Por supuesto podemos debatir de lo que sea, pero esa es mi opinión. Por lo demás, también creo que Juliano no era precisamente laico, él era helenista, denunciaba (y con razón creo yo) las supersticiones y memeces en las que se basaba la fe de los galileos, pero él era un ferviente devoto del panteón ario de dioses, hacía sacrificios un día sí y otro también, adoraba a helios sobre todo, se inició en los misterios en Atenas, era un devoto de Mitra que creía toda su historia (tan similar por otra parte a la de Cristo)… Si el cristianismo hubiera fracasado hoy en Madrid tendríamos una interminable cola de devotos para adorar a una deidad femenina, quizá llamada Almudena. ¿Mejor o peor que el Cristo de Medinaceli? En mi opinión mejor, pero en el fondo casi lo mismo.

  110. Valeria dice:

    No me he leído el libro de Juliano. Ni tengo idea alguna acerca de la figura de este hombre. Pero sí que me resulta extraordinario estas peculiar afición de algunos por cuestionar una pequeña parte de algo pretendiendo con eso debatir sobre el todo.

    Porque al hablar de fanáticos y turbas de ignorantes, me imagino que no estamos hablando de esas muchedumbres enfervorizadas que habitualmente los domingos colapsan las calles para adorar a unos jovenzuelos de pantalón corto que le dan patadas al balón en una verde pradera, mientras los enfervorizados seguidores insultan a los que llevan pantalones de otro color, o apedrean autobuses, o mentan a la madres del señor que antes iba de negro y ahora no se de qué color va….. En la era tecnológica, señor, y las jovencitas desbocadas pidiendo tocar al ídolo, y en las gradas los jóvenes corriendo a recoger una camiseta sudada que su dios les ofrece, y niños a los que les han lavado el cerebro esperando a la puerta de los hoteles horas y horas para recibir una estampita …. Por no hablar de esos ritos iniciáticos que acaban con el discípulo sumergido en agua, a ser posible de una fuente pública. ¡Ah! ¿que no es eso? Pues a eso vamos.

    Como recurso literario la metonimia (creo que se llama así) está muy bien. Para debatir, parece un pobre artificio.

    Y sí, yo también creo que Aretes escribión en modo irónico.

  111. Clío dice:

    ¿Tendremos algún dia la capacidad o el temple de hablar de estos grandes temas: religión y política, sin personalizar ni herir a nadie?. Intentando en la medida de lo posible ser respetuosos con el pensamiento ajeno que, en una página de esta categoria, puede ser de lo más variopinto y cada uno con su corazoncito, sobre todo porque esto da lugar a rifirafes sin sentido.
    Y como dice un amigo de estas páginas: opino.

  112. Aretes dice:

    Creo que cualquier tema puede debatirse, pero sin sacar las cosas de quicio ni perder el respeto.

    Es un hecho que existe una dimensión religiosa en el hombre, sea el Dios que sea, incluso si se llama razón. Otra cosa son las actitudes dentro de esas religiones. Algunas atentan contra otros y por lo tanto condenables, otras simplemente no se comparten por ser incomprensibles desde fuera.

    El sacar una conclusión tan tajante para el siglo XXI a partir de la figura de Juliano, me parece algo cogido por los pelos.

    Y en cualquier caso, faltar al respetable con adjetivos y desprecios, por mucho que socialmente se tolere como parte de esa razón superior, no me parece la mejor forma ni el más sólido argumento.

    Y sí, era ironía.

  113. ALBERTO dice:

    Van a besar a Jesús de Medinaceli para “que les ayude a buscar trabajo”. En el Rocío hacen dos kilómetros andando de rodillas “purgando sus pecados”. Admito que “turba de ignorantes” es un término muy despectivo, pero ¿qué término los describiría mejor? ¿”ilustrados”? ¿”instruidos”? ¿”racionales”? ¿Cuántos de esos devotos del Medinaceli han realizado un curso de reciclaje para buscar trabajo? Algunos han estado allí noche y día, ¿no hubiera estado mejor empleado ese tiempo en alguna otra gestión más productiva en lo referente a buscar trabajo? Mientras no seamos valientes y llamemos a las cosas por su nombre no avanzaremos. A las personas hay que tenerles respeto en cuanto que personas, pero respetarlas incluye también reivindicar la dignidad humana, y la superstición y el oscurantismo poco favor nos hacen.

