FUEGO EN ORIENTE. GUERREROS DE ROMA – Harry Sidebottom

FUEGO EN ORIENTE. GUERREROS DE ROMA - Harry SidebottomUna novela de romanos sin romanos.

Bueno, sin protagonistas romanos de nacimiento. Por que a pesar de nacer más allá de los limes, son guerreros de Roma los que protagonizan la epopeya. Una novela de aventuras ambientada en el asedio de Aretes, una recreada ciudad de Dura Europos, durante la guerra contra los fanáticos persas sasánidas, que están dispuestos a someter a todo el Imperio Romano ante la luz de Mazda. Y al imperio le cuesta defenderse, le cuesta tanto que solo puede enviar en su defensa y como Dux Ripae, a un rehén bárbaro, elevado al rango de equite, y que apenas cuenta con un puñado de hombres.

Un puñado de hombres para defender la más lejana fortaleza donde brilla la luz de Roma. Y hacerlo frente a Sapor I, que ha probado la sangre del blando vientre de la loba romana.

Me ha resultado una lectura más que agradable. Correctamente escrita y minuciosamente ambientada, es una de esas novelas históricas que consiguen que te metas dentro de la historia, que te capturan sin remedio. Y no es que sea la octava maravilla, ni que no caiga en todos los tópicos de rigor… Pero por lo menos los emplea bien y con humildad, y nos ofrece algo de lo que siempre estamos hambrientos: otra novela de romanos. Al fin y al cabo, uno siempre espera que le cuenten otra vez las historias que le gustan. La de los valerosos guerreros defendiendo las murallas de Occidente contra hordas sin cuento de sanguinarios bárbaros.

Es fácil adentrarse con el protagonista en su viaje, y más fácil aún sentirse elevado a las ardientes almenas de Aretes. Casi podemos ver en la distancia a los ejércitos de los bárbaros sasánidas, y necesitamos hacer pasar cada página para descubrir como la disciplina y la razón de Roma se imponen a su violencia y su fanatismo.

Me cuesta mucho meterme dentro de la trama de las novelas. No digo encontrarlas buenas o entretenidas. Digo adentrarme en la historia de verdad. Me cuesta muchísimo.

Y las pocas veces que lo consigo, tengo que agradecerlo.

Engancha, de verdad.

[tags]Fuego en Oriente, Guerreros de Roma, Harry Sidebottom, asedio Aretes, Dura Europos, persas sasánidas, Sapor I[/tags]

ampliar


Compra el libro
Ayuda a mantener Hislibris comprando el FUEGO EN ORIENTE. GUERREROS DE ROMA en La Casa del Libro.

     

42 comentarios en “FUEGO EN ORIENTE. GUERREROS DE ROMA – Harry Sidebottom

  1. Vorimir dice:

    No pinta mal la verdad. Cuenta algo más amigo Urogallo. ¿Como es la escritura? ¿Te recuerda a algún autor?
    Por lo que dices parece que la acción está bien conseguida al menos.

    Habla un poco más del protagonista. ¿Es un arquetipo? ¿que clase de bárbaro es? ¿Hay historia de amor empalagosa?

    Uno que es curioso, y que le gustan las novelas de romanos.

  2. cavilius dice:

    “¿El asedio de Aretes?”
    “¿Las ardientes almenas de Aretes?”

    Vaya vaya…

  3. Urogallo dice:

    Y tan ardientes Cavilius. Malvados griegos, que fácil era construir ciudades en lugares inhospitos sabiéndo que luego llegarían los romanos para defenderos.

    De hecho hay una frasecita preciosa. Algo así como: “Y le dió las gracias a su dios griego por estar bajo la protección de un soldado romano”.

    Vamos allá Vorimir.

    La escritura es muy fluida. No en vano el autor ya ha publicado bastantes cosas, pero en plan investigación y ensayo, y la traducción me ha parecido muy buena.

    Mmmm….Todo recuerda a todo. Yo diría , si hay que decir algo, que un Scarrow mejorado, y con más fundamento.

    La acción me parece muy conseguida, sinceramente. Ayuda que el autor sea un experto en el tema, que duda cabe. Pero vamos, tampoco se queda en lo históricamente comprobado. Mejor la historía real, o al menos la dota de mayor tensión y ritmo.

    Arquetipo absoluto. Valiente, valeroso, sensiblero, con buenos amigos, siempre con una buena idea en la cabeza, y con más suerte que César…Duro y fuerte, pero con conflictos morales, dudas e inseguridades.

