RUBICON. AUGE Y CAIDA DE LA REPUBLICA ROMANA – Tom Holland

“La libertad excesiva conduce pronto a la esclavitud”
(Marco Tulio Cicerón)

RubicónMe ha llamado poderosamente la atención la ausencia, entre las obras reseñadas en Hislibris, de algún comentario a esta reciente publicación. Me ha extrañado, sobre todo, porque Rubicón es una excelente monografía de agradabilísima lectura, escrita con pluma ágil y discurso ameno, afortunadamente bien traducida, muy instructiva, y con enfoques originales.

Holland es doctor en Historia Antigua por la universidad de Oxford. Pero en los círculos editoriales es mucho más conocido por su curriculum como novelista (Banquete de sangre, El señor de los muertos, El Sueño de Tutankamón…) que por su trayectoria científica o divulgativa. Es lógico, porque el hambre agudiza el ingenio. Y en este caso, a tenor del resultado, además de lógico es deseable, porque en Rubicón, Holland logra unir a sus profundos conocimientos su pericia como narrador, obteniendo como síntesis una obra deliciosa, amenísima, vibrante y enormemente satisfactoria para el intelecto.

Aunque Rubicón abarca cronológicamente gran parte de la Historia de la República de Roma, centra su atención en el periodo conocido por la Historiografía como Crisis de la República (entre laépoca de los Graco y la proclamación del Principado de Augusto) y, especialmente, en los últimos 40 años del régimen republicano, un periodo bastante conocido por el gran público y de profusa y casi inagotable bibliografía. Sin embargo, la obra de Holland resulta novedosa y refrescante por el tratamiento empleado. Sobre la narración cronológica de los hechos (el verdadero leit motiv de Rubicón, cuyo desarrollo alcanza tal intensidad dramática que a veces parece una novela) introduce frecuentes cuñas aclaratorias respecto a las instituciones republicanas, la vida cotidiana, la evolución económica, las costumbres populares, la organización social, la religión… Y todo ello imbricado tan íntimamente con el hilo conductor de la obra que apenas se advierte su presencia.

Pero, además, Holland no se priva de introducir, algo más que esporádicamente, sus opiniones personales e incluso sus más que particulares interpretaciones de la Historia. En ello radica, a nuestro juicio, gran parte del atractivo de la obra y, paradójicamente, su mayor defecto. Porque es de agradecer, por un lado, la valentía que Holland demuestra al formular sin tapujos sugerentes hipótesis y refrescantes interpretaciones, utilizando para ello equivalencias con el mundo actual o con etapas históricas relativamente recientes de gran utilidad didáctica. Pero, por otro lado, el uso de tales comparaciones para explicar la historia remota entraña un altísimo riesgo de anacronismo y de simplificación cuyo ejercicio es temerario y cuyo desarrollo constituye el peor enemigo de la Ciencia Histórica.

Pero pese a susdefectos, confieso que hacía tiempo que no leía una obra científico-divulgativa que supiese conjugar con tanto acierto un más que aceptable rigor expositivo y una prosa suelta, casi volátil. La mayor parte de las monografías que alcanzan la luz editorial adolecen de uno de los dos defectos clásicos de la historiografía: o son sesudas y voluminosas obras, con tanta información ytan denso estilo, que atragantan fácilmente a los avestruces, o son tan futiles, etéreas e insípidas que apenas alcanzan para un bocado de aperitivo. Afortunadamente, Rubicón escapa a los dos estereotipos y constituye una obra absolutamente recomendable para los enamorados de la buena historia y de la buena prosa.

Una pista para el comprador de libros: Rubicón suele encontrarse en las estanterías de novela histórica y no en las secciones de Historia. La duda que me consume es saber si los libreros actuales leen algo más que El Código Da Vinci…

Technorati Tags: , ,

Compra el libro

 

316 Respuestas a “RUBICON. AUGE Y CAIDA DE LA REPUBLICA ROMANA – Tom Holland”

  1. Germánico Dice:

    Yo la leí hacia las Navidades, más o menos, y me dejó una sensación agradable. Pero no está entre mis favoritos. Me recordó demasiado a Montanelli y Asimov.

    Es curioso lo que comentas de las librerías, compañero: yo también lo encontré en la sección de novela histórica. Puede ser que la confundan con el “Rubicón” de Steven Saylor.

    Saludos.

  2. Arauxo Dice:

    Salve, Germánico.

    Agradezco tus comentarios, especialmente porque -hasta donde he podido alcanzar mientras me pongo al día con Hislibris- suelen ser interesantes e inteligentes. Otra cosa muy distinta es que coincidamos en las valoraciones o en los argumentos.

    Sin ánimo de discutir hasta el infinito, creo que Holland puede dar lecciones de Historia de Roma no sólo a Asimov (empresa que no entraña dificultad) sino a Montanelli (algo más difícil, pero por razones de estilo). Al primero lo respeto sobre todo como autor de algunos -sólo algunos, por supuesto, no incluyo la hedionda basura de su última época- libros originales de ciencia ficción; pero la “Historia Asimov” no deja de ser un ejercicio de diversión, sin más pretensiones, inexacta, sesgada y redactada, posiblemente, por su equipo. El segundo (Montanelli), bien merece mi consideración como periodista de raza, agudo y valiente, y escritor de calidad. Pero sus historias (de Roma, de Grecia, de italia…) son obras divulgativas que, como tales, cumplen una función cultural muy loable y enriquecen el panorama -tan frecuentemente insulso- de las novedades editoriales. Y poco más. Son, casi, “variaciones periodísticas o literarias sobre un tema de historia”, es decir, bellas, curiosas, ligeras y , como muchas variaciones musicales y para leer como entretenimiento -feliz- de una noche de verano.

    Pero Holland, amigo Germánico, es buen historiador, aunque ejerza de novelista y aunque, en Rubicón se echen de menos algunas referencias; las que ofrece, con todo, remiten a fuentes interesantes para iniciarse en la “romanología”.

    Comparten los tres autores, eso sí, una característica: escriben para el gran público. Pero ya habrás descubierto, Germánico, por mis escasas aportaciones, que no hago ascos a los esfuerzos realizados para divulgar la Historia. Sobre todo, si el resultado es bueno, como en este caso. Y si no ¿Para qué puñetas -con perdón- existe Hislibris? ¿Para especialistas?

    Un saludo.

  3. Germánico Dice:

    No, claro que no: es para todos nosotros.

    No creas que menosprecio a Holland; ni mucho menos. A Asimov, como “historiador” pues sí: me recuerda a los guías de los turistas norteamericanos en el Foro Romano, que tenían que hacer casi de cuentacuentos para captar el interés de los turistas. Lo mismo le pasa a él con sus lectores: se “rebaja” a su nivel.

    De Montanelli envidio su humor y su manera de escribir. Pero sus obras… ya lo has dicho tú: van dirigidas al gran público. Y eso es algo que no me parece mal, pero las de Pierre Grimal, muchísimo más valiosas, también van dirigidas al público general. Y aquí no lo conoce NADIE.

    Arauxo, encantado de charlar y discrepar contigo. Con Richar también suelo discrepar en gustos, pero nos llevamos muy bien. Contigo seguro que será igual.

    Saludos.

    P.D: voy a estar ausente todo el fin de semana, pero el lunes vuelvo.

  4. richar Dice:

    Saludos,

    desde que leí el post me iba rondando por la cabeza la idea de que el libro me sonaba muy familiar… pero nada. Hasta que el viernes me llega el pedido de El círculo de lectores y ¡sorpresa! Rubicón de Tom Holland. Qué casualidad, ¿no?

    Así que nada, leyendo vuestros comentarios, y teniendo en cuenta que hace mucho que no leo nada de Roma, lo pongo en la mini lista de libros a leer este verano en vacaciones, y ya os comento cuando lo acabe.

    Y efectivamente, el blog está abierto a todo el público y no sólo a los especialistas. Entre otras cosas porque si fuera de esa manera, no sé qué haría yo aquí, que no soy especialista de nada :-)

    Muy buen post para empezar, Arauxo.

    Un saludo,
    Richar.

  5. Arauxo Dice:

    Saludos de nuevo.

    Tienes razón, Germánico, en lo de Pierre Grimal, aunque ALGUNOS (pocos, ciertamente) sí lo conocemos y lo valoramos. Sus libros son de lectura muy amena y muy asequibles para todo tipo de públicos. Él de Augusto me pareció entretenidísimo; y la reciente Historia de Roma póstuma creo que es una síntesis magristral para aproximarse por primera vez a la materia (no lo he visto reseñado en Hislibris, por cierto…). Pero es que Grimal, pese a lo que pudiere parecer por el carácter divulgativo de sus libros… no es un “cualquiera”. Eso sí: Holland es aun más desconocido, aunque espero que por poco tiempo.

    Gracias, Richar, como siempre, por tus palabras de aliento.

  6. Germánico Dice:

    Para mí, “El alma romana” es un gran libro. Y “La formación del Imperio romano”, en la Historia Universal de Siglo XXI, una extraordinaria síntesis. Hablaba por “mp” con Atilio de su novela “Memorias de Agripina”. ¿Alguien la ha leído? Vale la pena.

    Saludos.

  7. Arauxo Dice:

    No he leído Memorias de Agripina, Germánico, por lo que no conozco al Grimal novelista. Tendré muy en cuenta tu recomendación. Muchas gracias.

  8. Germánico Dice:

    Está publicada en Edhasa. La edición que tengo yo es del 93. Creo que la he visto en bolsillo. Ya hace unos añitos que la leí, pero guardo un grato recuerdo de ella.

    Saludos.

  9. MURVIEDRO Dice:

    Hola a todos,
    Hace unos meses decidí dedicar un tiempo a la lectura de novela histórica, en concreto me apetecía empezar con la historia de la republica y el imperio romano (veo que somos muchos los aficionados a este tema).
    Al azar, empecé con LA HISTORIA DE ROMA de Montanelli.
    Luego leí FUEGO DESDE EL CIELO de Cesar Vidal.
    Y ahora estoy empezando el libro de Tom Holland AUGE Y CAÍDA DE LA REPÚBLICA ROMANA.
    Bueno, pues tengo en mi punto de mira un libro que me da buenas vibraciones a priori: LA CIVILIZACIÓN ROMANA: VIDA, COSTUMBRES, LEYES, ARTES de Pierre Grimal. ¿Alguien podría darme su opinión sobre este libro?. ¿de verdad hace un aproximación certera a las costumbres y usos comunes en la vida diaria de los ciudadanos romanos?
    Bueno, también admito cualquier consejo respecto de libros interesantes sobre el tema.
    Pues eso, acabo de descubrir el blog, con vuestras opiniones y vuestro buen rollo. Un Saludo.

  10. Julio Dice:

    Hola Murviedro, no conozco el libro del cual pides referencias pero creo que te puedo dar algunas ideas:

    – Del final de la República estoy terminando la serie de César de Rex Warner y me ha encantado.
    – De la instauración del Imperio no dudaría ni un segundo en recomendarte Yo, Claudio de Robert Graves.
    – Del final de la dinastía Julia-Claudia a mi me gustó mucho Quo Vadis en tiempos de Nerón, sobre todo si lo que buscas es una buena descripción de las costumbres de la época.

    Seguro alguien más tendrá muchas más opciones (Germánico y Urogallo dominan el tema), un saludo

  11. richar Dice:

    ¡Saludos Murviedro y bienvenido al blog!

    Efectivamente hay más de un experto/poseso en temas romanos, pero me atrevería a recomendarte, como complemento a las novelas, alguno de los trabajos del ilustrador Peter Connolly (si te gusta el tema de la ilustración).

    Tiene unos libros buenísimos sobre Roma y Grecia, que están genial para darle un toque visual a lo que leemos en novelas o ensayos.

    Especialmente te recomendaría “Greece and Rome at war”, una pasada, y lo acabo de ver por 30 dólares en Amazon.com.

    Eso sí, están en inglés.

    En fin, un saludo y esperamos verte a menudo por el blog.

    Richar.

  12. Germánico Dice:

    A Connolly únele McBride, que dota además a sus figuras de una gran expresividad. Es fácil encontrar láminas ellos en internet. Pon los nombres en un buscador, y examina pacientemente los resultados. Y en cuanto a Grimal (del que ya se ha hablado por algún lado), cualquiera de sus libros vale la pena.

    Saludos.

  13. capitantrueno Dice:

    Buenos días a todos.
    Hace tiempo que vengo entrando en este blog y leyendo tanto los comentarios a los libros como los que hacéis posteriormente.
    La verdad, no me he atrevido a escribiros antes porque veo que sabéis bastante de los temas y yo, sinceramente, no estoy a vuestra altura. Simplemente me he limitado a leeros y a aprender de vosotros.
    Lo que si suelo hacer es tomar buena nota de los libros que habéis leído y luego recomendáis para ponerlos en mi lista de la compra.
    Deciros, únicamente, que doy lector veterano de libros de historia y algo de novela histórica, aunque no me centro en ninguna época en concreto. Me gusta la historia en general.
    De todas formas, si tuviera que quedarme con alguna, me inclino por la época romana, especialmente la republicana y, como no, con el gran Julio César al frente.
    Un saludo a todos y gracias por compartir vuestros conocimientos.

  14. richar Dice:

    ¡Saludos capitantrueno y bienvenido al blog!

    Agradezco que te hayas decidido a escribir tu primer mensaje, porque así me das pie a comentarte que, aunque digas que “no estás a la altura”, no hay nada más alejado de la realidad.

    Para empezar, porque probablemente el que menos conocimientos tenga sobre todos los temas que aquí se tratan sea yo, y mirame, comentando a diestra y sinestra :-)

    Y luego, porque lo que pretendemos con el blog es compartir nuestra afición por los libros de Historia, más allá de los conocimientos, siempre bienvenidos, que se puedan aportar.

    Es decir, este es un lugar abierto a todos los lectores, en el que cualquier opinión es respetada y tenida en cuenta. Y es que al fin y al cabo, tu opinión es tan válida como la de cualquier otro.

    En fin, que no me quiero enrollar. Simplemente, agradecerte que te hayas lanzado a escribir y que espero leer tus comentarios a menudo.

    Un saludo,
    Richar.

  15. Arauxo Dice:

    Salve a todos.

    Encantado de saludarte, Murviedro. Espero que Hislibris te sorba el seso como lo ha hecho conmigo, que también soy novato. Y espero también que perseveres en la afición por la Historia y la novela histórica, porque estoy seguro de que el esfuerzo inicial te acabará compensando sobradamente.

    No soy nadie para dar consejos (más bien para lo contrario), pero sí te recomiendo que discrimines conscientemente ambos mundos, el de la Historia y el de la Novela Histórica. Aquélla es una ciencia; ésta, un arte. Lo digo porque las obras y autores que citas son muy diferentes en cuanto a propósito, método y forma. Lo importante es que el lector no se llame a engaño y sepa en todo momento qué está leyendo: algo fundamentalmente exacto o algo principalmente bello (o entretenido, cuando menos…)

    Sobre Roma y su Historia, suscribo casi literalmente las recomendaciones de Julio, Richar y Germánico, si bien discrepo en alguna medida con el primero (y con casi todo el mundo mundial, según deduzco de mis paseos por Hislibris) en cuanto a su valoración de Rex Warner. Pero dejaré para mejor ocasión la polémica…

    De todos modos, por si te fuera de utilidad, quisiera formularte mi (valga la aliteración) propia propuesta respecto la narrativa ambientada en la antigua Roma, posponiendo para más adelante mis opiniones sobre las obras científicas y de divulgación, sobre todo para no cansar al personal.