  114. juanrio dice:

    Efectivamente, Aretes, de eso se trata, de poder debatir y argumentar sin la necesidad de arrearle un ladrillazo al otro. ç

    Me parece totalmente respetable el hecho religioso, y que cada persona tenga y profese las creencias que le sean más afines. En mi caso no tengo ninguna y me molesta que los integristas de cualquiera pretendan imponerme las suyas y hacerme vivir conforme a lo que ellos quieren, pero no por eso les voy a “pagar” con la misma moneda y obligarles a que asuman lo que yo pienso, creo o siento.

    Un poquito de respeto es el mínimo exigible, aquí y en cualquier sitio.

  115. Aretes dice:

    Alberto, me vas a perdonar la insistencia pero creo que el hecho de que tú no lo comprendas o lo compartas te obceca al juzgar a la gente a priori.

    Nada tiene que ver se ilustrado, instruído o racional con ser religioso. No es incompatible y ejemplos hay los que quieras en la Historia.

    El hecho de hacer esas colas o esos kilómetros, a lo mejor consuela al que lo hace y tampoco daña a nadie que lo haga.

    ¿Perder el tiempo para encontrar trabajo? Me parece tan inútil como si quisieran ira al cine o a un partido de fútbol. No creo que todos los aficionados que están en el campo tengan, en los tiempos que estamos su nómina al día, digo yo.

    En cuanto a la dignidad, te puedo asegurar que hay quien se siente mejor basándo su manera de ser y actuar en una religión y que nada tiene que ver con la superstición o el oscurantismo.

  116. ALBERTO dice:

    Aretes, creo que eres tú el que no comprende muchas cosas, una de ellas es la distinción entre racionalidad e irracionalidad, y otra de ellas es la distinción entre comprensión y aprobación. Si se trata sólo de coherencia, hombre, y en este sentido la vida de Juliano (estamos aquí comentando una novela sobre él) es un ejemplo. La única explicación que puedes dar a tu actitud es una supuesta “superioridad moral” que supuestamente te permite ser “paternalistamente comprensivo” hacia quienes, admitámoslo, siguen atávicamente atados a la ignorancia. ¿O es que tú crees que tocaral Cristo de Medinaceli es más efectivo para encontrar trabajo que Infojobs? Puedes citar ejemplos en la historia de personas religiosas que fueron grandes científicos, pero lo fueron “a pesar de” y no “gracias a ser” religiosos. Es simplemente lógica de segundo de BUP (cuarto de ESO) ¿Tan difícil te es de entender?
    Y otra cosa que no distingues es la religiosidad de la devoción. El sentimiento de religiosidad es humano, el propio Einstein admitía el concepto de Dios. Pero ¿te imaginas a Einstein haciendo cola para besar la mano del Cristo? En fin, este ejemplo suele funcionar con mis alumnos, espero que a ti también te sirva.
    Vista tu evolución en los mensajes, espero que no utilices tu próximo mensaje para dar un viva a Cristo Rey, que te veo venir, “moderado”.

  117. Aretes dice:

    De veras siento que te lo tomes así.

    Nada más lejos de mi intención el ser paternalista o superior moralmente hablando.

    Espero haber sido suficientemente moderada.

    Un saludo

  118. pepe dice:

    Estimado Alberto: me ha gustado tu primer mensaje, en el que informas sobre Amiano Marcelino y otros datos de interés. Estoy de acuerdo también con uno de tus comentarios posteriores, en el que argumentas sobre la pertinencia de hablar en este hilo sobre el hecho religioso en general y sobre algunos detalles del mismo en particular. Me alegra además que haya discusión, porque es la esencia misma de esta página. Sin embargo, me ha disgustado mucho tu última intervención. Quiero creer que no era tu intención mostrarte tan desconsiderado y no me estoy refiriendo a la cuestión religiosa. Ya que has dado pruebas de inteligencia, a ver si consigues darlas también de bonhomía disculpandote con Aretes.

  119. Ascanio dice:

    Querido Pepe, como aficionado a la jardinería que sé que eres, no acabo de comprender cómo has cometido un error tan grave en agricultura: pedir peras al alcornoque.

    1. Javi_LR dice:

      Al parecer, Alberto no sólo se ha equivocado en el sexo de Aretes (aunque los ángeles no tengan sexo), sino que también ha errado en lo relativo a su moderación ironizándolo, sintiéndose capacitado para juzgarla. Lástima, porque en lo demás, a mi juicio, tiene bastante razón y resulta muy interesante. Ascanieques, no cometas el mismo error, que no sabes si es peral o alcornoque.