    Es un Anglo de Jutlandia, pero cedido como rehén en su adolescencia, para asegurar la fidelidad del rey de la tribu, su padre, que aulla en el combate mientras ocupa su lugar en el muro de escudos…

    Hay una historia de amor con su señora, pero vamos, solo aparece de refilón en sus recuerdos. Y hay una historia picantona con la protagonista femenina, jovencita, de fisico impresionante, de actitud rebelde y provocativa…¿Que tendrían los limes del Imperio que siempre se encontraba uno una mujer de estas, y encima en la edad precisa?.

    Sobre todo incidir en el tema de la ambientación.

    Que el autor sea un experto en la antiguedad ayuda y mucho…

    1. Javi_LR dice:

      De hecho hay una frasecita preciosa. Algo así como: “Y le dió las gracias a su dios griego por estar bajo la protección de un soldado romano”.

      Vaya, cómo me suena la frasecita.

      Hmm… hummmmm… hmmmm… ¿no aparece en El cantante de salmos de Mary Renault?

  4. cavilius dice:

    No tengo ni idea, Javi, pero ¿tú crees? ¿En una novela sobre Simónides?

  5. Urogallo dice:

    ¿Será un homenaje?. La frase es del secretario griego del protagonista, y la pone muy al principio de la novela.

    1. Javi_LR dice:

      Perdón, perdón… Quise decir en La máscara de Apolo.

  6. cavilius dice:

    Je je, pues buscando La máscara de Apolo por internet acabo de descubrir algo sobre un tema que ya se comentó en el foro de Hislibris. Y allá que me voy a comentarlo.

  7. francisco dice:

    creo que en la contraportada comparan al autor con Bernard Cornwell…

  8. Germánico dice:

    Puesssss… Llevo más de la mitad, y que no me atrapa la lectura… Sigo con ella por la recomendación del Uro, pero no sé…

  9. Urogallo dice:

    Pués si lo comparan con el Cornwell me parece que no iban muy finos. Le falta la alegría de la matanza.

    German, abandona si no puedes seguir…Siempre te quedará Scarrow.

  10. akawi dice:

    ¡Vaya ! Otra novela que me llama la atención, a este paso no acabaré mi torre de pendientes en veinte años.

    Gracias Urogallo, como siempre buena reseña y si tú nos la recomiendas será porque merece la pena leerla y asumir el gasto.

    No sé si hacerle caso al comentario de Germánico….. mejor paso de él. je, je, je.

    Abrazos.

  11. Urogallo dice:

    Dejemosle acabar a ver que nos cuenta…Aunque si no le gusta a esas alturas, ya no le va a gustar.

    Al final terminé la de LA ORDEN. No te la recomiendo.

  12. akawi dice:

    No sé porque motivo pero me lo imaginaba.
    Vale, ya encontraremos otra novela que sea fiel a la historia y al mismo tiempo amena.
    Gracias por la información.

  13. Valeria dice:

    Yo esperaré al voto de Germánico, aunque no sé si debería fiarme mucho. Porque lo que me ha sonado peor es eso de la tia buena del limes, jovencita y revoltosilla. Y ahí seguro que el German cae con todo el equipo, lo estoy viendo.

    Pero Uro tiene razón: siempre hambrientos de novelas de romanos.

  14. ander dice:

    A mi no me enganchó. Flojita.

  15. Germánico dice:

    Pues ni con esas, Valeria: Uro, Akawi,… ahí se quedó ayer por la tarde, con esa deliciosa monada y todo. Lo lamentorrrrrrrrrrrrr.

  16. Akawi dice:

    Germánico, si no es de romanos en la mismísima Roma la novela no te va.
    ¡Qué exquisito te estás volviendo! ja, ja, ja.

    (Error. El “porque” de más arriba sería “por qué” lo correcto. Perdón.)

  17. Pablo dice:

    Yo leí la novela como esfuerzo intelectual de compresión de lo mediocre, porque con la primeras 50 páginas estuve tentado de dejarla. Es un tocho infumable, está mal escrita, los personajes no son creíbles. No sé que decir más, parece mentira que EDHASA, que es una editorial que se caracteriza por publicar títulos aceptables, de vez en cuando meta éstas morcillas de difícil digestión.

  18. Urogallo dice:

    No me soprenden vuestras experiencias, por que lo cierto es que ya he visto por ahí que esta novela no deja indiferente a nadie. O gusta…o espanta.

    Esencialmente me parece que es un esfuerzo inteligente, pero un esfuerzo al fin y al cabo. Un historiador que quiere construir una historia para llegar a un público más amplio.