    Al respecto, creo que hay un trío de autores ineludible, un -onomatopéyico- dúo de genios olvidados, un maravilloso hispanohablante desconocido y una vendedora de rosquillas… deliciosas (porque a mí me gustan mucho las rosquillas, aunque otros las desprecien). Me explicaré.

    El trío ineludible es el que forman Wilder, Graves y Yourcenar. Los “Idus de Marzo” de T. Wilder y el “Yo, Caudio” de R. Graves tienen en Hislibris su propia reseña, con opiniones para todos los gustos que podrás leer (sobre la magistral obra de Wilder he opinado brevemente en su lugar; sobre la de Graves, aún no, pero suscribo el comentario de Julio, algo más arriba). Respecto a las excelentes “Memorias de Adriano” de M. Yourcenar, creo que son de lectura obligada para un aficionado a la narrativa histórica. Eso sí, Murviedro: disponte a iniciar su lectura con buen estado de ánimo y con tu alma en paz, porque empezará a invadirte un pesimismo existencial que te corroerá las entrañas… Y no te suicides, que sólo es una novela.

    Una «euforia» parecida puedes sentir si lees a Broch, que junto a Brecht (no he estornudado, aunque lo parezca) forman el dúo de genios olvidados, incomprendidos… y difíciles, debo añadir para no engañar a nadie. «La muerte de Virgilio» de H. Broch es una honda reflexión sobre la muerte, la miseria humana, la crueldad y la desesperanza. Una alegría para el cuerpo, vaya, pero, eso sí… formidable y exquisita. No olvides leerla, Murviedro, si eres un masoquista refinado al estilo de Sade. Por su parte, «Los negocios del señor Julio César» constituyen un gran ejemplo del empeño de B. Brecht en desmitificar los mitos de la Historia, y en reducirlos a puro interés material. La obra es algo así como el catecismo narrativo de la historiografía marxista. Proporciona, desde luego, sobre la figura del gran general y hábil político, una perspectiva radicalmente diferente de las que ofrece el panorama literario actual. En realidad, resulta comprensible que ambos clásicos (Broch y Brecht, que juntos parecen un trabalenguas) estén desterrados de este mundillo que tanto nos gusta: el primero ignora absolutamente el significado de la palabra «intriga»; el segundo destroza el término «épico». En fin, no todo va a ser batallitas…

    Alejandro Núñez Alonso es ­fue, porque murió en 1982 – el «maravilloso hispanohablante desconocido». Nunca comprenderé porqué las editoriales han olvidado a este inigualable maestro de la novela histórica. La saga que protagoniza Benasur de Judea (sobre la que prometo escribir próximamente una reseña) pero, muy especialmente, el primero de sus volúmenes, «El lazo de púrpura» (por el que el autor obtuvo el Premio Nacional de Literatura, en 1956) es, sin temor a exagerar, la mejor recreación de la época de Tiberio que se haya escrito jamás. Una obra gigantesca (por su tamaño y por su calidad) que, lamentablemente, sólo puede encontrarse ­hasta hoy- en las librerías de segunda mano. Si la encuentras, Murviedro, cómprala, por Júpiter Capitolino.

    Y para terminar, te recomiendo la vendedora de rosquillas (porque vende sus libros como si lo fueran), sabiendo que me expongo a un aluvión de críticas en Hislibris: Colin McCullough y su ya hexalogía sobre el último siglo de la República (saga sobre la que también prometo una próxima reseña, para avivar el debate), y de manera especial, también el volumen inaugural, «El primer hombre de Roma». Entra dentro del subtipo «historia novelada», más que en el de «narrativa histórica», porque reproduce las fuentes con absoluta fidelidad. Por ello, si quieres aproximarte a la Crisis de la República desde la narrativa (y no desde la ciencia) es una saga muy apropiada. Densa y no precisamente breve (¡más de 4.500 páginas, por Dios Santo!), recorre TODA la Historia de la Roma tardorepublicana, desde Mario hasta Augusto. Creo que si consigues llegar a la página 200, por ejemplo, te leerás las 4.300 restantes. Te «enganchará». Pero también te aviso de que la obra tiene grandes detractores, sobre todo por su rigidez y por sus no demasiado cuidadas formas (en realidad, es un best-seller sobre Roma, qué le vamos a hacer…) Y es que para gustos… está precisamente Hislibris.

    Un saludo.
    (¿Creéis, Germánico y Richar, que habré conseguido la brevedad que prometí la última vez? ¿Porqué tendré la sensación de que no es así? En fin, ya no sé si prometer algo más para la próxima…)

  16. Arauxo Dice:

    Por cierto, Murviedro, he olvidado decirte que no he leído la novela que citas de César Vidal, aunque la tengo en “cola de impresión” y con ganas de hincarle el diente ¿Qué tal está? ¿Porqué no te animas a hacer una reseña? Te lo digo porque en Hislibris sólo he leído suspicacias y descalificaciones gratuitas sobre el autor, sin fundamento alguno sobre ninguna de sus obras. ¿Te atreverías a hacerlo, tú, que la has leído?

  17. Arauxo Dice:

    Saludos, Capitantrueno.

    Me uno a los buenos deseos de Richar y te doy la bienvenida a Hislibris. Así los nuevos somos más y hacemos frente común “contra” la vieja guardia…

    Richar tiene razón: aquí no hay “alturas” que valgan. Lo que pasa es que algunos nos enrollamos como persianas y somos tan redichos que parecemos lo que no somos. Y yo, más que tener conocimientos, soy un temerario. Porque lanzarme a hablar de Roma delante de Germánico, Urogallo o Julio (por citar sólo a algunos) es como pasearse desnudo por Trafalgar Square… O mencionar a McCullough, que es arriesgarme a que me den una manta de palos… Pero aquí no importa la talla del sombrero, sino la afición que nos une: la «historiafilia». Así que no te cortes, no te subvalores, opina… e ilústranos, porque seguro que puedes enseñarnos un buen montón de cosas…

    Por cierto: comparto contigo la «romamanía» y la «cesarmanía», por mucho que se haya empeñado Brecht en lo contrario. Porque tanga más o menos razón, hay pocos personajes históricos tan atractivos como el señor Julio César…

  18. Julio Dice:

    Epaaaa que compararme con los emperadores Germanico y Urogallo se me hace un honor descabellado!! Dejémoslo en ellos dos y otros que vaya que saben. Al César lo que es del César!!!

    Saludos Arauxo.

  19. Julio Dice:

    Por cierto, regresando al tema de César, ¿alguien sabía de donde proviene el nombre de Julio? Sinceramente yo no lo sabía y gracias a Rex Warner ahora tengo un antecedente heroico en mi nombre de pila y vaya que lo voy a presumir entre amigos. ¿Alguno lo recuerda?

  20. richar Dice:

    Salve Arauxo,

    respondiendo a tu última pregunta, claramente no, no has conseguido la brevedad prometida. Pero en lugar de reprenderte, he de darte las gracias por el comentario: realmente entretenido y enriquecedor.

    Casualmente, me comentaba un asiduo al blog el otro día, que hay comentarios que en sí mismos podrían ser posts, y sin duda, tu comentario anterior es un claro ejemplo.

    En fin, saludos y sigue dándonos la tabarra con tus comentarios cuanto gustes.

    Richar.

  21. richar Dice:

    Por cierto, demonios, que se me va la pinza con el calor…

    1.- A mi McCulloguh también me gusta (al menos, sus dos primeros libros de la saga, que son los que he leído).

    2.- Voy por la mitad de Rubicón y estoy más que encantado. Una gozada.

    Saludos,
    Richar.

  22. capitantrueno Dice:

    Saludos a todos.
    Si he de ser sincero, me gusta McCullough pero si no tengo otra cosa a mano. Acabo de terminar “César Imperial” de Rex Warner y ahora estoy con “El Caballo de César” de McCullough y, hombre, aunque no me disgusta la escritora, en mi opinión no tienen ni punto de comparación uno y otra.
    McCullough me empezó a gustar cuando leí “César”. Lo ví entretenido. Después con “Las mujeres de César”, para mi gusto, bajo algo el listón. Y con este tercero, bueno, está bien para pasar el rato y no desconectar del tema y quizás porque da algún dato que otro curioso. De todas maneras no reniego de esta escritora y si publicara algo más sobre el tema, sinceramente y a pesar de las críticas vuestras que me va a suponer decir ésto, lo compraría.
    Al margen de todo ésto, quisiera pediros que me recomendarais bibliografía de Julio César. Tengo en la estantería preparado “César Imperator” de Max Gayo (creo que es con “Y”, no estoy seguro), pero me parece que he metido la pata hasta el fondo con este libro. No sé, no me da buena espina, pero como era sobre Julito no me pude resistir y lo compré, para mí que es una “castaña pilonga”.
    Al margen, si me pudiérais recomendar algo sobre otro emperador os estaría agradecido. He estado a punto de comprar “Memorias de Adriano”, pero he dudado a última hora y al final nada.
    Por último, y sin ánimo de ser pesado, quisiera preguntaros si alguien ha leído “Los Romanos en Hispania” (no recuerdo la editorial), por si pudiera darme alguna crítica. Es otro de los que he tenido en la recámara y creo que al final caerá, a no ser que las críticas no sean buenas.

  23. Julio Dice:

    Hola capitantrueno, sinceramente yo no recomendaría el de Max Gallo y menos si ya leíste los 2 de Rex Warner y hasta McCoullough. Bastante mediocre a mi parecer.

    Bueno de emperadores supongo que habrá al menos uno de cada emperador importante (y más si te refieres a los romanos). Con el de Graves abarcarías no solo a Claudio sino también a Augusto, Tiberio, Calígula y Nerón. Hablando de Nerón insisto en recomendar Quo Vadis que lo he visto mencionado muy poco en el blog y lo recomiendo no tanto por la figura de Nerón sino por lo divertido y excelso que resulta Petronio.

    Saludos-

  24. Aquiles Dice:

    Hola a todos:

    Desde hace unos días vengo siguiendo algunos de los foros que se han planteado aquí porque soy muy aficionado a la novela histórica y a la Historia Antigua y me interesa mucho conocer las opiniones y datos de gente con los mismos gustos.
    Ya he participado en el blog dedicado a Puertas de Fuego que deriva más a la novela histórica ambientada en Grecia. Como la Historia de Roma me gusta por igual, intentaré aportar algún dato por si os puede servir.

    – En mi opinión, Pierre Grimal es uno de los autores más interesantes a la hora de acercarse a la historia de Roma; no sólo sabe sino que además sabe transmitirlo, lo que no está al alcance de todos los especialistas. Lo primero que conocí de él fue su Mitología griega y romana que me parece muy completa. Luego he ido leyendo alguna otra de las obras que habéis mencionado.
    – La saga de Colleen McCullough me parece muy válida – sobre todo en sus tres primeros volúmenes – . Que aporte datos técnicos no sólo no desdibuja el conjunto, sino que es necesario para entender el mundo romano; además, creo que, al menos en parte, sabe situar y transmitir en su justa medida la escala de valores de las élites romanas sin caer en la extrapolación a la que tenemos en la actualidad.
    – “El lazo púrpura” se reeditó en bolsillo en los años 90. No recuerdo en este momento si se puede conseguir todavía, pero procuraré enterarme. Estoy de acuerdo contigo, Arauxo: toda la saga es muy buena, pero no olvides que se trata de un autor que florece durante el franquismo y eso, aunque equivocadamente, hace que las editoriales lo olviden como ha sucedido a tantos otros.
    – Hasta donde yo se, la “gens” de los Julios a la que perteneció Julio César pretendía descender de un hijo de Eneas llamado Iulus o Ascanius. De ahí su abolengo aún en sus peores momentos.
    – En cuanto a bibliografía sobre Julio César, al menos en lo que se refiere al apartado de la novela, creo que habéis mencionado lo más interesante; si acaso, por añadir algún título, está la trilogía de Conn Iggulden “Emperador” basada en el personaje. Está editada por El Aleph.
    Pero repito, siempre en un segundo plano.
    – A capitantrueno le puedo decir algo semejante a lo que le comenta Julio; de todos modos, ahí van algunos títulos:
    “Diario de Nerón” de Alain Darne en Edhasa.
    “El proceso a Nerón” de Pierre Grimal en Península.
    “Tiberio” de Allan Massie en Edhasa.
    “Calígula. El dios cruel” de Siegfried Obermeier en Edhasa.
    “Calígula” de Aloys Winterling en Herder.
    “Adriano” de Anthony Birley en Península.
    Estas dos últimas referencias no son novela, sino ensayo histórico. Destaca la dedicada a Adriano – léete las Memorias de Adriano, por favor – por su calidad y por el interés del personaje.
    “Juliano el apóstata” de Gore Vidal en Edhasa.

    Como ya he escrito bastante, no quiero alargarme más. Solamente decir que algunos libreros – no los suficientes, eso es cierto – sí leemos algo más que el Código da Vinci.

    Un saludo.

  25. Aquiles Dice:

    El libro “El lazo de púrpura” se reeditó en bolsillo en el año 92; supongo que a estas alturas estará nuevamente agotado o descatalogado. Una pregunta para Arauxo: de Núñez Alonso conozco dos sagas, la primera es la que protagoniza Benasur de Judea que se compone, si no me equivoco, de los títulos “El lazo de púrpura”, “La piedra y el césar”, “El hombre de Damasco”, “El denario de plata” y “Las columnas de fuego”. Tengo otra saga que se compone de los títulos “Semíramis”, “Sol de Babilonia”y “Estrella solitaria” pero no sé si me falta algún título. ¿Sabes de alguna otra novela de este autor? Espero tu respuesta.

    Un saludo.

  26. richar Dice:

    Había olvidad comentar que ya me leí este libro en verano y he de decir que me ha encantado. No soy muy aficionado a los libros puramente históricos, ya que se me suelen hacer bola (ya sabéis que tengo más tendencia al acercamiento a través de la novela), y aunque ya había leído varias cosillas sobre la época, al final me decidí a leerlo.

    Tengo que decir que no sólo no me arrepiento, sino que lo he disfrutado de veras. Sobre todo porque, aparte de que la época es en sí muy interesante, está escrito de una manera realmente amena y fácil de seguir. El autor no trata de despistar con un exceso de erudición o de personajes (algo que no soporto, por cierto) y se centra en el desarrollo de los acontecimientos más importantes. Todo un acierto.

    En fin, que sin duda lo recomendaría para todos aquellos que quieran acercarse al tema por primera vez, e incluso para los que ya lo conozcan. Quizás para los muy expertos no llegue a aportar gran cosa.