  120. Aretes dice:

    De verdad que me da rabia que no se pueda hablar de según qué temas, en absoluto parto de la base de que es incuestionable una u otra postura en cuanto a religión.

    Seguro que sería un gran debate la figura de Juliano que, por lo que decís, en su tiempo, como otros a lo largo de la Historia, le tocó lidiar en el bando de la Razón. Incluso se podría analizar como en la actualidad existen esos dos frentes… pero sin faltar. Seguro que no es tan difícil.

  121. Ascaniekes dice:

    Javi, la última frase de Alberto es, como decimos los que trabajamos en el campo de la sanidad, patognomónica. Lo siento, pero yo lo veo así. Pero si quieres me callo, tus deseos son órdenes.

    1. Javi_LR dice:

      No me gustaría que callases ni cantando una soleá desafinada a las cinco de la madrugada, Ascanieques. Es una orden.

      A mí tampoco me ha gustado nada esa frase, ya lo he dicho, aún así no veo por qué no va a poder ser un peral, insisto. Todos comentemos fallos y utilizamos la ironía a veces de manera poco adecuada.

      Y retomando el hilo del debate, o al menos una de las vías, siempre he tenido un fuerte debate interno entre la irracionalidad y la razón y aún no he llegado a ninguna conclusión satisfactoria. Siempre contemplé el grabado de Goya y me pregunté “¿es el sueño de la razón, entendido por su ausencia, la que produce monstruos, o es acaso el sueño de la razón, entendiendo la razón como una ensoñación, la que produce esos monstruos?” Creo intuir que la consideración de irracionalidad va por barrios y que uno la adjetiva según su experiencia personal.

  122. Vorimir dice:

    Estoy de acuerdo con Javi en lo que expone sobre lo dicho por Alberto, y por desgracia, en lo que dice también Aretes de que no pueda hablarse según que temas.
    Yo tampoco pienso muy distinto a Alberto, pero no se me ocurriría soltarlo tal cual por un foro de internet. Vamos, que estoy de acuerdo con el fondo, pero no con las formas.

  123. ALBERTO dice:

    Je, para patognomónica tu intervención, Ascaniekes. Aportar no aportas nada, ¿tienes algo que decir sobre algún tema? ¿conoces el significado de la palabra “alcornoque”? No sé si lo vas pillando…

  124. Aretes dice:

    Botánica aparte, creo que la irracionalidad y el fanatismo es algo que ha quedado inherente a la religión, no por la filosofía religiosa en sí, sino porque era la aceptada durante el tiempo en que se podía plantar cara al régimen que hubiera.

    Creo que el poder, o su abuso o su estancamiento, sea religioso o no, humanista o no, es lo que produce el fanatismo. Las ideologías casi siempre son bellas, el problema es llevarlas a la práctica.

  125. cavilius dice:

    Todos los extremismos son malos, tanto en un sentido como en el contrario. Abogar por el poder o la supremacía de la razón alegando cuán absurda y extremista (o al menos así se pretende presentar) puede llegar a ser la irracionalidad me parece que es un, paradójicamente, un argumento poco razonado, sobre todo cuando se pueden buscar fácilmente otro tipo de silogismos sin necesidad de recurrir a la falacia del extremismo.
    En mi opinión, y huyendo de este tipo de argumentos (que no sirven más que para soliviantar los ánimos, me temo), no creo que Juliano sea el mejor ejemplo de contraposición entre razón e irracionalidad, porque lo que él hizo fue perseguir unas creencias irracionales porque le gustaban más otras creencias igualmente irracionales. Por otro lado, creo que se le ha de conceder a la existencia humana el derecho a la irracionalidad (esto es: no la locura ni el fanatismo ni el extremismo, sino simplemente la no-búsqueda de la razón como refrendo para todo lo que uno hace o debe hacer). Me parecería muy duro renunciar a tantas cosas irracionales que serían desechables en el cedazo del anàlisis racional del mundo: sustituir, no sé, los colores por un código numérico, la esperanza por la probabilidad, la amistad por el interés calculado, el amor por la conveniencia recíproca, la voluntad por la necesidad, incluso el simple nacimiento de una idea por un proceso físico que tiene lugar en el cerebro.
    No sé si para encontrar trabajo es más efectivo tocar al Cristo de Medinaceli que inscribirse en InfoJobs, y lo digo sinceramente; nunca he hecho lo primero, y en cambio sí he estado apuntado a esa página durante años sin éxito. Probablemente sí lo es, pero ya he dicho antes que prefiero la esperanza a la probabilidad. Tampoco creo que se deba descalificar una u otra cosa en función de su mayor o menor acercamiento a lo que sería una actitud “racional”. No debería ser esa la regla de medir, porque si lo es, es evidente que nos perderemos el ser capaces de imaginarnos a Einstein haciendo la cola de Medinaceli.
    En fin, viva la irracionalidad razonada y la razón irracional. Que descartar lo irracional es la más irracional de las posturas y negar la razón es dar la razón a los demás.