    A mí ha conseguido cautivarme, de un modo total. Pero como ya decía, siempre estoy hambriento de estas novelas, y esta me parece que es infinitamente superior a las de Scarrow.

    A otros les gustan las de Scarrow…

  19. Educo Educado dice:

    Hola, que tal. Soy medio nuevo por aquí, aunque tengo esta pagina en favoritos desde aproximadamente finales de 2005.

    Tengo que reconocer, que a mi me gustan las de Scarrow… je.

    Fuego en Oriente, me resultó entretenida, y es que la verdad, no soy muy objetivo cuando se trata de, como Urogallo relata, “valerosos guerreros defendiendo las murallas de Occidente contra hordas sin cuento de sanguinarios bárbaros”… sobre todo si los valerosos guerreros son las legiones.

    Aún así ahora estoy leyendo Africanus y no me cuesta reconocer que le da cien mil vueltas a esta novela y a todas las de Scarrow juntas (y las tengo todas, las VIII)… pero yo tambien estoy hambriento de estas novelas, y me compraré la IX y la X y las que salgan. Y lo mismo de Guerrero de Roma.

    Un saludo a tod@s.

  20. Urogallo dice:

    Totalmente de acuerdo.

    También hacen falta novelas para pasar el tiempo entre grandes obras.

  21. caliban66 dice:

    Rayos. Fanáticos persas. Fascinante como las recreaciones del periodo trazan una caricatura tan absolutamente grotesca de uno de los periodos más brillantes de Persia. Shapur II, que gobernó setenta años, fue un gran rey, y lo suficientemente hábil para derrotar a tres emperadores romanos: Gordiano, Filipo y Valeriano. Ni siquiera Aníbal fue capaz de tales proezas. Hiceron frente con éxito no sólo a los romanos, sino también a hunos y turcos (y cómo las gastaban estos primeros turcos, colegas). Gran parte del “esplendor” que nos evocan los califas omeyas y abásidas procede directamente del Irán sasánida, sofisticado, refinado y opulento. “Fanáticos”: qué injusto tratamiento a los pobres mazdeístas, cuya invención del “Juicio después de la muerte para ir al Cielo o el Infierno” (al menos del siglo VII a.d.C. Nótese que en el Pentateuco no hay referencias a una vida después de la muerte) fue copiada posteriormente por judíos, cristianos y árabes.

    En fin, si os interesa el periodo sasánida, leed a Olaya García.

  22. Urogallo dice:

    Bueno, la idea del juicio “post mortem” ya existía anteriormente. En la “otra vida” egipcia se pesaban los corazones, que no debían superar el peso de una pluma. ( El peso eran los pecados, naturalmente).

  23. caliban66 dice:

    Sí, sí, pero lo del infierno ardiente no. ;)

  24. Urogallo dice:

    Bueno, en la teologia cristiana, como tal, el infierno es más bien la ausencia, la nada…el llanto y el rechinar de dientes.

  25. caliban66 dice:

    En cuarto de carrera me di cuenta de que el infierno podía ser un examen de Estructuras que nunca se acabara. Sin embargo, desde la “Divina Comedia” hasta la iconografía tradicional (“El lago de fuego”), para el cristianismo, que nació en Palestina, el infierno es caliente como las arenas del desierto o más. Curiosamente, para los vikingos era un lugar helado (el Hella), pero eso es otra historia.
    Por otro lado, el mazdeísmo nunca ha sido una religión proselitista, ni las guerras de persas y romanos se libraron por ella. Los sasánidas recopilaron lo poco que quedaba del mazdeísmo original del periodo aqueménida, y le dieron forma escrita, el Din Dabireh, con una preciosa caligrafía que se puede aprender gracias a un curioso pdf fácilmente descargable en Avesta.org.
    Los principios mazdeístas expresaban una profunda ética que no resultaría nada extraña a un cristiano, judío o árabe, y sí introduce la novedad del juicio más allá de la muerte: los buenos van al paraíso y los malos al infierno. En otras religiones, el mundo de ultratumba no es específicamente un lugar de castigo.
    Ahora bien, desde el principio de la dinastía, los reyes sasánidas sabían donde debía estar la religión, y dónde su propio poder.

    El infierno de ahora es una bobada. Ya no asusta nadie. Bah. Ausencia. Rechinar de dientes. Pellizcos en los cristales. Bah. Naderías.