    Por cierto, que también me acuerdo de que Germánico me recomendó otro similar del que no recuerdo el título. ¿Cómo era?

    Ah, y gracias Arauxo por la reseña, gracias a la cual me decidí a atacar este libro de lleno.

    Un saludo,
    Richar.

  27. Germánico Dice:

    No me acuerdo, Richar, lo siento. ¿Recuerdas la época a la que hacía referencia?

    Aquiles, tú que eres del ramo, ¿hay forma humana de conseguir en español “La revolución romana”, de Syme (Taurus)? En la propia editorial no lo tienen, y en nternet no lo encuentro. Y libros viejos en Santa Cruz no se venden…

    Saludos.

  28. richar Dice:

    Germánico, era sobre el final de la República. No sé si recuerdas que hablamos del libro de Holland y tú me comentaste que en la misma “honda”, había otro que te gustó más.

    Bueno, si no te acuerdas no pasa nada.

    Saludos,
    Richar.

  29. Germánico Dice:

    Pues, Richar, creo que es precisamente el que cité a continuación, el de Syme. ¿Recuerdas si te dije que lo había leído en la biblioteca de la Universidad, y que desde entonces intento conseguirlo?

    Saludos.

  30. richar Dice:

    Buf, no recuerdo, pero me lo apunto.

    Saludos y gracias,
    Richar.

  31. Aquiles Dice:

    Germánico, conseguirlo a estas alturas me parece uno de los trabajos que Hércules hubiera dejado inconcluso a no ser que lo hubiera robado de una biblioteca universitaria. A nivel personal, lo único que puedo ofrecerte es la posibilidad de fotocopiarte mi ejemplar. Aunque trabaje como librero, no creo tirar piedras contra mi propio tejado, pues se trata de tenerlo en forma de fotocopia o no tener nada, y es que estamos hablando de un libro clave para conocer el período de la República . Es todo lo que puedo hacer.

    Salve, Germánico.

  32. Germánico Dice:

    Gracias sinceras, Aquiles. Pero no te preocupes: ya me he resignado a comprarlo en inglés. Como bien dices, es una obra de referencia fundamental que hay que tener.

    Salve et vale.

  33. Aquiles Dice:

    El mundo editorial es cruel hasta la extenuación. Se publica tanto y a tanta velocidad, que muchos libros tienen que salir para que otros puedan entrar. Las editoriales, sobre todo las grandes, actúan sin piedad alguna y, como podréis imaginar, los libros de Historia – esta pobre y castigada Historia nuestra – son víctima propiciatoria para todo tipo de desmanes. Es el signo de los tiempos.

  34. Uther Dice:

    Realmente es un placer leeros, me habéis sido de gran ayuda a la hora de clasificar algunoslibros que tenía pendiente.

    Rubicón, me pareció una obra buena, muy buena, para leer casi de un tirón. Fresca, atractiva y … un pelín peligrosa, por las misma razones que dio Arauxo en su, creo, acertada´reseña.

    De obligada lectura para los amantes de la historia romana en su época republicana es la saga de Collen McCullough. Es novela, cierto, pero aporta tal cantidad de datos y con tal maestría que no puedes menos que “vivir” esa época. Os propongo un ejercicio,seguid la novela con la fuentes clásicas al lado o algun buena historia de la época, os sorprenderéis hasta qué nivel de detalle ha profundizado.

    Casi todos los libros recomendados me parecen buenos, cada uno en su justa medida. Pero no quiero irme sin mencionar las memorias de Adriano, aun me conmuevo cuando recuerdo “Mínima alma mía…..

  35. Germánico Dice:

    Animula vagula blandula
    Hospes comesque corporis
    Quae nunc abibis in loca
    Pallidula, rigida, nudula
    Nec ut soles dabis iocos

  36. Uther Dice:

    pues eso… tratemos de entrar en la muerte con los ojos abiertos ….

  37. Germánico Dice:

    Yo prefiero entrar dormidito…

  38. Arauxo Dice:

    Bueno, pues, como me alegran los fastos, me uno a los buenos deseos: felicidades, Uther y felicidades, Hija de Richar -aunque esto último suena demasiado telúrico- Que cumplas muchos más, Uther, porque hay mucho que leer. Y tu hija, también, Richar, que tiene mucha Historia que aprender…

    Querido Germánico: no te he comentado nada antes sobre la reseña porque no he podido leerla hasta hace poco (lo juro, Richar: no me da tiempo a ponerme al día en Hislibris. Lo intento, pero la página avanza más rápido de lo que mi torpeza y escaso tiempo libre me permiten. Con todo, lo seguiré intentando, por lo que, tal vez, en el 2029 leáis mi último comentario a una reseña… de las ya publicadas). Así que lo hago ahora, aunque sea algo tarde.

    Estoy leyendo ahora el libro de Goldsworthy y tus comentarios me parecen tan acertados como enriquecedores, cosa por otra parte habitual en todo lo que “emana” de ti y se refiera a Roma (y no sólo a Roma, porque le echado un vistazo a tu reseña sobre el libro de Richard Rhodes y estoy alucinando…). Es una pena que no te prodigues más, tanto en el número de reseñas como en su tamaño: ésta de Goldsworthy se me ha hecho corta, la verdad.

    Pero, parafraseando al Sr. Lobo en Pulp Fiction -me ruborizaría pronunciar la misma frase en Hislibris-, no nos entusiasmemos demasiado. Para evitar malos entendidos, ahora le doy el palito a la burra (y es una expresión hecha, por Dios: ni tu eres la burra ni yo voy a pegarle a nadie. Lo aclaro porque mi ironía me granjea problemas últimamente…) Yo estoy con Uther (a ver si te animas, Uther, y nos regalas alguna reseña…): creo que el libro es mejor de lo que parece deducirse a partir de tu reseña y mucho mejor que otros que se publican. Es cierto que, como obra de divulgación -independientemente de su valor académico, es, con toda claridad, una obra divulgativa- resulta algo larga. Pero para el aficionado que disfrute con los buenos libros de Roma, éste es uno de ellos. Lo digo porque, algo antes de que este se publicara, salió al gran mercado un libro de corte semejante pero de enfoque diametralmente opuesto, “Los enemigos de Roma. De Aníbal a Atila el Huno” de Philip Matyszak. Y, hombre, no es que yo lo desprecie, pero las comparaciones son odiosas… El de Matyszak es casi un librito de piscina y el de Goldsworthy es una obra bastante más seria y de lectura mucho más interesante. Y es que Goldsworthy no sólo es un gran experto en historia militar romana, sino que está entre los pocos (como Holland y su “Rubicon”) que saben enseñar sin aburrir.

    Desde luego, en lo que sí coincido contigo Germánico, es en tu crítica a la traducción. Ciertamente es buena, cosa que se agradece, pero convendría que los traductores supiesen algo de la materia que traducen o incluso ALGO, sin más. ¿Cómo es posible que se hable del precio del maíz, por Saturno y todos sus hijos? (Ea, ya lo he conseguido: me he metido con otro gremio. Ahora me saldrá un traductor culto a ponerme la cara colorada. Y con razón, porque ya me pasó con los libreros… hasta que llegó nuestro Aquiles, que no es precisamente un ignorante…)

    Pero, por lo que de verdad me sitúo en tus antípodas, Germánio, es por la frase “Está un poco desfasado: es simple reedición de una obra que ya tiene sus añitos” referida a la obra de Bohec. Craso (que era tan gordo como rico) error. ¿Eso -de verdad, de verdad, de verdad- importa? ¡Todo lo contrario! ¡Alabado sea Dios! (entiéndase: el dios de cada uno, que si no después se me enfada alguien por ahí…) Pero si lo que resulta imperdonable de las editoriales es que condenen al llanto y al crujir de dientes a magníficas obras y a excepcionales clásicos que deberían estar SIEMPRE en las librerías… Lo siento, pero a mí –y hablo como lector- me da igual lo “desfasada” que esté una obra: Mommsen me sigue pareciendo maravilloso. Así que, Germánico, “desfásate” un poco, hombre, que lo añejo tiene solera…

    Yo tampoco comprendo, gran maese Richar, cómo Sila no está entre los elegidos de Goldsworthy. Fue un general con talento, absolutamente sorprendente, enormemente astuto y con un carisma indiscutible. Desde luego, fue también un canalla, pero si es por crueldad, Germánico, ¿A quién salvamos?

    Por cierto, Uthel: los dos libros que citas sobre el ejército romano son muy buenos (aunque bastante mejores en texto que en ilustraciones) y haces muy bien en recomendarlos. El de Goldsworthy creo que es de Akal, no de Ariel. Y respecto a McCullough, comparto también plenamente tu opinión, como ya he puesto de manifiesto en otro sitio de Hislibris (en la reseña sobre “Rubicón”). Me alegra coincidir contigo. Espero que en el futuro… encontremos motivos para tirarnos los tiestos a la cabeza.

    Cuidaos.

  39. Arauxo Dice:

    Estoooooooo…

    Me he equivocado. La respuesta era para otra reseña. Mil perdones. La culpa no es mía, sino del espíritu torpe y estulto que me posee.

    Ojú, perdón otra vez.

  40. Arauxo Dice:

    Richar: ¡socorroooooooo! ¿Puedes arreglarlo para que no haga demasiado tiempo el ridículo?

  41. Germánico Dice:

    Coño, Arauxo, siempre me sobrecargas de trabajo.

    Lo primero: te agradezco en igual medida las flores y los porrazos. Realmente, yo también te quiero (je, je).

    Sigo por el final: claro que hay clásicos que no se desfasan jamás, y que si lo hacen da lo mismo, puesto que su lectura siempre es enriquecedora. Mommsen entre ellos, por supuesto, pero también Gibbon, Walbank, Syme y otros. Por no hablar de las fuentes clásicas: Tácito, Suetonio, Josefo, Plutarco… Pero, bueno, creo que le Bohec se queda en un mero académico más (sin quitarle sus virtudes, que seguro que las tiene), y su libro sí puede quedar desfasado, aunque ya dije que tiene cosas buenas. Lo que me jode más es que las editoriales saquen este tipo de obras como novedad.

    Coincido totalmente contigo en la comparación de Goldsworthy y Matyszak. Y añado: este último suelta un tufillo anti-romano que a estas alturas me resulta un tanto incomprensible. ¿Cabe dudar que la conquista romana solía ser extremadamente sangrienta, hasta el punto de la matanza “gratuita”? Quizá debamos ver en ello una política preventiva, pues la ocupación solía ser pacífica, y por lo general beneficiosa para el territorio. Una mentalidad actual no puede aceptar semejante política, por supuesto, pero en aquella época quizá fuera lo mejor. Perdón: me voy por las ramas, pero viene a cuenta de tu comentario: ¿a quién salvamos de este mundo tan cruel y violento? [Referido a la Antigüedad, claro].

    No creas que no aprecio el libro de Goldsworthy; todo lo contrario. Pero es que, como en todas las selecciones, a mí me parece que sobran muchos generales y faltan otros. Pero ya quisiera yo haber escrito un libro semejante: ameno, documentado, serio,… Pero qué quieres, uno es un pedante: me resulta insuficiente. Más que nada, porque se me hace corto, dado mi interés por el asunto.

    Bueno, creo que te he contestado a todo, y con gran placer, añado.

    Saludos.

    P.D.: en lo que a mí respecta, no limites tu ironía. Me ha costado, pero ya la capto.

  42. Germánico Dice:

    Me di cuenta del erro que comentas, pero bueno, yo lo dejaría tal cual. Así a lo mejor desviamos al otro hilo a alguien que aún no lo conocía. Pondré el enlace.

  43. Germánico Dice:

    http://www.hislibris.com/?p=153

  44. richar Dice:

    Buf, llego tarde, creo. Efectivamente, creo que no conviene mover los últimos comentarios al post en el que se supone deberían estar (además de que no sé si se podría). Pero no pasa nada, encajan bastante bien.

    Saludos,
    Richar.

  45. Uther Dice:

    Bueno pues muchas gracias Arauxo por las felicitaciones, como se suele decir espero cumplir muchos mas y usteden que lo vean.

    Hubo un cierto momento, al leer tu comentario, que pensé que me había perdido algo, ya que de estar comentando con Germánico las distintas formas de cruzar el umbral del mas allá, me encontré con que me dabas la razón en el libro de Goldsworthy. Afortunadamente solo se trataba de un cambio de post.

    Hace meses que cada vez que iba a una cierta libreria sopesaba en mis manos, entre otros, el libro de los enemigos de Roma, afortunadamente mi “instinto” me reprimía a su compra y hoy te agradezco tu comentario, porque ya no tendré mas tentaciones en el futuro, respecto al libro claro está …. las otras son mas peliagudas de refrenar.

    Germánico en cierta forma te comprendo cuando hablas de que se hace corto y aunque puede que falten algunos, creo que no sobran tantos. Me da la impresión que el autor, con mayor o menor acierto, al igual que en el libro El Ejercito Romano, ha pretendido abarcar toda la historia de Roma, de principio a fin. Y claro, para ello le era necesario distribuir mas o menos escalonadamente los distintos generales que fueron en toda las épocas, por mas que algunos de los incluidos no puedan ser comparados con los que todos tenemos en mente, pero que para cumplir los objetivos del autor si que son válidos.

    Respecto a los clásicos creo que poco podremos discutir, pues estamos todos de acuerdo.

    Por cierto Arauxo muchas gracias por tu invitación a enviar una reseña, aunque estaba completamente convencido que los autores de las reseñas eran sólo y exclusivamente los que aparecen en la lista que se encuentra bajo el rótulo “quienes somos”, pero a lo que parece estaba equivocado, una vez dicho esto intentaré animarme, pero antes he de salvar dos escollos, a saber: me temo que no estaria a la altura de las reseñas que normalmente se publican, aunque eso podría solucionarse con dedicación y trabajo, es decir tiempo… y la segunda es simple y llanamente que no tengo ni idea de cómo enviar la reseña y eso se soluciona solo con la ayuda de algún alma caritativa. Muchas gracias a todos.

  46. richar Dice:

    Uther, en cuanto a tu primera preocupación, no puedo ayudarte mucho a escribir tus posts, entre otras cosas porque los míos son los más ramplones de por aquí. Pero con sólo leer tus comentarios, he de decir que no vas a tener problemas en escribir un buen post.

    Y en cuanto al segundo problema, ahí sí que tengo la llave. Cuando quieras, puedes mandarme un mail a hislibris@hislibris.com y te explico como publicarlas, que es lo más sencillo del mundo.

    Un saludo y esperamos leerte pronto como posteador.

    Por cierto Arauxo, te voy a tener que pagar un bono por la labor de captación de comentaristas :-)

    Saludos,
    Richar.

  47. Germánico Dice:

    Y a mí que me zurzan, ¿no?

    En cuanto al de “Los enemigos..”, Uther, tampoco lo menosprecies. Se disfruta su lectura, aunque en el fondo no tenga mayor trascendencia.

    Saludos (a Richar, no).

  48. Aquiles Dice:

    Yo también agradezco el cumplido, Arauxo. Aprovecho para recordarte que algo más arriba, te preguntaba sobre las obras de Núñez Alonso; respóndeme si me falta alguna.