    Y, como ha dicho Javi, no caigamos unos y otros en el error (o salgamos de él si lo hemos hecho) de usar la ironía de un modo irracional…

  126. JJSala dice:

    Bravo por tí, Cavilius.

    Razonado e inteligente, que no siempre es lo mismo.

    Salud

  127. Ascaniekes dice:

    Tienes razón, Alberto.
    Mi primer comentario en Hislibris y voy y la cago…

  128. Aretes dice:

    No, si al final el mejor aceite es el del olivo.

  129. Ascanio dice:

    Uy, mira, con permiso de Alberto (¿puedo, puedo?) voy a ver si arreglo mi debut en Hislibris con una aportación interesante, hablando de olivos.
    A todos aquellos a los que les guste desayunar una tostadita con aceite, les recomiendo el aceite Fuenroble (a ver si me salen bien las cursivas, porque como no tengo mucha experiencia en esto de escribir en blogs…). Este aceite es de otra dimensión (¿verdad, juanrio?).
    (A juanrio ya lo conocía de antes, no es que yo lo haya visto antes por aquí, que conste, a ver si os vais a creer que yo gasto mi precioso tiempo escribiendo comentarios en Hislibris… o reseñas… qué va….).

  130. juanrio dice:

    Gran aceite, sin duda, Ascanio…de hecho tengo que pasar a comprar más….

  131. ALBERTO dice:

    Pido perdón a Ascanio, o Ascania o quien sea, por haber replicado a uno de sus comentarios tan esclarcedores e ilustrativos con los que agrega valor a este foro sobre Juliano. Sin duda sin Ascanio y sus inteligentes aportaciones, llenas siempre de originalidad e interés, no tendría sentido estar aquí en torno a Juliano.

    Ascanio, no nos prives de tus ocurrencias, sigue resistiéndote a la tentación de mantener la boca cerrada, que como se ve en este foro si tú te callas el mundo pierde un tesoro.

    Vaya fallo que he tenido. Siento haberte replicado Ascanio. La culpa es mía, que a veces inconscientemente sobrevaloro a cualquier friki de estos que abundan por estos lares. Tu autoestima debe habersde disparado gracias a mi torpeza.

    Buena suerte, “cerebro”.

  132. Casio dice:

    Por cierto, Javi, ¿qué interpretación crees que sería la de Goya?

    ¿Hombre durmiendo o simplemente melancólico? ¿Tú a cual te tiras?

    1. Javi_LR dice:

      Creo, Casio, que le han metido un sopapo en algún momento de la vida y se ha quedado así de im-baculum, el pobre.

      Ascanio, de otra cosa que me suelo fiar es de las corazonadas (anatema en contra de la razón), sobre todo viniendo de ciertas personas. Esta vez no lo hice, disculpa.

      Cavi, compartimos casi al 100% esa opinión acerca de lo racional/irracional, ya lo sabes. Chapó por tu intervención, aunque añadiría algo: las irracionalidades que dañen a un primero, segundo o tercero son las que deberían de ser decididamente analizadas y, en la medida de lo posible, erradicadas. Sin márgenes para el relativismo.

      1. Javi_LR dice:

        Vaya, Cavi, cuando respondí no vi tu última intervención. Lo peor de esa historia hubiera sido que al día siguiente hubieras encontrado los mismos vándalos haciendo lo mismo. O, peor, que hoy, ya sin nieve, hubieses comprobado daños en el monovolumen, ya que alguna de esas bolas inocentes contenían algo más sólido.