  26. Pere dice:

    Como seguidor de vuestro blog que se anima por primera vez a dejar un comentario le quiero dar la enhorabuena a Urogallo por el post y a continuación discrepar de su valoración. Opino modestamente que lo que tenemos entre manos es una novela de romanos verdaderamente excepcional y que va a marcar un antes y un después en el canon.

    Explicaré porqué.

    Supongo que coincidiremos en situarnos en el plano de la novela histórica de aventuras, genero romanos, subgénero legiones, una especialidad dentro de otra especialidad de esta gran rama de la literatura en que trabajan magníficos escritores de los que ya se han citado algunos: el propio Simon Scarrow, Rosemary Sutcliff, Gisbert Haefs, Alfred Duggan y entre nosotros, como no, Santiago Postiguillo.

    Nadie debería ofenderse si califico el genero como serie B. Las portadas de las ediciones en inglés de los libros de Scarrow, dejan muy clara esta vocación. Rigor y emoción a raudales. Son obras de ficción destinadas a un público muy específico, casi diría minoritario, y por ello muy formado. Lectores que buscan y comparan y, en consecuencia, son exigentes. Además, somos un público con bastante memoria, cosa lógica si se piensa como nosotros en dimensión histórica y, lógicamente, los escritores – los que son buenos de verdad- responden a esta exigencia por lo que el género se ha ido consolidando, diversificando, depurando y con la serie de Quinto Licinio Cato parece haber llegado a un modelo que aúna rigor, agilidad y profundidad, un guión que da lo que promete y que Scarrow es suficientemente hábil para renovar en cada nueva novela de la serie para goce y disfrute todos.

    Llegados a este punto parecería que estamos condenados a una larga temporada de libros – plagio del mentado filón. Pero vete aquí que aparece Harry Sidebottom y le da un nuevo vuelco al género.

    ¿En que consiste a mi modo de ver la nueva formula? Pues en seguir apurando, con éxito, el equilibrio entre solidez y fábula. De hecho las primeras páginas que narran el sitio de Aquila y la perpetración del asesinato cuya memoria va a perseguir a Ballista por toda la eternidad, parecen sacadas del texto clásico que se quiera. El ritmo narrativo, reposado y majestuoso, la psicología de los personajes, las descripciones, todo ello nos remite a los sacrosantos volúmenes de la editorial Gredos o la fundació Bernat Metge y no a una novela de aventuras. Pero la cosa funciona. Luego a continuación y sin que el texto rechine, da comienzo el viaje de Ballista y la aventura propiamente dicha. Viaje de ida y de vuelta, como sabremos cuando concluya la novela. Viaje iniciático a todas luces, síntesis de peregrinación, odisea y anábasis, centrado unos heroes que defienden sus razones en el escenario de una época excepcionalmente confusa. También aquí cambia la narración: los personajes se mueven a un ritmo que se asemeja al de un cómic, las descripciones se vuelven más próximas al lector, la psicología pasa a profundizar cada personalidad. Un escenario exótico, un conocimiento histórico exhaustivo. Los temas de hoy desarrollados en el cuadro del mundo del siglo III. Una sorpresa que aguarda al lector cuando menos se lo espera. Verticalidad. Una narración electrizante de comienzo a fin.

    El canon de la novela de romanos del siglo XXI.

  27. Richar dice:

    Joer Pere, pues vyaa estreno el tuyo :-)

    Sólo se me ocurre decir que te prodigues más en tus comentarios y que no creo que el autor o el editor de este libro sea capaz de ensalzar mejor la novela.

    Un saludo,
    Richar.

  28. Urogallo dice:

    Bueno Pere, a esto se le llama una opinión fundamentada.

    Por cierto que acabo de leer que existió un personaje histórico en la época con ese nombre: Ballista.

  29. ENRIQUE dice:

    sobre Fuego en Oriente, lo que no entiendo, es porqué el autor se inventa el emperador
    Domiciano no exitió nunca, en esa época, fue hermano de Tito e hijo de Vespasiano, pero no vivió en el siglo III como dice este autor
    es un erroermuy grave

  30. Urogallo dice:

    ¿Qué emperador Domiciano?.

    Yo solo recuerdo a Maximino, Valeriano y Galieno, ninguno con mucha importancia en el relato excepto Maximino.

    Bueno, y un emperador romano títere de los partos, sin poder. No recuerdo el nombre de ese, pero parece una invención.