    Para finalizar, esa frase que mencionas del Señor Lobo en “Pulp Fiction” es una de las más definitivas que recuerdo en el cine. ¿Qué era lo que no nos debemos chupar? En el Día Internacional del Alzheimer ¡jo, qué memoria la mía!

    Saludos (a Richar también).

  49. richar Dice:

    Germánico, hombre, no te enfades. Lo que pasa es que a ti ya te lo he agradecido muchas veces, no seas acaparador :-)

    Saludos,
    Richar.

  50. Germánico Dice:

    Sí, tú descuida a la familia, que ya nos veremos en el Juzgado…

    A-saludos.

  51. Uther Dice:

    Muchas gracias Richard por la invitación, ahora sólo se trata de encontrar un buen libro y tiempo e intentaré enviar una reseña.

  52. Arauxo Dice:

    Mis más sinceras disculpas, querido Aquiles. Tienes más razón que Galileo, cuando afirmaba “sottovoce” lo de “y sin embargo, se mueve”. He sido enormemente descortés por “ignorar” tu comentario. En mi descargo, declaro que la velocidad de circulación en Hislibris es tal, que a veces el vértigo me impide concentrarme. Es tanto lo que quiero leer y comentar… que rompo con frecuencia el saco de mi ambición y dejo cumplir mis “obligaciones”

    Vamos por partes. En primer lugar y aunque sea tarde, te doy la bienvenida a Hislibris (lo hago sólo en mi nombre: primero, porque prácticamente acabo de llegar; segundo, porque soy el último mono y apenas me respresento a mi mismo). Creo que esta página se enriquece enormemente con tus comentarios, con los que has demostrado sobradamente tu interés en la materia, tus conocimientos profesionales (y vocacionales) y, sobre todo, el poso que tienes por ahí escondido y que apenas ha hecho sino aflorar. Y para no ocultar mis vergüenzas entre tanta floritura, reconozco abiertamente que mi comentario sobre los libreros era injusto porque os metía a todos en el mismo saco. Y debo reconocer igualmente que tú eres un buen ejemplo, y desde luego no el único, de que todavía quedan libreros como Dios manda…

    Dicho esto -y vamos a dejar ya el peloteo, porque al final la frase de Pulp Fiction va a quedarse corta…-, declaro también, de modo expreso, que ME ALEGRA INFINITAMENTE encontrar “historiofílicos” que conocen a Núñez Alonso y que valoran adecuadamente su obra. ¡A VER SI ASÍ -y escribo en mayúsculas porque, en efecto, estoy gritando- LOS EDITORES SE ENTERAN DE QUE NOS GUSTA LA OBRA DE ALEJANDRO NÚÑEZ ALONSO, Y LES DA POR REEDITARLA, JOD*!

    Porque, en efecto de la saga de Benasur de Judea se reeditó el primer volumen, “El lazo de púrpura”, en el 92, en bolsillo. Sin embargo, los demás títulos -que tú has citado más arriba, Aquiles- no han vuelto a ver la luz desde los años 50. Eso tiene una ventajilla y un polifémico inconveniente. La ventajilla es que si encuentras los libros, puedes leerlos en su formato original, con letra grande, pasta dura… Un gustazo, vaya. El macroinconveniente es que te das de tortas con media humanidad para hacerte con alguno de ellos… En mi caso, me falta el cuarto, “La piedra y el César” y no hay manera de encontrarlo. Y me fastidia enormemente, porque tengo colgado el quinto y último -que sí lo tengo-, “Las columnas de fuego”, sin hincarle el diente porque me gustaría leerlo en el orden correspondiente. Estoy empezando a pensar que es una utopía (y no precisamente la de Moro).

    Respecto a su otra serie de corte histórico, la de Semíramis, el título que le falta a tu “colección” es “La reina desnuda”. Esta tetralogía también es un gustazo leerla, pero me parece inferior a la de Benasur de Judea. Eso sí, tiene a su favor lo original del planteamiento y las exóticas coordenadas de su ambientación: la Asiria del siglo XII a.C.

    El autor tiene bastantes más novelas, Aquiles, pero, que yo sepa, no son “históricas”, excepto una: “Cuando don Alfonso era rey”. No la he leído, pero sé que es el producto de un proyecto que el autor acabó abandonando y que consistía en una continuación (o emulación) de los Episodios Nacionales de Galdós, a partir del reinado de Alfonso XIII. De entre las demás, por si te interesan, destacan dos (insisto: no son novela histórica): “La gota de Mercurio” y “Gloria en subasta”. Ambas fueron galardonadas (premios Nadal y de la Crítica respectivamente).

    De todas formas, me resulta incomprensible el olvido al que las editoriales han condenado a este excelente autor. O peor si cabe: se entiende, como tú bien dices, en clave política u oportunista y eso es lamentable, como no me he cansado de denunciar en Hislibris. Porque una cosa es cierta: la grandiosa saga de Benasur no es apta para lectores con prejuicios ni para quien valore la calidad de una obra en función de la adscripción ideológica o religiosa de su autor. En esos casos, es mejor que lean la de Semiramis, y así evitamos infartos.

    Termino -otra más de mis sábanas-, Aquiles, con una promesa a propósito de Núñez Alonso. Aunque hace bastante tiempo que leí “El lazo de púrpura” (sin duda, la mejor de sus novelas históricas) y como conservo mis notas, voy a escribir su reseña, a ver si así se entera alguna editorial y nos da una alegría.

    Perdón -como siempre- por el coñaz* y un saludo a todos (desde luego, a Richar, también, por supuesto, aunque sólo sea porque es quien manda…)

  53. Arauxo Dice:

    Por cierto, Richar:

    Para los que leemos las reseñas con dos años de retraso (buscando en las distintas secciones) nos resulta complicado saber, a priori, quién las escribe, porque no están “firmadas” debajo (El nombre del autor sólo aparece, en realidad) en la página principal de Hislibris. Ello nos obliga a leer varios comentarios hasta que alguien menciona al autor… si es que lo hace. ¿No podría corregirse?

    Otro saludo.

  54. richar Dice:

    Creo que podría, lo anoto y lo miro, porque mis limitados conocimientos técnicos no sé si darán para poner el autor en la página de cada post. Cosa, que sea dicho de paso, debería venir por defecto.

    En cualquier caso, si el blog explota en un rato será que no lo he logrado :-)

    Saludos,
    Richar.

  55. Aquiles Dice:

    Nuevamente gracias por tu aprecio, Arauxo. Como no tengo problemas de falta de autoestima o de falsa modestia, puedo decir sin que suene hueco que mi deseo es, en primer lugar, compartir con otros mi pasión por la Historia y luego, si es posible, aportar algo. Pero lo cierto es que en esta página no hay “últimos monos”, muy al contrario, aprecio que el nivel de los que participáis es verdaderamente importante. Intuyo la posibilidad de que algunos os dedicáis profesionalmente a la enseñanza de la Historia -¿quizás Germánico, tú mismo, Arauxo….? En cualquier caso, vuestros conocimientos son muy amplios y en unos cuantos casos mayores que los míos, por lo que me enriquezco cada vez que os leo. Para que no parezcan palabras vacías, pongo un ejemplo: hasta entrar en esta página, desconocía la existencia del libro “Teucro, arquero de Troya” de tal modo que cuando volví de mis vacaciones a la librería lo primero que hice fue pedir a la editorial – que no tiene distribuidora en Aragón – un ejemplar para mí. Como podéis comprender, estoy encantado de tener gente con la que compartir inquietudes y aficiones.

    Por otra parte, cuando hablamos de la silenciación de Núñez Alonso en la actualidad, nos olvidamos de un aspecto básico en el panorama que nos domina: LA IGNORANCIA que casi es peor que cualquier condicionamiento ideológico.

    Salve a todos.

  56. Germánico Dice:

    Aqules, yo no me dedico a la enseñanza (gracias al cielo), aunque sí estudié Historia.

    Saludos.

  57. Urogallo Dice:

    A mi me pasa a la inversa.

  58. Arauxo Dice:

    Yo ya no me acuerdo de lo que estudié y no sé muy bien a qué me dedico…

  59. Ascanio Dice:

    Volviendo a Rubicón, yo lo saqué por vez primera de la biblioteca (es lo que suelo hacer, y si luego el libro me merece la pena, pues lo compro) y me gustó tanto que me lo compré para mí (el de la edición en cartoné, porque creo que ahora han sacado uno más económico en rústica). Pues desde que me lo compré, ya lo he leído 2 veces más. Lo tengo hasta forradito y todo para que no se me estropee. “Exagerá” que es una. Por cierto , lo recomiendo cada vez que puedo a mis amiguetes, pero NUNCA-NUNCA-NUNCA
    Por cierto, le escribí un e-mail a César Vidal (si entráis en el programa de la linterna de la página web de la COPE) preguntándole qué le parecía, y me contestó (suele hacerlo siempre, no es la primera vez) que le parecía muy ameno, pero algo fantasioso (palabras textuales).

  60. Ascanio Dice:

    uy, se me envió el comentario sin acabar la frase: NUNCA NUNCA NUNCA lo presto. Eso es lo que faltaba.
    Vale.

  61. Arauxo Dice:

    Salve, Ascanio.

    Creo que no te he saludado nunca, así que aprovecho para hacerlo. Por lo que leo (y pese a tu varonil virgiliano seudónimo) eres chica, ¿no? Pues nada: sé bienvenida.
    Y me alegra coincidir contigo en la valoración de “Rubicón”. Yo no he llegado a tanto como tú, porque me lo he leído una sola vez… de momento.

    Respecto al préstamo… mujer, hay que compartir lo bueno. Ya sé que la prudencia y la experiencia aconsejan lo contrario. Y lo digo porque yo también he perdido libros prestándolos a amigos, pero aun así sigo haciéndolo. Porque los libros son mi debilidad, es cierto, pero los amigos también. Prefiero ganar amigos y perder libros que tener toda una biblioteca para mí sólo. Sobre todo, porque una de las sensaciones más gratificantes que pueden exisitir te embarga cuando algún amigo te devuelve el libro que le prestaste diciéndote: “Me ha encantado”. Así… compartes momentos felices de tu existencia e incluso algo más dentro de ti. Porque si no ¿para qué puñetas iba uno a molestarse escribiendo una reseña en Hislibris?

    De hecho, Ascanio, he conocido autores que hoy casi venero gracias a algún préstamo de libro. Aunque eso sí: yo SIEMPRE los devuelvo.

    Respecto al comentario de César Vidal, deduzco… que no ha leido el libro. Y no me extraña. Porque uno (mientras siga siendo uno) no puede escribir un libro al mes, leer todas las novedades editoriales, presentar dos programas radiofónicos, escribir en dos periódicos y no sé cuántas cosas más. Y eso (que conste) que algunas de sus novelas me han gustado. Pero es que “lo que no puede ser, no puede ser y además es imposible”, que decía el torero.

    Un saludo afectuoso y rubicóndito.

  62. Ascanio Dice:

    Ave Arauxo, yo también me alegro de saludarte. Sí, soy chica y lo de Ascanio viene porque es el apellido de mi madre, lo cual viene que ni pintado para este foro. Cuando leí por primera vez lo de Ascanio, Eneas y Alba Longa, casi me caigo de la impresión!!!
    Mira que si soy descendiente de Eneas… Chachi piruli, eh? (aunque esto de chachi piruli no creo que lo dijese Eneas, jeje)
    Por otro lado…¿y si presto un libro como las puertas de fuego que cuesta encontrarlo la misma vida y luego no me lo devuelven? ¡Eso acabaría con mi amistad! No podría soportarloooooo!!!!!
    Fuera de coñas, presto libros pero sólo a amigos muuuuuy amigos.

  63. richar Dice:

    Vaya, inútil de mi, acabo de preguntarte Ascanio por el origen de tu apodo en otro de los hilos, así que no hace falta que me contestes.

    Lo de chachi piruli creo que sí lo dice Eneas, al menos en la edición extendida del DVD de Troya, mientras huye con la espada de Príamo (¿era de él? ahora no recuerdo)… “chachi piruli, chachi piruli, a ver donde me fundo una ciudad, chachi piruli..:”

    En fin, perdón por la mentecatez.

    Yo también presto libros y sé de buena fe que alguno no retornará jamás a mi estantería, snif, snif… y mi Puertas de fuego está más roido que todas las cosas, pero creo que ha merecido la pena.

    Lo que no entiendo es lo de coger libros de la biblioteca, leerlos y luego comprarlos… curioso hábito…

    Un saludo,
    Richar.

  64. Ascanio Dice:

    bueno richar, pues ya he contestado en otro sitio, así que parece que estamos haciendo el canelo ambos dos.
    muy bueno lo de chachi piruli, todavía me estoy riendo.

  65. Germánico Dice:

    Pues, Ascanio, yo no sólo los presto, sino que incluso los regalo. “Puertas de Fuego”, ya que se citó por ahí, se lo regalé a un amigo que vino a cenar a casa y me preguntó por él. Y otro más reciente, “Northumbria”, se lo regalé a otro amigo, que por cierto frecuenta esta página, que pensaba comprárselo. Lo que raramente hago es llevarme un libro en préstamo: tengo tal cola de lecturas pendientes, que tardaría muchísimo en devolverlo.

    Saludos.

    P.D.: cuando yo tenía unos veinte años, un tío mío hacía esto de regalar libros (de lo cual, por cierto, me beneficié muchísimo). Por aquel entonces, yo no lo entendía. Ahora, hasta lo practico.

  66. Ascanio Dice:

    Germánico, regálame alguno, que estoy mu necesitá

  67. Germánico Dice:

    Buen, cuando nos conozcamos, te regalaré uno. O dos.

    Saludos.

  68. Arauxo Dice:

    Germánico, cuando tú tenías veinte años… ¿había ya estallado la Guerra Civil?

  69. Germánico Dice:

    La de Chechenia no. La de EE.UU. sí, so long ago. La nuestra sí. La de Liberia no. La de El Líbano sí. La de César y Pompeyo sí. La del 69 (sugerente nombre) sí. La de El Salvador sí. La de Guatemala sí. La de Yugoslavia no. La de Grecia sí. La de Argelia sí, las dos. La de las Rosas, sí.

    A ver, Arauxo, especifica, que puedo estar así toda la mañana, y no es plan.

    Saludos fratricidas.

  70. Arauxo Dice:

    No, me refería a la que acabó con la hegemonía de Menfis durante el Imperio Antiguo y con la que dio comienzo el Primer Periodo Intermedio…

    Por cierto, ¿No has leído “Radopis la cortesana” de Naguib Mafuz? Se ambienta precisamente en ese momento… Y no estaría mal, ahora que lo pienso, introducir ya la primera reseña sobre un libro del recientemente desaparecido Premio Nobel, que no tiene ninguna en Hislibris. A ver si me animo y encuentro tiempo…

  71. Germánico Dice:

    Cuando esa no. Cuando la de los hicsos tampoco.