  133. cavilius dice:

    Ayer nevó en mi ciudad, y hacía muchos años que no pasaba. Tuve que salir de casa a hacer un recado, y frente al bloque donde vivo vi a unos críos que no tendrían más de 15 ó 16 años, que se dedicaban a lanzar con violencia bolas de nieve desproporcionadamente grandes a la gente que entraba en el metro. Luego, entre risas, pasaron a bombardear los coches que al no poder avanzar por el tráfico hacían caravana en la calle. El conductor de un monovolumen, en el que vi que iban también una mujer y una niña pequeña, se bajó y les amenazó, intentando que dejaran de cometer semejante acto vandálico. El hombre era un tío grandote y mayor que yo, y los chicos, sinceramente, no tenían ni media bofetada. Pero ellos le chulearon, le retaron gestualmente a que viniera a por ellos, y el hombre seguro que en apenas unos segundos se debatió entre dejar sola a su familia y perseguir a aquellos inconscientes o volver a entrar en el coche y dejarlo correr. Y yo sentí deseos de acercarme a los chicos, cogerles por la solapas de los anoraks y llevarlos a la presencia de aquel hombre, para que se dirimiera allí lo que tuviera que dirimirse. Obviamente no hice nada de eso y seguí mi camino, porque además se me hacía tarde y porque tal heroicidad por desgracia no va con mi carácter filosófico. No sé cómo acabó la historia, y toda la tarde tuve un enorme descontento interno conmigo mismo y con lo que había presenciado.

    Cuando volví del recado pasé de nuevo por allí. Exactamente en el mismo lugar donde antes habían estado los chicos había un grupo de niños haciendo un muñeco de nieve con la misma nieve que antes habían usado aquellos vándalos como proyectiles. También estos lanzaban bolas de nieve, los unos a los otros, entre juegos y risas, entre caídas y resbalones. La gente pasaba, los miraba y sonreía. Y yo también pasé, les miré, sonreí y me reconcilié conmigo mismo y con la raza humana en general.

    Esta mañana he vuelto a pasar. La nieve ha desaparecido, y todo lo demás también.

  134. Ascanio dice:

    Bah, nada que disculpar, jefe. Es más, la próxima vez que nos veamos te llevaré una botellita de Fuenroble.
    Eso sí, recuérdamelo porque tengo memoria de pez.

    1. Javi_LR dice:

      Vaya, Askanieques. cuando respondí no vi tu última in… vitación. Tomo nota y te lo recordaré.

  135. cavilius dice:

    Que sí, Javi, que sí, pero ¿y la moraleja? ¿No habéis pillado la moraleja? ¿Ein?

    Ascaniekes, dile a tu hermana Ascanio que te deje más a menudo el ordenador, que es una acaparadora.

  136. Aretes dice:

    Si es que por mucho que se agite una vinagreta, al final siempre flota el aceite sobre el vinagre.

    Como casi todo, es cuestión de tiempo.

  137. pepe dice:

    No, yo no he pillado la moraleja, como tampoco entiendo la mayoría de los comentarios en clave que habeis estado haciendo toda la mañana, que os habéis puesto de un simbólico y de un enigmático… Que si el aceite del olivo, que si tú a cual te tiras, que si esta tarde vi llover, vi gente correr, y que a ver si pilláis la moraleja, que si la razón de la sinrazón que a mi razón se hace, de tal manera mi mi razón enflaquece, que con razón me quejo de la vuestra fermosura…

    Mira, hablando de fábulas, esta mañana han contado una en la radio, y tampoco le pillo la moraleja. Ahí va: un mosquito se planta en la pata de un toro pensando que allí estará a salvo a lo suyo y el toro va con el rabo y lo espanta. El mosquito se vuelve a poner más arriba, en el lomo, y el toro lo espanta de nuevo con el rabo. Y el mosquito que se vuelve a poner cerca de la testuz y el toro que le vuelve a espantar con el rabo. Y dice el mosquito, “joder, me voy a poner en el hocico, verás como allí no me da con el rabo”. Y va el toro, saca la lengua y se come al mosquito. Fin.

  138. Ascaniekes dice:

    ¿Quién es el mosquito? ¿Y el toro? ¿Y el rabo, de quién es?

  139. Ascanio dice:

    ¡¡¡Chsssstt!!!
    Esta Ascaniekes, siempre metiendo la pata…

  140. Valeria dice:

    Cavi, enhorabuena. No he pillado la moraleja, pero tus dos intervenciones gordas me han gustado. Sobre todo la primera. Me has recordado a alguien a quien quise mucho, y también era filósofo.

    Ascanio, a mi hija no le gusta “tu aceite”. Que lo sepas.

    Pepe, eso del mosquito ¿es una fábula con moraleja de verdad, o el arma letal para la campaña esa de que esto tiene arreglo?

  141. pepe dice:

    Frío, frío, Ascanio, que en esta fábula no hay ni alegoría ni (figura excelsa entre todas) metáfora, como en las que inventa Cavilius, sino humor del más ordinario y soez (me temo).