  31. Pintaius dice:

    Reconozco que me acerqué a esa novela movido por mi pasión por las “novelas de romanos”, y esperando que fuera una especie de sucedáneo de la serie de Scarrow, protagonizada por Quinto Licinio Cato, aunque en este caso en pleno siglo III, un período del Imperio mucho más desconocido para mí. Qué sorpresa más agradable ha sido sin embargo su verdadero descubrimiento! Su lectura me ha deparado un auténtico placer, dejándome un gusto final similar al experimentado en su día tras la lectura de “El águila en la nieve” (novela con la que comparte una defensa desesperada del limes del imperio frente a hordas innumerables de bárbaros). Como ya han explicado fantásticamente bien Urogallo y Pere, con los que no puedo estar más de acuerdo, también opino de que se trata de una novela mucho mejor construida, ambientada y desarrollada que cualquiera de las de Scarrow, por mucho que algunas de éstas también me hayan entretenido ampliamente. Los personajes están bien trazados y son atractivos, mucho menos arquetípicos y con menos rasgos históricos descontextualizados. Es cierto que resulta imposible no ver en Ballista mucho del Jack Aubrey de Patrick O´Brian, así como la reproducción de otros personajes de las novelas navales del gran autor irlandés (Calgaco es sin duda un Killick del siglo III; incluso la relación Ballista-Máximo recuerda en muchos momentos a la de Aubrey-Maturin). En todo caso, y siento discrepar de otros hislibreños que han manifestado una opinión negativa, creo que una novela espléndida, que gana en intensidad de la narración y en interés de la trama a medida que transcurre, y que está repleta de grandes momentos durante toda la etapa del asedio de Aretes (las escenas de defensa frente a los sucesivos embates persas contra las murallas; los trabajos de contrazapa en la opresiva atmósfera de las minas; las salidas para dar golpes de mano; etc.). Por otra parte nadie puede negar que el autor (su condición de profesor de Oxford e historiador militar se evidencia en ello) posee una amplia erudición sobre la época y la estructura militar romana, algo que además sabe emplear con notables dosis de amenidad. Lo dicho, para mí ha sido un más que agradable descubrimiento, y sólo puedo decir que deseo enormemente tener la ocasión de leer el volumen segundo, “Rey de reyes”, del que nada recuerdo haber visto comentado en Hislibris hasta la fecha. Saludos.
    P.D. El emperador títere al que alude Urogallo era un tal Mariades.

  32. Urogallo dice:

    Me alegro mucho de que te gustase Pintaius.

    El segundo aún no lo he leído, pero con estas sagas hay que tener cuidado, no sea que nunca se publiquen completas.

  33. Pintaius dice:

    Yo tengo el segundo en la pila esperando turno, y recientemente se ha publicado el tercero o va a serlo, ya que lo he visto en el catálogo de Edhasa.

  34. Urogallo dice:

    En inglés sí, LEÓN DEL SOL.

  35. Pintaius dice:

    En la web de Edhasa lo da como novedad, pero no sé si ya lo ha publicado. El título es ese “El león del sol”: http://www.edhasa.es/libros/libro.php?id=2527&l=3.+El+le%C3%B3n+del+sol&t=Novela+hist%C3%B3rica&a=Sidebottom%2C+Harry&e=Edhasa&c=Narrativas+hist%C3%B3ricas&idt=26

  36. Urogallo dice:

    Después de leer parte del segundo, opto por no terminarlo y, desde luego, no finalizar nunca la trilogía.

  37. Pintaius dice:

    Entonces baja mucho el nivel, Uro? El tono es de desencanto total. Tengo el segundo pendiente aún de lectura. Qué pena, porque el primero me había encantado…

  38. Urogallo dice:

    Pues te diré que no, no baja. Es que me parece que es exactamente más de lo mismo con más personajes e intriga política. Pero a mí, que desde el primero espera una mejora notable…pues si que me ha desencantado.

  39. Pintaius dice:

    He leído tus comentarios en el hilo del Foro. Es una lástima porque a mí el primero me gustó mucho, y tu opinión sobre aquel era bastante positiva también.

  40. Urogallo dice:

    Si, pero el escenario cambia. Allí presentaban a los personajes, se concentraba la acción en un solo escenario, aparecían los villanos…Este es más…en fin, más bien es menos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hislibris te informa de que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Ediciones Evohé, S.L. como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos (nombre y correo electrónico) es únicamente gestionar los comentarios que realices en este blog y jamás serán compartidos con terceros (salvo requerimiento legal). Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos de que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Factoría Digital (proveedor de hosting de Hislibris) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Factoría Digital. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hislibris@hislibris.com e info@edicionesevohe.com, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.