    De Mahfuz, de tema histórico, sólo he leído “La batalla de Tebas”, en la mítica colección de bolsillo que sacó el diario El Mundo hace ya unos añitos. Y… me cansó, lo siento. Sin embargo, del tipo “costumbrista” me he leído varias, y “El callejón de los milagros” me gustó mucho, mucho, mucho.

    Güeno. A ver cuánto tardamos en:

    a) Pelearnos al respecto.
    b) Confundir sus libros con los de Maaluf.

    Saludos.

  72. Arauxo Dice:

    a) A mi también me cansó “La batalla de Tebas”. Y es verdad que sus novelas históricas no son, desde luego, las mejores. Pero como uno tiene su corazoncito histórico, pues le gustan… Y especialmente “Radopis”, que ,en mi opinión, es la mejor de las ambientadas en el Egipto faraónico. Mejor que la de Tebas y que la de Akenatón. Es más: creo que tiene un cierto regusto decadente y un sabor amargo a destino inevitable que la hace muy interesante y muy humana.

    b) No, pese a mi error ortográfico, no es de recibo confundir a Mahfuz con Maaluf.

    c) No nos hemos peleado. Vergonzoso. Habrá que seguir buscando.

    d) Probemos con otra cosa, a ver si hay suerte: la de los hicsos no fue una guerra civil. Fue una invasión extranjera en toda regla.

    Saludos de tu mosca coj*nera.

  73. Ascanio Dice:

    Volviendo a los romanos, ¿conocéis el libro “Quién es quién en la Antigua Roma”? Es un pequeño diccionario de todos los personajes importantes de Roma (romanos o no), desde la fundación hasta la caída del Imperio. A mí me fue bastante útil cuando me armaba un pollo entre Cayo Papilio Mutilo, Cayo Valerio Catulo, Publio Rutilio Rufo y la madre que los
    pa- piiiiiiiiiii

  74. Germánico Dice:

    Hombre, Arauxo, yo no me refería a la invasión sino al derrocamiento de la dinastía hicsa (Ahmosis, ¿no?; los tebanos, y toda la peña), el que inaugura el Imperio Nuevo. Quizá no fuera estrictamente una guerra civil, pero bueno, sí un “asunto interno”, como diría Bush. En cualquier caso, me apunto “Radopis” (no te quejarás: a estas alturas y todavía te doy crédito, je, je).

    Lo de Maaluf era un chiste. Espero que nadie se haya dado por aludido. Es muy frecuente en prensa que se les cuelen las obras del uno al hablar del otro. Para mí es como un juego detectar estos errores.

    A mí también me preocupa que no nos hayamos peleado, estimado adversario. ¿Será la edad?

    Ascanio, desde mi punto de vista, el libro que citas es una utilísima obra de consulta. John Hazle, editorial Acento. Por cierto, este mismo autor (y editorial) tiene un “Quién es quién en la antigua Grecia”. Lo tengo en el Haber. Esa editorial tiene unas cuantas obras de consulta extremadamente útiles e interesantes.

    Saludos.

  75. Germánico Dice:

    Perdón: lo tengo en el Debe.

  76. Arauxo Dice:

    Sabía yo, Germánico, que ibas a intentar escaparte precisamente por la batalla de Tebas… Pero la rebelión de Ahmosis contra el gobierno de Avaris tiene tanto de guerra civil como nuestra Guerra de la Independencia: es la expulsión de los invasores, solo que algo más de un siglo después de la invasión. No cuela. Pero… estoy dispuesto a aceptar “hicso” como animal acuático si te lees a cambio “Radopis”. Apúntatelo también en el Debe.

    Ay, Ascanio, que recuerdos más gratos me trae a la memoria tu Publio Rutilio Rufo y su amistad con “El Primer Hombre de Roma”…

  77. Ascanio Dice:

    Arauxo, después de que Rutilio Rufo fuese al exilio y trabase amistad con mi pariente Julio César (jeje), desaparece misteriosamente de la novela, no? Yo al menos no recuerdo que Colleen dijese nada de su muerte. Igual se me pasó (como la letra era tamaño pigmeo-pitufa en la edición de bolsillo…

  78. Arauxo Dice:

    Leer la saga de Mc Cullough en bolsillo, Ascanio, es pecado mortal. No tiene perdón de Dios ni por motivos económicos. Aunque haya que pedir un préstamo al banco, chiquilla…

    La verdad es que yo tampoco recuerdo en qué queda la historia del pelirrojo, pero hace mucho que la leí y me falla la memoria. Viejo que es uno…

  79. Poveda Dice:

    Si no recuerdo mal Rutilio Rufo muere en “Favoritos de la Fortuna”, poco después de recibir la visita del joven César. Por cierto, ¿no hay ninguna entrada en el blog para comentar esta saga?

    Saludos.

  80. Ascanio Dice:

    Arauxo, si te contara que además de en bolsillo me la leía en el gimnasio montando en bici o subida a la elíptica…Eso sí, luego un dolor de cabeza de caballo (de octubre, por supuesto)

  81. Germánico Dice:

    Joé, Arauxo,… bueno, vale, vale.

    A ver, porque yo tampoco recuerdo lo que dice la novelista, pero si os referís al Rutilio Rufo tío de César, murió, por lo que recuerdo, en su exilio voluntario en Mitelene, o así.

    Saludos.

  82. Arauxo Dice:

    Sí, murio en su exilio, pero no en Mitilene (donde pasó gran parte de su vida) sino en Esmirna, Germánico. Y no voluntariamente (o al menos no está eso tan claro), sino presionado por las acusaciones de corrupción (infundadas según parece) de sus enemigos Pero lo que yo no recordaba es si volvía a aparecer en la susodicha saga…

    Por cierto, Poveda: es una vergüenza, efectivamente, pero no tiene una reseña en Hislibris. Es uno de mis propósitos (¿podré cumplir todas mis promesas?), pero ni tengo tanto tiempo ni interés en que esto se llame Arauxlibris…

    Ascanio: en realidad tú eres el alma no gemela, sino simétrica de Germánico: él se lee cualquier cosa y tú en cualquier sitio.

  83. Ascanio Dice:

    Ajá, Arauxo…te he hecho rebuscar en tus recuerdos…con lo de nuestro amigo Rufo, el pelirrojo.
    Por cierto, que gusten los libros que tratan de libros no significa que a veces alguno no se me atragante, te remito al comentario de la croqueta del post de alatriste.
    Pero en fin, en otra vida, cuando me reencarne en Germánico igual le hinco el diente otra vez (pero ¿por qué puñetas ahora no hago más que hablar de croquetas, hincar el diente, y cosas así? ¿debería preocuparme?)

  84. Atilio Dice:

    Salve,

    Una duda que, aunque resuelta en parte en interplanetaria con poveda y hector, me gustaría resolver definitivamente:

    Ya he leído el Primer Hombre de Roma, la huida de Morgan y tengo pendiente en la cima de las próxima lecturas a La Corona de Hierba. La verdad es que, pese al ya criticado favoritismo de la autora hacia César, me entusiasman sus novelas; hasta que me lleve el chasco, que seguro que tendrá alguno. En fin, me gustaría conocer el título de todas sus obras publicadas, o no, en castellano y la editorial. A ver si entre todos podemos componer una listita aceptable. Empiezo:

    Maestros de Roma:
    1º El Primer Hombre de Roma.
    2º La Corona de Hierba.
    3º Favoritos de la Fortuna.
    4º Las mujeres de César.
    5º César- Todos éstos publicados en Booket.
    6º El Caballo de César.- Zeta.
    7º The Queen of Beasts.

    La Huida de Morgan.- Zeta.

    ¿Alguna más?

    Un saludo,

    Atilio.

  85. Ascanio Dice:

    Se me ocurre una más, Atilio. La canción de Troya.
    uy, y el celebérrimo Pájaro espino…(que creo que el titulo original era El pájaro canta hasta morir, o algo así).

  86. Atilio Dice:

    Sí. Los conozco. El primero lo he leído. El segundo no. Pues dos más. He encontrado otro: Ángel. Tres.

  87. Poveda Dice:

    También tiene otra novela llamada “El Desafío”, pero cuidado que tanto esta como la del “Pájaro Espino” y “Ángel” son novela romántica.

    Atilio: en los 2 primeros tomos de la saga César no tiene protagonismo (de hecho en el 1º ni ha nacido). Son de muy agradable lectura, obviando las manías y defectos de una escritora que no es que tenga la categoría de un Graves o un Rex Warner, claro. El mejor me parece “La Corona de Hierba”.

  88. Germánico Dice:

    A “La huida de Morgan” le tengo ganas yo. Es la de los presos en Australia, ¿no?

    Arauxo y Ascanio, ya hablaremos, roedores. Je, je.

    Poveda, de Warner no he leído nada. Creo que aparte de la que mencionas tiene otra sobre Pericles, ¿no? No sé por qué no le “meto mano”. Otro prejuicio…

    Saludos.

  89. Julio Dice:

    Sí, de Warner hay 2 sobre César: El Joven César y César Imperial, recuerdo haberlos discutido en otro lado y me animé por las recomendaciones de este sitio (de richar si mal no recuerdo). Tenía pensado escribir una reseña de ambos pero se me cruzaron varias cosas y la memoria ya falla, pero destacaría su habilidad para presentar a un César joven con reflexiones de adolescente romano acerca de la vida política de la época (la lucha entre Mario y Sila) y del segundo título yo destacaría la descripción de las batallas desde la guerra en las Galias hasta aquélla (se me va el nombre del sitio) donde dice su famoso “Veni, vidi, vici”. En una palabra, Warner busca presentar sus reflexiones desde un punto de vista más del ser humano que del dictador.

    El de Pericles ya mero mero, creo que es el siguiente en la lista. ¿A qué prejuicio contra Warner te refieres Germanico? ¿Alguna idea preconcebida?

    Vaya labor la de McCoullough en La Canción de Troya, me refiero a que no debe ser lo mismo escribir un libro desde la perspectiva de un emperador famoso que desde varios ángulos de personajes épicos.

    Saludos

  90. Poveda Dice:

    Lo de Rex Warner es algo que no consigo entender, sus novelas de César son cojonudas, el tío escribe que da gloria leerlo y sin embargo su escasa obra ha tenido muy poca difusión. Conseguir sus novelas en el inglés original es una hazaña. Eso sí, sus traducciones de los clásicos griegos y latinos tienen mucha fama.

    Aparte de las de César y la de Pericles tiene otras novelas históricas pero creo que no se tradujeron nunca y en “inglish” están desaparecidas desde hace eones.

    Rex Warner es un autor a reivindicar.

  91. Julio Dice:

    Sabias palabras Poveda. ¿Sobre quién más escribió Warner? Si das un search en amazon o google te aparecerán solo esas 2 y como bien dices, en español. Saluos,

    Julio

  92. Atilio Dice:

    Efectivamente, Germánico. La Huida de Morgan es una novela sumamente interesante sobre la fundación de Sidney y la colonización de la Isla de Norfolk, lugar de residencia de la autora, con los excedentes de presos de cárceles inglesas.

    Otros dos títulos más para la lista de próximas compras…

  93. richar Dice:

    Queridos todos,

    lo primero, ¡¡es que nadie trabaja en este país!! Madre mía, me ausento una tarde para trabajar un poco -alguien tenía que hacerlo- y me encuentro chorrocientosmil comentarios nuevos, varias propuestas de nuevas reseñas, múltiples títulos que apuntar a la lista de “to be buyed or stealed” y ¡¡hasta una propuesta de cambio de nombre del blog!!

    A este paso tendré que cerrar el blog, porque me da vergüenza no estar metido de lleno en semejantes tormentas comentaristas. Ahora miro los comentarios sin leer que tengo y me da vértigo. En serio, gracias.

    Por cierto, que me he reío un buen rato con algunos de los comentarios y ahora intentando repescar algún tema que no se haya quedado desfasado en las últimas dos horas… ¿alguien se anima a una reseña sobre la saga de McCullough? Es más, ¿alguno de los que aún no se han desvirgado en labores de reseñadores se anima? Si hay algún voluntario ya sabéis, animaos y me lo decís en hislibris@hislibris.com. Os aseguro que engancha.

    En fin, voy a ver si consigo leer el resto de comentarios.

    Ah, y yo también reivindicaría a Rex Warner. Sus libros sobre César me gustaron, y el de Pericles me encantó.

    Un saludo,
    Richar.

  94. Poveda Dice:

    Julio sobre las novelas inéditas en castellano de Warner leí un artículo que ahora mismo no encuentro, las que recuerdo mencionadas son “The Converts”, “Greeks and Trojans” y otra de nosequé del Ática. Si lo encuentro pegaré aquí la dirección.

    Saludos.

  95. Germánico Dice:

    Julio, el “Veni, vidi, vici” fue tras la victoria sobre Farnaces, rey del Ponto. El más conciso (y soberbio) informe bélico que jamás llegó a Roma.

    Y mi prejuicio sobre Warner, pues sí, es una tonta idea preconcebida. O no tanto: he leído tanta “basura” (con perdón y humildemente) sobre la vida de César que me niego a leer más. Dada mi condición pedante, me quedo con Plutarco.

    Saludos.

  96. Germánico Dice:

    Y Suetonio, por supuesto, aunque incomprensiblemente lo incluye entre los césares. Pero claro, ¿qué sabemos nosotros de cómo se veían los romanos a sí mismos, a sus instituciones? A lo mejor somos nosotros los que estamos equivocados. Claro que Tácito no cae en el mismo “error”. En fin, no sé.

    Saludos.

  97. Julio Dice:

    Bueno Germanico tu estás hablando de cosas distintas: una cosa son las fuentes antiguas y otras las novelas modernas. Creo que no son excluyentes sino más bien complementarias, es como decir que no verías El Padrino de Ford Coppola porque ya leíste a Puzo ¿no crees que enriquece más que limitar?

  98. Germánico Dice:

    Sí, hombre, claro que sí. De hecho, ya ves que leo prácticamente todo lo que cae en mis manos, y seguramente, por lo que decís, las novelas de Warner me gustarán. Pero ya sabes que me gusta hacerme el interesante.

    Saludos.

  99. Julio Dice:

    Del rogar, digamos.

  100. Julio Dice:

    talvez algún día te convenceremos que te guste el fútbol….

  101. Germánico Dice:

    Quién sabe…

  102. Aquiles Dice:

    “Los conversos” de Rex Warner fue publicada por Edhasa en sus primeros años de colección de narrativa histórica.

  103. Poveda Dice:

    Pues es verdad, Edhasa 1986.

    ¿La tienes/has leído?

  104. Aquiles Dice:

    No a la primera pregunta, sí a la segunda; pero si te soy sincero, ya casi ni me acuerdo. Eran momentos de hambre y, por tanto, de uso masivo de biblioteca pública. En cualquier caso, reconozo – como absoluto pecador que soy – que el estilo de Warner se me atraganta un poco.