  142. cavilius dice:

    Ejem, que lo de la nieve no es invención mía sino que fue real como la vida misma. En todo caso, acepto que pudiera ser invención de alguien con el poder de hacer que sucediera como así sucedió…

    No os preocupéis por la moraleja, yo también la estoy buscando. Sólo os había pedido ayuda por si la encontrábais antes que yo.

  143. juanrio dice:

    Moraleja…de la inocencia a la estupidez y de esta a la sensatez….o no. ¿Qué es mejor?

  144. pepe dice:

    Eres como un niño pequeño, Cavilius, no me extraña que fueras tú el que tirabas las bolas (por cierto, hay una mágnifica novela, El quinto en discordia, que empieza así). Claro que hemos pillado tu moraleja, hombre.

    Esto oyó un valentón, y dijo: “Es cierto
    cuanto dice voacé, señor soldado.
    Y el que dijere lo contrario, miente.”

    Y luego, incontinente,
    caló el chapeo, requirió la espada,
    miró al soslayo, fuese, y no hubo nada.

  145. Aretes dice:

    ¿La de Pepe puede ser lo de que “hasta la lengua todo el rabo es toro”?

    Pepe ¿una musiquilla para este martes?

  146. Clío dice:

    No menteis al toro que anda la cosa revuelta por esos lares! Si Pepe, queremos musiquilla ya!

    P.D. A mi me ha encantado el comentario de Cavi, y el trabalenguas goyesco de JaviLR y es que Goya me gusta mucho ¿por lo irracional de su pintura a veces?.
    Jo Ascanio, el aceite ese tengo que probarlo, ya!

  147. Ascanio dice:

    Aretes, yo creo que te equivocas de bicho. ¿No será más bien lo de “del cerdo me gustan hasta los andares”?
    Clío, si te gustan los aceites sabrosones, te gustará éste.
    Y digo yo… ¿cómo hemos pasado de Juliano a los toros, los rabos, los cerdos y los aceites? ¿Será que todo se puede acompañar de una buena ensalada o unas verduritas en Juliana?

  148. pepe dice:

    Bien, una musiquilla. Vamos a hacer antes un pequeño experimento: juntamos las dos palmas de las manos por la parte que está más cerca de las muñecas y, sin separarlas, aplaudimos. ¿Qué tenemos? Pues tenemos una de las metáforas más hermosas que se hayan incluido nunca en una canción:

    http://www.youtube.com/watch?v=sbUzwLi7AyE

    Bien, no creo que nadie necesite indicaciones, pero la musiquilla de hoy se merece este pequeño fragmento de García Marquez, que describe bastante bien lo que sentí cuando, después de haber oído docenas de veces la canción, reparé en la belleza de la imagen:

    Eran las mariposas. Meme las vio, como si hubieran nacido de pronto en la luz, y el corazón le dio un vuelco.

  149. Ascanio dice:

    Pepe, dejando al margen las letras de Presuntos Implicados, a mí su música me suena toda igual. Me compré el disco de “Alma de blues”, y ya no me compré más, porque cuando escuchaba sus nuevas canciones siempre pensaba: “uy, esa la tengo yo”. Y qué va, era de un disco nuevo…

  150. pepe dice:

    Uy, lo que me ha dicho…

  151. Ascanio dice:

    Uy, lo que le he dicho…

  152. Urogallo dice:

    Tenías que haber sacado el cd de la caja antes.

  153. juanrio dice:

    A mi Presuntos implicados es que me deja absolutamente helado….Antes de Alma de Blues eran mu malos(hacían algo como discotequero) y despues de ese se pusieron trascendentales y me aburrieron. A mí con chica al frente, y de similar generación, me gustan más estos….

    http://www.youtube.com/watch?v=_nZK9DguzmM

  154. Ascanio dice:

    Uy, pepe, lo que te ha dicho juanrio…

  155. pepe dice:

    Qué atrevida es la ignorancia…

  156. juanrio dice:

    Peeeroooooooo, si hasta los ví una vez en directo (a los Presuntos) No me convences, Pepe, prefiero a los otros, a pesar de sus letras surrealistas y sus rimas imposibles….

  157. pepe dice:

    A ver, repasemos los últimos comentarios para asegurarnos de qué he intentado convencerte…

  158. pepe dice:

    Y, por cierto, yo también vi en directo a los Esclarecidos, en el mítico Rockola.

