EL LEÓN DE OJOS ÁRABES – Antonio Cavanillas de Blas

No es la primera vez que se trae a este foro una obra de Antonio Cavanillas. Tiempo atrás Richar presentó < > del mismo autor. Coherentemente, el estilo narrativo y la elegante prosa de una y otra obra son los mismos. También hay identidad en ambos casos en que sea el protagonista el que relate su historia -y al socaire de ella la de su época- en primera persona. Si allí lo hacía Miguel de Cervantes, ahora lo realiza Salustiano Olózaga, personaje político de la era isabelina que llegó a ser Presidente del Congreso de los Diputados y del Consejo de Ministros y varias veces Embajador de España en Francia. Fue otras muchas cosas, también: masón, Académico de la Lengua, Gobernador de Madrid y, sobre todo, el primer amante de Isabel II. Este es el aspecto en el que más abunda Cavanillas, pues no en vano el libro se subtitula < >. Se muestra prolijo y minucioso el novelista en la descripción de los lances amorosos que ambas figuras, la reina y su ministro, mantuvieron entre sí o cada uno con quien quiso o pudo, hasta el punto que, sin restar valor al contenido histórico, anecdótico y costumbrista propio de toda novela histórica, bien podría pertenecer el relato a la colección erótica < > de la Editorial Tusquets. Es, pues, lectura ambivalente para estudiosos de nuestra monarquía constituyente decimonónica tanto como para rijosos de espíritu neoliberal.

     

3 comentarios en “EL LEÓN DE OJOS ÁRABES – Antonio Cavanillas de Blas

  1. richar dice:

    Pues sin haber leído la novela aún teniendo bastantes ganas por mi afición al autor, y sin saber apenas nada (por no decir nada de nada) del tema tratado ni de los personajes (pido discuplas por mi ignorancia), se me vienen a la cabeza un par de comentarios:

    1.- me apetece leer la novela.

    2.- lo de los escarceos amorosos entre Salustiano e Isabel sería por interés puro y duro, ¿no? Porque, buf, menuda pieza la señora.

    3.- ¿quién era el cornudo del marido?

    4.- cuando se habla de “los amores” de Isabel se menciona el plural: ¿hubo más amantes conocidos?

    En fin, que si alguien además añade algún enlace para ver alguna imagen de los susodichos protagonistas (el amante protagonista, el marido cornudo, los demás amantes…) pues mejor que mejor.

    Gracias.

  2. Anthos dice:

    Regios cornudos ha habido muchos; no es cosa singular. Sin ir más lejos, el abuelo de Isabel II, Carlos IV, puede representar un genuino paradigma de ello. Su esposa, María Luisa de Parma, mantuvo pública y notoria relación con el favorito real, Manuel Godoy, de forma que la mayoría de los 14 hijos que tuvo deben atribuirse al valido. Con tales antecedentes no ha de sorprender la actitud de la <Isabelona>, como llama Valle Inclán a Isabel II, habida cuenta además que el marido de conveniencia que se le impuso cuando tenía sólo 16 años fue su primo-hermano Francisco de Asís, un reconocido homosexual que acabó exiliado en París donde vivió siempre en compañía masculina. Isabel tuvo 11 hijos de los que presumiblemente ninguno era imputable al rey consorte. Si se mantuvo la dinastía Borbón fue debido a que Isabel II era de tal estirpe, no porque el padre putativo aportase su apellido.

  3. richar dice:

    Vaya, pues ante esa perspectiva del asunto, que la dinastía Borbón se mantuviese porque Isabel II lo era… en fin, ¿quién asegura que a su vez Isabel II fuera hija de quien debía? En fin…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hislibris te informa de que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Ediciones Evohé, S.L. como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos (nombre y correo electrónico) es únicamente gestionar los comentarios que realices en este blog y jamás serán compartidos con terceros (salvo requerimiento legal). Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos de que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Factoría Digital (proveedor de hosting de Hislibris) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Factoría Digital. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hislibris@hislibris.com e info@edicionesevohe.com, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.