  105. Ascanio Dice:

    ¿se atraganta mucho? Es que estoy pensando pedírmelos pa mi santo, que es la semana que viene…

  106. Ascanio Dice:

    ¿alguien vio los documentales de Localia de anoche sobre César y Octavio? Podían haberse gastado un poco más los cuartos en la ambientación y la reconstrucción histórica. Mucha cita de Suetonio, mucho busto de César y Pompeyo, pero poca cosa interesante en el fondo, en mi humilde opinión. Por lo visto forman parte de una serie de documentales que van a poner todos los jueves por la noche. En fin, prescindibles.

  107. Ascanio Dice:

    Edepol! Ecástor!
    ¿qué significa que mi comentario está esperando moderación?

  108. Germánico Dice:

    Pasa con frecuencia, Ascanio. No te preocupes: es aleatorio.

    Saludos.

  109. richar Dice:

    Efectivamente, no sé por qué pasa con algunos comentarios. Pero cuando pasa, hay que esperar a que yo me entere de que hay mensajes en moderación y que los apruebe. Dura que es la vida del adminstrador…

    un saludo,
    Richar.

  110. Julio Dice:

    Acá le decimos…censura…jeje

  111. richar Dice:

    Pero es bastante aleatoria. Debe ser cosa del anti-spam que tengo instalado. Para que te hagas una idea, bloquea más de 200 comentarios al día de spam, así que es normal que alguno bueno se le cuele. Así que será eso, o el filtro anti-Ascanio que le he puesto. Una de las dos cosas seguro… je je

    Saludos,
    Richar.

  112. Aquiles Dice:

    Ascanio, por lo que os estoy leyendo a los demás, sólo se me resiste a mí; sucede que siempre me ha costado mucho leer una novela en la que tan apenas haya diálogo o en la que directamente no haya. He leído unas cuantas – éste es un caso entre otros tales como las Memorias de Adriano – pero la verdad es que me cuesta bastante. Se trata de un defecto como lector que me impide leer a gente como Saramago o García Márquez. Pero entiendo que será un buen regalo; por cierto, felicidades.

  113. Casio Dice:

    Yo con Memorias de Adriano no pude, lo dejé sin llegar a las 100 páginas, yo también estoy enfermo, Aquiles.
    Tengo la intención de volver a empezarlo y acabar con él, que costaba buenos dineros, así que haré un esfuerzo. Por cierto, a alguien más se le atragantó (mal de muchos…)

    Un saludo

  114. Germánico Dice:

    A mí. Un pedo, tío.

    Saludos.

  115. Ascanio Dice:

    Jo, richar…y yo que te tenía como amigo… mira que poner un filtro anti-Ascanio…¿es por mis comentarios sobre Koestler? jiji

  116. richar Dice:

    ji… ahora que lo pienso, creo que el filtro se puso solo…

  117. Julio Dice:

    Yo tampoco pude pero tengo la fiel disposición de acabarlo algún día, sobre todo pensando que no hay nada más que valga la pena sobre Adriano (otro que recuerdo es el de Dietrich y despues de leer Atila…nunca más), saludos

    Julio

  118. Arauxo Dice:

    ¿Será posible? ¡35 comentarios desde la última vez que entré en la reseña y fue el jueves a mediodía! Bueno, pues, intentaré leérmelos, a ver si consigo acabar antes de Navidad…

  119. Arauxo Dice:

    Querido Aquiles y Casio: a mí también se me atraganta Warner y me parecen bastante más emocionantes las novelas de McCullough, de las que tanto se ha hablado por ahí arriba. En todo caso, la de Pericles me gusta más que la(s) de César (y también está “menos visto”). Así que esto debe ser una epidemia…

    Donde discrepo con vosotros (y sobre todo con Germánico, que es lo que me hace realmente feliz) es en la valoración sobre las Memorias de Adriano. Es verdad que constituyen un duro soliloquio, pero es que… la vida es dura, qué le vamos a hacer. Y no sólo existen batallitas videoestupendas como las de Scarrow, que a Germánico tanto le gustan… Porque para eso lee uno a Asterix y Obelix, que son infinitamente más divertidos.

    Un saludo metomentodo.

  120. Germánico Dice:

    Mi cenizo amigo:

    Ya ves, de nuevo coincidimos en algo: yo también prefiero a Astérix y Obélix antes que a Scarrow. Y al Jabato, por cierto. ¿Lo recuerdas? Aquella burda imitación del Capitán Trueno, trasplantada a la Iberia romana… Uno de mis más antiguos recuerdos de la infancia es, precisamente, una historia del Jabato donde un personaje contaba la batalla de Carrae. Dios, qué tiempos.

    En cuanto a tu filia por las “Memorias…”, pues qué quieres que te diga: la lamento, pero la respeto. Yo me quedo con el real, aquel del almita errante y tierna y de la dura tella Hispaniae.

    Un saludo maledicente.

  121. Ascanio Dice:

    Germánico! Santiago y cierra España! Que buenos recuerdos del Capitán Trueno, y Goliat, con su traje de rayas de presidiario, y Crispín (este muchacho no era un dechado de masculinidad), y Sigrid, ese amor platónico porque nunca le metía mano…
    Cada vez que le arreaban un mamporrazo y perdía el conocimiento aparecía en alguna “mazamorra” (como diría Dany Kaye en “el bufón de la corte”, despiporre de película, por cierto) y su frase favorita era: “Oh….mm….Dónde estoy”? mientras se rascaba el chichón de la frente…
    qué buenos ratos pasados en la niñez mientras el resto de mis amigas del colegio leían “Esther y su mundo”…

  122. Ascanio Dice:

    Por cierto Richar, como ves pasamos olímpicamente de tu foro…

  123. Germánico Dice:

    Pues mira, Ascanio, los secundarios del Jabato son idénticos a esos.

    Saludos.

  124. Arauxo Dice:

    (Yo no estoy interviniendo ni sobre el Capitán Trueno ni sobre el Jabato ni me estoy peleando con Germánico o con Ascanio porque tengo que cumplir mi propósito “forense”) (Que conste)

    (Tampoco puedo saludar porque este mensaje no ha existido nunca)

  125. Ascanio Dice:

    jojojojojo…muy bueno Arauxo-no-soy-nadie-doctor-no-soy-nadie.
    Germánico, también me acuerdo de Fideo de Mileto (representante del culturismo musculoso donde lo haya) con esa lira que tocaba peor que Asurancetúrix el bardo (“¡tú no cantarás, tú no cantarás!”), Taurus el tochaco y la romana Claudia (a la que tampoco el jabato ni le dio un mísero muerdo). Por cierto, siempre he pensado que había un sospechoso parecido entre Taurus y la versión cinematográfica del Ursus Quo vadis.
    Ah, mañana que es fiesta intentaré sacar fotos de mi humilde “guarida” y de algunos librilios curiosos, y colgarlos en el foro.

  126. richar Dice:

    No puedo con vosotros… qué panda… aunque Ascanio, se te perdona si te curras unas foticos de tu guarida, a ver qué buena pinta tiene.

    Un saludo,
    Richar.

  127. Ascanio Dice:

    Ay va! ¡Si tengo otro libro de Tom Holland en casa y yo sin saberlo!
    El de “Banquete de sangre”, que me compré en la sección de Oportunidades de los libros de El Corte Inglés. Me costó 3 euros, pero para lo que me gustó, mejor me lo hubiera gastado en una horchata. Un churro de novela.

  128. Julio Dice:

    Arauxo,

    Me encontré el libro a buen precio pero me intriga mucho eso de la similitud con épocas actuales ¿podrías ser más específico? ¿del tipo que relaciona a Tiberio con Bush, algo asi? Además quisiera saber a partir de qué fecha inicia la trama.

    Se agradece cualquier información al respecto,

    Julio

  129. Urogallo de Hierro. Dice:

    ¿Nadie leía al Corsario de Hierro?. Ese por lo menos tenía una ambientacion historicista más aceptable…Merlini, que grande, hablaba un italiano que entendía cualquiera.

  130. Germánico Dice:

    Julio, abarca el final de la República (Cicerón, César, etc) hasta el Principado de Augusto.

    El Corsario de Hierro… pos claro que sí. Otro de la estela Jabato-Capitán Trueno-Guerrero Enmascarado.

    Saludos.

  131. Ascanio Dice:

    Julio, lo de relacionar épocas actuales con pretéritas en Rubicón es meramente anecdótico. Que no te detenga eso, porque el libro realmente vale la pena.
    Saludetes republicanos.

  132. Arauxo Dice:

    Julio, creo que ya te han contestado, porque suscribo el comentario de Germánico y de Ascanio. Aunque creía haber ponderado la obra adecuadamente. A veces pienso que podría escribir las reseñas con tres palabras (las que Ascanio, tan práctica como es ella, usa en su comentario): “vale la pena” y ahorrarme todo lo demás. En fin…

    Por cierto, matizando a Germánico, el libro comienza strictu sensu con los Graco, pero con un comentario casi anecdótico. Ahonda algo más en el conflicto entre Mario y Sila y en la guerra social y donde realmente se explaya es a partir del ascenso de Pompeyo.

    Un saludo y anímate, Julio. Es un libro para disfrutar leyendo.

  133. Germánico Dice:

    Cierto, cierto: lo de los Graco no lo recuerdo, pero, ahora que lo nombras, sí “veo” lo de Mario y Sila.

    Saludos.

  134. Julio Dice:

    Lo haré, gracias por la recomendación, ya me había desanimado.

    Julio

  135. richar Dice:

    Julio, yo también te lo re-recomiendo (creo que ya lo recomendé más arriba). Es muy ameno y se lee con gran rapidez. Y lo que mencionas de las similitudes con la actualidad, si no recuerdo mal, son una mera anécdota al principio. Desde luego yo no recuerdo nada de eso…

    Un saludo y que usted lo disfrute.

    Richar.

  136. Julio Dice:

    ¡A por él!

  137. Messala Dice:

    Gracias por el enlace, Richar. No tenía ni idea que tuvieseis un blog. El comentario de Arauxo sobre el libro me ha gustado y, si no lo hubiese leido ya, correría como un loco a la librería más cercana para comprarlo. No es porque lo pongas por las nubes, si no por la forma de comentarlo. De hecho me están dando ganas de releerlo.
    Guardaré este enlace porque hay bastantes reseñas a libros de narrativa histórica, aunque ahora no tengo mucho tiempo para leerlas.
    Lo único que me gustaría decir al respecto (de lo poco que he llegado a leer) es que no me parece apropiada la comparación de Holland con Asimov o Montanelli. Estos últimos me parecen para andar por casa, aunque para un novato Montanelli no sea una mala elección: así fue como yo me interesé por Roma y el mundo romano.

    Un saludo.

  138. richar Dice:

    De nada Messala y bienvenido al blog (vaya, curiosamente, debes ser de los pocos que ha hecho el camino foro-blog en lugar del habitual blog-foro). En cualquier caso, espero que disfrutes de las reseñas del blog y que aportes tus comentarios cuando lo creas oportuno.

    Un saludo,
    Richar.

  139. Messala Dice:

    Es que suelo encontrar las páginas googleando y, ya se sabe, te llevan aleatoriamente. Encantado de estar por aquí.

    Un saludo

  140. Arauxo Dice:

    Bienvenido, Messala, y gracias por tu elogioso comentario. Si impulso a leer los libros que reseño, mi objetivo parece alcanzarse, porque lo cierto es que sólo hago reseñas de obras que, pese a todos los defectos que puedan acumular, merezca la pena leer por una u otra razón. Respecto a los libros que no me gustan, ni siquiera me molesto en recordarlos. Intento borrarlos del disco duro de la memoria para dejar sitio a otros.

    Gracias por tus comentarios y espero que podamos seguir disfrutando de ellos en el futuro.

    Un saludo.

    PS: Dado que sólo escribo reseñas sobre libros que me gusten, voy a sentarme a redactar una ahora mismo sobre algún estupendo y genial libro de Scarrow, Germánico, porque tú sabes cuánto me gustan…

  141. Urogallo Julio César Dice:

    Es muy distinto hablar de Montanelli y de Asimov, Asimov pretende escribir una obra doctoral, aunque carezca de la capacidad para ello y se quede en un libro más bien “divulgativo”, mientras que Montanelli, sobre todo, hace un ejercicio de desmitificación histórica, por que en todo caso solo pretende plantear con humor una historia que asume que todo el mundo conoce…y que encuentra aburrida.

  142. Germánico Dice:

    Espera a Reyes, Arauxo, y no me lances indirectas que no te lo voy a enviar antes de tiempo.

    Saludos.

  143. Arauxo Dice:

    ¿Quién es Reyes, Germánico? ¿Reyes Scarrow?

    Y si me vas a enviar una novela del inigualable Scarrow (“El ala izquierda del águila con sandalias de esparto” o “la sombra alargada del águila mientras caza ratones”), no dudes en acompañarlo de otra de Cristian Jacq (novelista sen-sa-cio-nal donde los haya. Pa domirse, vaya. ¡Incluso ha escrito ahora una de Mozart! ¡este tío se apunta a un bombardeo! Claro como es lo que toca este año…) y, como tu sabes, otra de José Luis Corral (que será una novela di-ver-ti-dí-si-ma sobre la fabricación artesanal de las lorigas para percherones en la Alta Edad Media). Pero lo que sí me va a hacer una gran ilusión es un libro ¡De Coelho! Eso sí que es escribir… ¡para mi sobrina de 3 años y lo demás son tonterías! ¡Viva la literatura infantil!

  144. Germánico Dice:

    Bueno, bueno… a ver qué se puede hacer… he visto una nueva edición de las Memorias de Carrillo que… en fin, no te prometo nada…

    Saludos dadivosos.

  145. Ascanio Dice:

    “Pá novela güena” sobre Mozart, la de Manolo Vaina. Está en el “Top Ten” de la Fnac. Os la recomiendo. Os abrirá los ojos. En el hilo de “Jesús, ese gran desconocido” (http://www.hislibris.com/?p=138) encontraréis una reseña bastante completa. En ese libro están las “grandes respuestas” a las “grandes preguntas” de la Humanidad.

  146. Arauxo Dice:

    Ascanio, Ascanio, que te gusta provocar situaciones comprometidas y después todos los guantazos se los lleva un servidor…

  147. Javi Dice:

    Estoy enganchado a la historia antigua. Leo lo que el tiempo libre me permite. He visto esta web y que tocabais un tema sobre el que tengo una duda (igual la habeis resuelto arriba pero con tanto mensaje no la he visto). Hablais del libro de Tom Holland: Rubicon Auge y Caida de la República Romana, me gustaria saber si es novela o libro de historia, es que en unas paginas lo ponen como libro de historia y en otras como novela y no me aclaro. Muchas gracias

  148. richar Dice:

    Saludos Javi y bienvenido al blog.

    Rubicón no es una novela, pero está escrito de una manera realmente amena, lo cual hace que se lleve muy bien y su lectura sea ágil y fluida. Vamos, que no se trata tampoco del clásico libro de consulta del que no te puedes leer 5 páginas seguidas por su densidad. Yo, de hecho, me lo leí en verano de lo más relajado…

    En fin, bienvenido y esperamos verte a menudo por aquí.

    Un saludo,
    Richar.