  159. juanrio dice:

    Cierto, no lo has intentado, salvo de manera sutil. Yo vi a los Esclarecidos, pero no creo que fuera en Rockola…hummmm, que memoria.

  160. Casio dice:

    Y ninguno menciona al Último de la fila… Esto hay que frenarlo.

  161. pepe dice:

    Esos no tenían chica al frente, Casio, como Objetivo Birmania (que tenía además a las birmettes)
    http://www.youtube.com/watch?v=l-Ex44pWziw
    o Rubi y los Casinos (manudo cabrón el novio)
    http://www.youtube.com/watch?v=7tcVe2GVfHs
    o Alaska y los pegamoides
    http://www.youtube.com/watch?v=-_rL03095nE
    Habrá más de los que ahora no me acuerdo, pero ya está bien de que ensucieis este hilo, que no tenéis ni respeto ni conocimiento.

  162. pepe dice:

    Ah, me olvidaba de Aerolíneas Federales y las aerolinettes. Nótese que casi no hay diferencia con la voz de Sole Jiménez…

    http://www.youtube.com/watch?v=TPKyNQFRr6Q

  163. Urogallo dice:

    ¡ Bravo Casio !. Ya era hora de que alguien les enseñase a estos lo que es la música de calidad.

    ¡ Venciste Galileo !

  164. Casio dice:

    En desafío al férreo monopolio musical al que nos tiene sometido el patriarca del lugar:
    http://www.youtube.com/watch?v=uf-roYK0tXY

    Bien, estoy de acuerdo: el vídeo no les hace justicia.

    Saludos

  165. Urogallo dice:

    ¡ Que grandes !

  166. juanrio dice:

    Aún mejor…”Como garfios de plata se clavan tus dedos en mi cuerpo….”

    http://www.youtube.com/watch?v=qqaS9r9d-TY

    Que grandes y que mal suenan en este directo, para lo buenos que eran…

  167. pepe dice:

    Me cago en to lo que se menea, este mozalbete se está subiendo a las mismas barbas del patriarca (por cierto, ¿se puede saber a quién está llamando patricarca este mocoso, Juanrio?). No, no me lo digas si piensas que no me va a gustar. Bueno, si, dímelo de todos modos, pero con delicadeza…

  168. pepe dice:

    No quería decir patricarca sino patriarca, y como se le ocurra a alguien hacer una broma con el asunto se va a enterar.

  169. Aretes dice:

    Pero sí podemos reirnos ¿no?

  170. juanrio dice:

    Pepe, tranquilo, yo creo que venía por la quinta acepción del diccionario de la RAE “fundador de una orden religiosa”, con lo cual es evidente que habla del Obispo Richar. Nosotros somos meros discipulos y Casio no ha pasado todavía de leer en el refectorio y cantar (bajito) en el coro.

  171. Casio dice:

    Sí, sí. La quinta acepción tralará…

  172. Clío dice:

    Yo creo que sois todos un poco “patricarcas” con esa música que estais poniendo jijiji!

  173. Urogallo Rex dice:

    Habla por ellos, que el último de la fila son modernos.

  174. Clío dice:

    Si tu lo dices……

  175. MARIELA dice:

    UN LIBRO MARAVILLOSO!! 642paginas de pura redaccion incentivadora por parte del autor..PARA MI VIDAL utiliza un estilo muy particular pues si es cierto posee una semejanza con el libro de Robert Grave pero solo en una sustancia de mera apariencia cosa q no le quita el objetivo que pretende demostrar atraves de su esquematizacion del mundo antiguo y particularmente de su personaje principal Juliano,creo se proponer demostrar, no solo un personaje de Cesar como otros autores han deceado describir sino TRANSMITIR la inmerecedera injusticia de la ha que fue sometido este personje para la posteridad.
    puesto q he leido otros cesres como julio CESAR, Claudio, Tiberio,NERON,Y DEMAS LIBROS sobre estos temas admito ubicar a este libro en mis predilectos..

  176. Malamujer dice:

    Hola.
    Me estoy leyendo el libro y alguien me ha dicho que existe un anacronismo ya que se habla en el libro de los eucaliptos y no es posible que hubiera eucaliptos en esa época en Roma, alguien sabe en qué parte del libro se cita al eucalipto?? es pura curiosidad. Gracias y un saludo.

  177. Bernabé dice:

    Lectores, alguien leyó el Nombre de la rosa? Fuera de esto, alguna novela histórica recomendable para leer?