  149. Javi Dice:

    Gracias, me has ayudado bastante. En cuanto acabe con Herodoto y sus nueve libros de la historia y la Historia de Roma de Mommsen iré a por él, jeje. Gracias de nuevo

  150. Casio Dice:

    Y por cierto, ¿Éste lo hay en edición de bolsillo?
    Ayer en la casa del libro no pude resistirme: 21 Euros. Eso sí, muy bonito… pero me dolió en el alma.

  151. richar Dice:

    Yo lo compré en Círculo de Lectores, pero desconozco su existencia en bolsillo…

    Saludos,
    Richar.

  152. Ascanio Dice:

    Yo también me lo compré en Círculo de Lectores. De hecho, ya me lo había leído de la biblioteca, y me gustó tanto que me lo compré. Luego me lo he vuelto a leer, y seguro que dentro de un tiempo vuelve a caer…
    A mí no me dolió en absoluto el dinero que me costó. Lo doy por muy biene empleado.
    Un beso.

  153. Aquiles Dice:

    Por fin va a salir en bolsillo, para aquellos que no se lo hayan comprado todavía a causa de su elevado precio. Creo que en este mes de Febrero.

  154. Urogallo de Cesaraugusta Dice:

    YUPIIIIII.

  155. Arauxo Dice:

    Buena noticia, Aquiles. Te echaba de menos. Y afortunadamente has vuelto con nosotros para tenernos al tanto de las novedades.

    Un abrazo de bienvenida, aunque llegue algo tarde.

  156. Casio Dice:

    Ya he vuelto a hacer el pardillo. Soy un juguete del destino…

  157. cavilius Dice:

    Eso por compraros libros de romanos…

  158. Messala Dice:

    Tranqui, Casio. Yo me lo compré hace dos años por 19,95. Pero es que no puedo esperar a que salga en bolsillo. ¿Y si no sale?

    Un saludo.

  159. Germánico de la XIII Dice:

    A mí me lo regalaron (sabia costumbre romana…).

  160. aretes Dice:

    Pues esperaré unos días a ver si lo pillo, en Crisol lo he buscado (22.95) y en el Círculo de Lectores está agotado (coincidiría con la resaña del blog?)
    Aquiles, ¿tardará mucho o lo pillo en tapa dura?

  161. aretes Dice:

    Rectifico, en Crisol no lo hay, es el la Casa del libro

  162. Arauxo Dice:

    Yo sé, Aretes, que tú nos quieres mucho a todos los hislibreños en general y a Arauxo en particular, pero, mujer, tanto como para suponer que el libro se agotó por la reseña…

  163. aretes Dice:

    Es que ni un piropo admites, hijo. (¿o ahora es piropa, según Sra Aguilar?)
    Porque los de Córdova vais a empezar a hablar un poco raro ¿no?

  164. Aquiles Dice:

    Aretes, me congratula comunicarte que la salida del libro está en principio prevista a partir de mañana día 6 de Febrero. Que lo disfrutes.

  165. aretes Dice:

    Pues qué bien porque en la Casa del libro tampoco lo hay, está agotado en la editorial.

  166. Aquiles Dice:

    Aretes, el libro ya está a la venta a un precio bastante asequible. Imagino que ya te habrás hecho con él.

  167. aretes Dice:

    No tardará, gracias Aquiles

  168. Urogallo Dice:

    Si me pagasen por decir que libros me han gustado ( Cómo a George R Martin) diría de este libro: “La saga de MacCullough es una novela que se lee como un libro de historia, el libro de Holland es un libro de historia que se lee como una novela”. Y me quede punto por punto con la opinión de Arauxo:

    – Documentado.
    – Profundo.
    – Agil, rápido, dinámico.

    Tenía sensación de “velocidad” mientras lo leía, lo cuenta todo, cuenta más que mucho, y lo cuenta rápido, pero sin dejarse cosas en el tintero. A la sensación de “velocidad” contribuye que me haya gustado tanto que lo haya terminado casi del tirón…cosa que cada vez hago menos.

    Es un libro excelente, y además se lo recomendaría a cualquiera como “guia de lectura” de la obra de MacCullough.

  169. Arauxo Dice:

    Cierto, Uro. Se lee de corrido, entre otras cosas, por el estilo de su prosa. Y, sí, es verdad, puede servir de “guía de lectura” de la famosa saga, porque se complementan ¿Será visión comercial de Holland?

    Un abrazo.

  170. Urogallo Dice:

    Si es el caso, es curioso que la editorial no haga nada por tratar de “colocarlos” mutuamente.

  171. lola Dice:

    Impresionante….

  172. Arauxo Dice:

    Querida Lola:

    Bienvenida a Hislibris, porque es la primera vez que nos saludamos, pero …¿Impresionante?… Mujer, expláyate, que para eso están estas páginas; no se trata de emular aquello de “un hombre, un voto” con “una mujer, una palabra“…

    Un saludo de bienvenida.

  173. aretes Dice:

    Eso, expláyate (le dijo el gato al ratón).
    Por cierto bienvenida

  174. lola Dice:

    Bueno, no me explayo más porque me da vergüenza ante tantas personas entendidas en historia
    Mi opinión de lectora aficionada es que el libro está muy bien narrado y escrito y muy buena aproximación a la época de la república, me ha encantado, recomiendo su lectura.
    P.D.: ¿Es suficiente? :)

  175. Aretes Dice:

    Bueno, ayer terminé de leer este libro. Es de esos libros especiales que tienen historia antes de leerlo, por lo difícil que me resultó encontrarlo, por el hecho de que me lo regalaran unos buenos amigos de forma inesperada y entrañable y porque ya contiene una página memorable en la que figura una dedicatoria que dice mucho de sus antiguos dueños: “… porque las personas son más importantes que los libros.”
    Del resto del libro, me cautivó desde el principio por su ritmo, claridad y la cantidad de información pero me deja un pensamiento sobre un protagonista sin nombre: el pueblo de Roma. Llevado y traido por sus dirigentes, tan importante y tan insignificante para sus “grandes hombres” , tan vulnerable y tan implacable, tan antiguo y tan actual.
    También me llama la atención el desapasionamiento con el que se presentan los hechos, sin adornos ni peloteos ni preferencias, lo que hace más útil e imparcial el juicio de los magníficos (¿cómo demonios se ponen aquí las cursivas?), con sus miserias y sus pequeñas grandezas. Por encima de todos, Catón.
    Enhorabuena, Arauxo por la reseña.

  176. richar Dice:

    Muy bonito lo del protagonista sin nombre: el pueblo de Roma. Alguno de los especialistas, ¿recogéis el guante que lanza Aretes para profundizar?

    Saludos,
    Richar.

  177. hector Dice:

    pufff Aretes..
    Caton arriba de todos?? sera por sus borracheras nocturnas?????

    acaso su intolerancia politica o su fanatica defensa de un modelo de “republica” para unos poquitos o su doble discurso hacia Cesar o Pompeyo ( ej para Caton algunos pedidos de Pompeyo eran legales, los mismos privilegios pedidos por Cesar, eran ilegales y ademas este debia ser procesado por decenas de cargos) fueron los principales detonantes de la guerra civil?

    si Holland nos pone a Caton en un pedestal , me predispone mal hacia este libro y hacia el autor

    hector

  178. Aretes Dice:

    No lo pone en un pedestal, es sólo una preferencia personal mia, hector. De hecho no le da demasiado protagonismo ni le confiere más importancia que a otros.

  179. cavilius Dice:

    … protagonista sin nombre: el pueblo de X. Llevado y traido por sus dirigentes, tan importante y tan insignificante para sus “grandes hombres” , tan vulnerable y tan implacable, tan antiguo y tan actual.

    Ejercicio: substitúyase la X en la oración anterior por el nombre de cualquier ciudad, región o país actual, y deducir una conclusión. Solución: la frase tiene validez universal.

    En el Julio César de Shakespeare se describe una escena que encaja perfectamente con esa idea: cuando Julio César acaba de ser asesinado y, primero Bruto y después Marco Antonio, “traen y llevan” al pueblo de Roma como les conviene con sendos discursos.

    Saludos

  180. Arauxo Dice:

    Hombre, Héctor, ya sabemos que para ti, todo lo que no sea César no vale un pimiento en la Roma republicana, pero no todos pensamos igual. Es más, te he oído -leído- criticar hasta la extenuación la falta de arrojo de Cicerón y, ahora, a Catón, lo criticas justamente por lo contrario. Cuando un personaje como Cicerón, defensor de la República y de la legalidad republicana -pese a algunas de sus muchas contradicciones- modula su pensamiento, sus ideas o sus preferencias y expresa sus dudas sobre lo que le conviene al Estado, sobre la mejor manera de llegar a un acuerdo entre los bandos enfrentados, o sobre su propia adscripción o afinidad a los mismos, lo llamas cobarde; cuando otro como Catón, defensor también de la República y de la legalidad republicana, se mantiene firme en sus convicciones y hace frente a César con un arrojo que a veces puede parecer ridículo pero al que no se puede imputar un gramo de cobardía, lo llamas fanático e intolerante. Al final, los defensores de la República y de la legalidad republicana son todos malos malísimos, por cobardes o por fanáticos. Y César, sin embargo, fue un pobre hombre al que abocaron contra su voluntad a una guerra que no quería y a una dictadura vitalicia que no era más que una carga para el. Está claro, Héctor, que la Historia la escriben los vencedores y este es un buen ejemplo, porque ya se encargaron Augusto, los julio-claudios y la historiografía altoimperial de transmitir al mundo y a la posteridad la versión procesariana de la Historia.

    ¿Que Catón era un borracho? ¿Y qué? ¿Que Cicerón era un pusilánime y un vanidoso? ¿Y qué? Pompeyo era un ególatra; Octaviano, un oportunista; Craso, un ambicioso; Bruto, un envidioso resentido… y César, un taimado demagogo, un desmesurado megalómano y un frío y despiadado manipulador. Al mismo tiempo, era, por supuesto y entre otras cosas, un excepcional estratega de una prodigiosa inteligencia, del mismo modo que Cicerón era un extraordinario orador de una también prodigiosa inteligencia. Y Catón fue un valiente contrincante de firme determinación que plantó cara hasta el final al hombre más peligroso -y más excepcional, por supuesto- de su tiempo. ¿Eso convierte a los personajes en buenos y malos? No lo sé. Pero desde luego, si la opinión -o el análisis- de un autor -o una comentarista como Aretes- sobre Catón, sobre Cicerón, sobre Craso, Pompeyo o la madre que los parió a todos ellos nos “predispone mal” hacia un libro, un autor -o una comentarista- sin ni siquiera interesarnos por sus argumentos, la ciencia histórica está agonizando, si es que no ha muerto ya. Y sobre ella reviven y triunfan, jactanciosas, inquisiciones de nuevo cuño, prejuicios ideológicos y mentalidades moralizantes que nada tienen que ver con el rigor, la imparcialidad y la asepsia que caracterizan al análisis y al método científico.

    Y perdona el roción, Héctor, que debes interpretar más como un desahogo del que escribe que como una agresión personal (y por lo que, de antemano, te presento mis disculpas). Porque compruebo con desasosiego que cada día se defienden con mayor ahínco en Hislibris argumentos más próximos al alineamiento ideológico, político, moral, filosófico o religioso (o simplemente a posiciones decididas y asumidas a priori) que al interés científico o al conocimiento de la verdad histórica. Y no quiero decir con eso -Dios me libre- que mi opinión sea la verdad. Lo que sí digo es que para analizar o comentar Historia y Literatura -el objetivo de estas páginas- o aparcamos nuestros prejuicios y nuestras preferencias apriorísticas, concediendo siempre nuevas oportunidades a autores, libros, editoriales, hechos, protagonistas de la Historia y argumentos o convertiremos estas páginas en una mera disputa sectaria, maniquea, partidista y barriobajera.

    Y que conste que el que suscribe entona un mea culpa por sus propios pecados, sus viscerales enconamientos con tertulianos hislibreños, con determinados autores (especialmente literarios) e incluso con determinadas épocas, materias, libros y reseñas que merecerían más atención por mi parte y menos crítica facilona. He dicho.

    Un saludo cordial, pese a las apariencias.

  181. hector Dice:

    Arauxo

    cuando hablas sobre su defensa de la republica y legalidad parece q estas hablando de un paladin de la justicia…. vamos

    Caton y compania solo defendian una “republica” y una “legalidad republicana” para unos pocos , diria poquisimos romanos.
    Cuando Cesar intento apenas unos cambios ..bueno ya sabemos el final

    pongo el ej cuando Cesar implemento la ley que obligaba a los grandes terratenientes a tomar 1/3 de ciudadados romanos a sueldo para reemplazar a la misma porcion de esclavos ( debido a la gran cantidad de pobres con ciudadania que vivian en Roma) lo que menos le dijeron era “bonito”.. este es un ejemplo de la republica y la legalidad de Caton… tambien podemos mencionar algunos privilegios militares que se le dieron a Pompeyo cuando combatio a los piratas, cuando Cesar pidio los mismos, ya estaba casi procesado , exiliado o vaya a saber q lo tenia Caton en mente..

    Caton… como puedo resumir mi concepto sobre el?
    estas clases de personajes reaccionarios , que jamas reconocen que se equivocan, que no evolucionan jamas, son los que llevan al mundo al lugar donde estamos.. todos tuvimos muchos catones.. no quiero mas valientes asi…..ademas.. tipico en estos casos…. con doble moral….

    no entiendo como todavia , a esta altura , 2007, lo ponen como ejemplo de algo.. bueno , si entiendo, asi nos va….

  182. Aretes Dice:

    Cavilius, a eso precisamente me refiero y es lo que me queda de ese libro, eso que le das vueltas y vueltas, el pensar cómo el pueblo X sigue sin remedio por donde le mandan, incluso en democracias avanzadas.

  183. Aretes Dice:

    Por cierto, ya echaba yo de menos una sábana así. Ji ji ji

  184. hector Dice:

    seguro Aretes . fijate estos ejemplos

    hace mas de 2000 años teniamos un Caton, que decia que habia que destruir Cartago cada vez que hablaba en el senado, unos 100 años despues, otro con la misma sangre, pidiendo lo mismo hacia Cesar o cualquiera q atacara sus privilegios, hace un poquito mas de 4 años, tuvimos 3 presidentes de paises de G8 en una islita del Atlantico diciendonos que ibamos a invadir Iraq para destruir cientos de armas nucleares o quimicas , que era una guerra justa y bla bla bla..

    la historia se repite siempre

  185. hector Dice:

    bueno quien sabe
    quiza dentro de 100 años alguien dira que Bush era valiente porque enfrendo a Saddam……..

  186. Arauxo Dice:

    ¿Conseguiré hacerme entender si escribo… qué sé yo… en sánscrito?