  178. iñigo dice:

    ¿Te parecen pocas las que aparecen en la página web de hislibris?
    Las reseñas en general son todas de novelas y ensayos muy recomendables… Solo tienes que buscar lo que vaya con tu gusto. Pues eso, para gustos los colores. Animo y bienvenido.

  179. Bernabé dice:

    Quiero opiniones de los lectores, no frias y dudosas reseñas.. Vos, arrogante Iñigo, quiero que me recomiendes una que hayas tenido el gusto de leer…

  180. iñigo dice:

    ¿Arrogante? No comments

  181. iñigo dice:

    Para empezar te recomiendo
    “Aguila en la nieve” de de Wallace Breem
    “Lincoln” de Gore Vidal
    “Nevaba” de Patrick Rambaud
    “Manituana” de Wu Ming
    Son las que he leído ultimamente y me han gustado mucho.
    Por cierto las reseñas siempre van acompañadas de comentarios… con esa guía casi seguro aciertas al 100%… No son reseñas frías, sino muy trabajadas y concienzudas.

    1. Javi_LR dice:

      Bueno, Íñigo, creo que te vas a quedar con ese epíteto ;o) Suena taaan… homérico.

      Y allá iba el arrogante Íñigo, pastor de libros, de tremolante casco, aconsejando lecturas por doquier…

  182. Farsalia dice:

    No hay nada más triste que dejar de lado la curiosidad. Pues no hay nada como adentrarse en libros, descubrirlos por uno mismo, leer sin apriorismos, impulsivamente incluso, catar, equivocarse y acertar. En última instancia, qué triste no ser curioso sin más. Qué hermoso es alimentar un gusto propio a partir de la propia experiencia. Así se forjan lectores. Lo demás sí es arrogancia…

  183. iñigo dice:

    Ya ves. El problema es como se utiliza. Pero lo de arrogante no pega nada con mi personalidad. De verdad.
    Que le vamos a hacer. ;-)

  184. Vorimir dice:

    Y lo de “frias y dudosas reseñas…” no está mal tampoco…

  185. Farsalia dice:

    Es que estamos en febrero…

  186. Vorimir dice:

    Febrero, el mes de las reseñas dudosas de Hislibris. :D

  187. iñigo dice:

    Y además soy tonto y contesto. Pobre de mi.

    1. Javi_LR dice:

      Noooo. No pienses eso. Yo creo que has obrado bien.

  188. Faraón dice:

    Bernabé algo de razon tiene en lo que dice, puede ser que se la haya ido la mano, un traspié.. ¡Viva Juliano, viva Gore Vidal! Y vivan los libros ejercitadores de la mente, transportes a lugares maravillosos y no tanto… Saludos!

  189. Mercè Bassolas dice:

    Es un libro interesante para iniciarse en el conocimiento de este hombre excepcional que fue Juliano. Pero yo recomendaria leer autenticas biografías sobre él, como la de Joseph Bidez o bien Lucien Jerphagnon, la obra de Amiano Marcelino, su contemporaneo i, claro ésta, las propias obras del Emperador, que aportan un testimonio decisivo y nos dan una idea sobre la vivacidad de su escritura (sobre todo sus cartas) y nos aportan claridad sobre su atrayente carácter. En la obra de G.Vidal hay bastantes episodios novelescos inventados e innecesarios.
    En cuanto al tema de la diatriba sobre el cristianismo, la obra de Juliano “Contra los galileos” en parte conservada, debe mucho a Celso y a Porfirio pero no deja de aportar ciertas contradicciones en la doctrina cristiana que son vigentes hasta el dia de hoy (p.ej. la creencia de que Dios se manifiesta físicamente en un momento histórico y en un lugar geográfico concreto quedando así limitado física i temporalmente; contradicciones manifiestas entre el Apocalipsis de Juan y las profecías del Antigua Testamento; que no fue Jesús el fundador del cristianismo sino Pablo de Tarso, etc.).
    Yo animaría a todos los que esteis interesados en la figura de Juliano a que procureis leer estas biografías alejadas de novelescas invenciones que nada aportan a su de por sí legendaria grandeza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hislibris te informa de que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Ediciones Evohé, S.L. como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos (nombre y correo electrónico) es únicamente gestionar los comentarios que realices en este blog y jamás serán compartidos con terceros (salvo requerimiento legal). Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos de que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Factoría Digital (proveedor de hosting de Hislibris) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Factoría Digital. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hislibris@hislibris.com e info@edicionesevohe.com, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.