  187. hector Dice:

    definitivamente no

  188. Aretes Dice:

    Hector: imagino que cualquier acto de un personaje puede responder a distintas actitudes. Me explico, cuando dices de Catón estas clases de personajes reaccionarios , que jamas reconocen que se equivocan, que no evolucionan jamas, son los que llevan al mundo al lugar donde estamos.. todos tuvimos muchos catones.. no quiero mas valientes asi…..ademas.. tipico en estos casos…. con doble moral…. (espero que salgan ahora las cursivas) otros pueden ver en los mismo hechos alguien que defiende unas ideas de las que está firmemente convencido, lo que no deja de tener su valor, firmeza, integridad, honestidad,… Yo personalmente prefiero saber el terreno que piso y unas reglas de juego claras, coincida o no a la volubilidad de ahora si, ahora no, todo se justifica según convenga, tan popular y engañosa como actual. Me fascinan las personas coherentes, transparentes y firmes a la hora de afrontar decisiones. Quizá por eso me llama la atención el personaje. Que tiene defectos, ¡faltaría más!, no le llevo a los altares pero admiro esa actitud en concreto.

  189. hector Dice:

    aretes

    yo jamas admiraria a un radical fanatico , bajo cualquier signo politico

    pero bueno, como no nos tenemos que dejar llevar por pseudo-intelectuales que escriben con la misma calidad de borges, que adornan sus escritos con muchos fuegos artificiales y poca sustancia, paso a relatar algunos pocos momentos “honestos” de Caton

    en el tema del impresentable Catilina, Caton fue el q dio el ultimo discurso que cambio la votacion a favor de que estrangularan en el Tullianum a ciudadanos romanos sin juicio justo como era legal en esa epoca.. bien por Caton, una virtud de honestidad republicana

    otros actos inconstitucionales? habilitando a Pompeyo (con su primer consulado sin tener la edad, y con el tercero sin respetar el tiempo reglamentario de 10 años), Caton un modelo a seguir…

    otra. el, descendiente de italianos no romanos.. perdon, descendiente de esclavos si no recuerdo mal…que sistematicamente nego la ciudadania a los habitantes de ciudades italianas.. otro ejemplo de honestidad y moralidad

    otra, quiso promulgar una ley que posibilitara el arresto de César ¡y su entrega a los germanos! vaya. los germanos no eran los principales enemigos de Roma?? que diria el pueblo de la actuacion de este senador, no? huele a traicion desde donde se lo mire, no?

    otra, siempre se opuso a que el estado reparta trigo gratis a los ciudadanos pobres… bueno q decir de esto , no? quiza falta de alma

    su compañero de senado Ciceron lo tilda de “estupido” en el mismisimo senado

    el, borracho durante las noches donde sus libertos y esclavos tenian que llevarlo a la casa, censuraba a otros borrachos..vaya.. a mi me enseñaron que hay que ser ademas de parecer…..

    su violenta y cruel mano férrea con sus administrados en Chipre

    se opone a la la asignación de tierras a los ex combatientes que será (para su eterna maldición) la base de la romanización del Imperio

    podemos seguir hablando de quien fue Caton en realidad u optar por leer hermosos discursos que no tienen contenido

    saludos, Hector

  190. Aretes Dice:

    Reconozco que no estoy lo suficientemente versada para responder, ni dispongo del tiempo para investigar los hechos que mencionas, así que no cometeré la estupidez de intentar rebatirlos, otros habrá por ahí que puedan hacerlo.
    De todas formas me reafirmo en mi idea de valorar la coherencia y la integridad, si es de un fanático, como tú dices, no es que le admire, pero sí es más fácil saber por dónde va que si se presenta como el político que tanto abunda, ese que promete y luego vende, retuerce la ley y la pone al servicio de su interés vendiendo una mentira. Ese sí me me da más miedo. Hay un dicho que advierte sobre los toros mansos, líbreme Dios que del fiero ya me libro yo.
    A eso me refería. El pobre Catón se queda sin una buena defensa, ahí queda el guante si la merece.

  191. hector Dice:

    aretes

    ahora recuerdo una anecdota que lo pinta de cuerpo y alma, una vez se quedo hablando en el senado casi 8 horas sin parar con el solo fin de lograr que se levante la sesion (desde ya fue el unico que hablo ese dia) para evitar una votacion que sabia le era contraria a sus “intereses”

  192. Germánico Dice:

    Je, je. Como en la famosa película de Frank Capra, no recuerdo el título. ¿”Juan Nadie”, podría ser?

  193. Urogallo Dice:

    Y como en la sesión de la ONU donde Israel le pidió al delegado de Costa Rica un discurso de 3 horas para bloquear una resolución contra ella: “¿3 horas?.¡Yo no subo ahí a hablar menos de 5!”.

    Por cierto Héctor, lo de su alcoholismo, ¿Tiene alguna fuente seria aparte del Anti-cato de César?.

  194. Ascanio Dice:

    Y si hablamos de los discursos de Fidel Castro…Hay que llevarse hasta el orinal.

  195. hector Dice:

    y de los de Chavez.. podria hablar horas en una tribuna..

  196. hector Dice:

    primero quiero aclarar que en realidad segun suetonio, hubo dos anticato, uno de aulo hircio y otro del mismo cesar

    sobre el “alcoholismo” de Caton:
    el Cesar de Hans Oppermann
    el anticato de hans jurgen tschiedel
    el anticato escrito por aulo hircio a pedido del mismo cesar
    algunas cartas de aulo cecina(antiguo cliente de Ciceron)

    hago tambien una aclaracion sobre uno de mis comentarios sobre Caton , sobre “que siempre se opuso a la entrega de trigo gratis al pueblo”, quiero hacer mencion , citando a luciano canfora, que una vez el austero Caton, apoyo la distribucion de grano por un valor de 1250 talentos, pero solo fue justo antes que Cesar asuma como Pretor por lo que la intencion fue restarle popularidad y poder al mismo

    y como cierre quiero dejar otra mas del “verdadero” caton

    despues de la batalla de Tapso, poquito antes de su suicidio, en un discurso culpa a Pompeyo de “una guerra civil no necesaria” ( canfora luciano), al mejor estilo Pilatos, no?

  197. Querusco Dice:

    Para el mes de Abril ,la editorial Planeta va a publicar El fuego persa, el nuevo libro de Holland sobre el Imperio Persa y las Guerras Médicas, en la linea de Rubicón. Perfecto para el día de libro

  198. cavilius Dice:

    Ya era hora. Me lo pido.

  199. Urogallo Dice:

    Mmmmmm….Si es tan bueno como este, y así coincide con 300.

    Su padre, el día del libro es el mes que viene…

  200. ignacio el argentino Dice:

    Ese de los persas me lo agendo.
    saludos

  201. Baren Dice:

    Según el resumen de la Casa del libro, parece que no trata sobre las guerras médicas, sino únicamente sobre los años de las guerras del Peloponeso.

    En otras webs, inglesas, amplian el período a las guerras médicas.

    ¿Lo abarca todo? Pregunto.

  202. Arauxo Dice:

    Estimado Héctor, estimada Aretes y estimados todos:

    Marco Porcio Catón era un filósofo estoico que no temía a nada ni a nadie y que hizo de la virtud política y de la integridad moral su máxima de vida. Fue un hombre firme y valiente que defendió hasta sus últimas consecuencias sus principios y sus valores, lo que visto desde la perspectiva de sus enemigos –y, claro que sí, desde la del relativismo característico de la posmodernidad- , puede caracterizarlo como un loco terco, fanático y reaccionario. Pero un somero repaso a la cronología de los hechos debería ser suficiente para superar los prejuicios hacia el personaje:

    – Siendo adolescente y bajo la dictadura de Sila, emitía opiniones en público sumamente compremetidas, desafiando al dictador sin acobardarse un ápice (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, III).

    – Siendo Senador, jamás dejó de asistir a ninguna reunión del Senado (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XVIII-XIX). Tuvo además, en su vida y en sus costumbres, el compartamiento austero propio de un estoico (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, VI).

    – Cuando ocupó la cuestura (65 a.C.) se dedicó a perseguir implacablemente a los antecesores corruptos en el cargo que habían malversado fondos públicos, así como a los informadores y colaboradores de Sila que se habían lucrado con las proscripciones del dictador, sin arredrarse ante Pompeyo -el hombre más poderoso del momento- que debía a Sila su carrera política ((Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XVI-XVII).

    – Combatió con todas sus fuerzas contra Catilina y su sedición (63 a.C.), colaborando con Cicerón, cónsul electo y legítimo, para abortar la conjura (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XXII).

    – Se opuso frontalmente al pacto inconstitucional conocido como Primer Triunvirato, por el que Craso, César y Pompeyo se repartían ilegalmente el poder y compartían sus áreas de influencia. Se enfrentaba así a los tres hombres más poderosos del momento.

    – Se opuso a la petición ilegal formulada por Pompeyo de posponer las elecciones del año 61 a.C hasta su regreso triunfal (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XXX). Se enfrentaba así, una vez más, al hombre más poderoso del momento. Y lo mismo hizo al año siguiente con César (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XXXI).

    – Durante el consulado de César ofreció una tenaz resistencia a los proyectos de ley cesarianos, a quien sacó de sus casillas en varias ocasiones, hasta el punto de que ordenó, de modo absolutamente arbitrario e ilegal, la detención de Catón cuando éste pronunciaba en los rostra un discurso combativo contra la propuesta de ley agraria de César (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XXXIII).

    – Su mandato como gobernador de Chipre –donde tuvo que marchar, entre otras cosas, por su oposición a los triunviros- fue absolutamente ejemplar, dato de especial valor si se tiene en cuenta la riqueza de la provincia y la costumbre habitual de expoliarla en beneficio propio por parte de sus antecesores. Catón rechazó la concesión de honores especiales concedidos por el Senado por su ejemplar gobierno de Chipre. Lo hizo porque eran inconstitucionales (Plutarco. Vidas paralelas, VI, Catón, XXXIV-XXXIX).

    – Plantó cara a Clodio y a sus bandas de agitadores violentos, jugándose la vida en el empeño.

    – En el 49 a.C. se enfrentó de nuevo, como nadie su hubiera atrevido a hacerlo, al hombre más poderoso del momento, César, sin claudicar a sus pretensiones, consiguiendo del senado la formulación de un ultimátum y en los prolegómenos de una guerra civil de futuro incierto.

    – Tras la derrota de Farsalia (48 a.C.), Catón no se rinde ni se da por vencido y huye a África a continuar la resistencia frente a César, a quien consideraba causante de la guerra civil.

    – Tras la derrota de Tapsus (46 a.C.), Catón se niega a aceptar el perdón de César y a vivir bajo su dictadura, y, para no entregarle Útica, se suicida (45 a.C).

    Cambio.

  203. Arauxo Dice:

    Sigo.

    Catón despertó las iras de sus adversarios (especialmente de César) por su firmeza, su determinación y su incorruptibilidad. Le ocurrió, en el fondo, lo que le suele ocurrir a muchos personajes de férreo carácter y profundos valores éticos, a los que su inquebrantable honestidad granjea la envidia, el rencor, la enemistad y el desprecio de muchos de sus contemporáneos, especialmente, de los más resueltos a realizar enjuagues políticos y de los más inclinados hacia comportamientos demagógicos, populistas y megalomaníacos de dudosa justificación ética y escasa cobertura legal, como era el caso de César. De hecho, Catón nunca cesó de combatir a quien consideraba el mayor peligro al que se enfrentaba Roma y su República: el irrefrenable ascenso de Julio César, su insaciable ambición y su creciente poder militar.

    Y como suele también ocurrir… perdió. Y los vencedores, como siempre, escribieron la Historia. César, de hecho desplegó toda una campaña anticatoniana de proporciones desconocidas hasta entonces en la contienda política, enseñando al mundo el valor de la propaganda. Salustio, Plutarco y otros bebieron, de hecho, de ella al escribir sus historias.

    Catón fue el último –el penúltimo, si contamos a Cicerón- republicano. Defendió con su vida la legalidad de la República Romana, un régimen abocado, por supuesto, a la ruina y de carácter oligárquico, que poco tenía que ver con la democracia ateniense, pero menos aún con las tiranías orientales ni con el Imperio de naturaleza militar y poder absoluto que le sucedió. La República era un régimen –claro que sí, Héctor- oligárquico, pero con unas “reglas del juego” establecidas y una legitimidad basada en la legalidad de los procedimientos que todos los romanos –conspiradores al margen- aceptaban y aceptaron. Y es que los propios romanos nos enseñaron que “dura lex, sed lex. Y, al menos, era un régimen civilizado con ciertas posibilidades de cambio, de libertad y de justicia y basado en el imperio de la ley, con todos los matices –subrayo esto, ¿vale, Héctor?- que se quieran introducir. Y si alguien no lo cree así, sólo tiene que bucear un poco en el conocimiento de lo que vino después, el Imperio, donde la libertad, la justicia y la ley se postergaron ante la voluntad absoluta –y a veces desquiciada- de un individuo.

    ¿Es Catón ejemplo de algo en el 2007? Juzgue el lector curioso. Pero a lo mejor “así nos va…” precisamente porque hoy faltan catones que denuncien a los corruptos, avergüencen a los oportunistas con su integridad y recuerden cada día con su comportamiento la importancia de las propias convicciones y de la virtud política.

    Un saludo.

    Cambio y corto.

    PS: He apoyado buena parte de los hechos con las fuentes donde aparecen. Puedo, Héctor, apoyarlos todos y cada uno y al detalle que quieras. Esos… y muchos más. Sólo tienes que pedírmelo y así lo haré –Dios y el tiempo mediante-. Lo digo para que no me incluyas entre los “pseudo-intelectuales que escriben con la misma calidad de Borges, que adornan sus escritos con muchos fuegos artificiales y poca sustancia, entre los que, por otra parte, estoy absolutamente seguro de que no has querido incluirme… ¿verdad?

  204. Aretes Dice:

    Gracias, Arauxo. Estaba segura de que Catón se merecía una defensa como esta.

  205. Casio Dice:

    Ya que han salido a la luz sus defectos, hay que conocer sus virtudes también.
    ¡Ah, el complicado término medio! Si ya lo decía Aristóteles…

  206. Aquiles Dice:

    Querusco, Cavilius, Urogallo, Ignacio el argentino, Baren, etc…. hermanos todos. ¿Puedo daros un poco de envidia? Siiiiiiiiii (se oyen voces de fondo). He utilizado mis contactos en el Grupo Planeta para que me hagan donación del libro “El fuego persa” y me han contestado que puedo darlo por hecho. ¿Mola, eh?

    Saludos.

  207. ignacio el argentino Dice:

    felicitaciones Aquiles, loúnico al ser el primero que va a tener el libro y gratarola, tu tienes que haces la reseña.
    Un abrazo

  208. hector Dice:

    arauxo.. arauxo..

    quien seria capaz de compararte con Borges??????? seria un sacrilegio de mi parte si asi lo hiciera…por suerte Borges es cortito de vista y desde el cielo no puede leer estas lineas…

    otra tema, es q veo has realizado un resumen del trabajo de Plutarco…pero hombre, no era necestario, la mayoria de aqui ya conoce el contenido de ese libro

    solo voy a rebatir los puntos mas importantes porque estoy en el trabajo y porque veo que sobre la mayoria de los puntos que escribi anteriormente no hay referencias

    combatio al impresentable de catilina? claro q si, pero OMITES que apoyo la ejecucion de los secuaces de este , omitiendo realizar el juicio con derecho a defensa que le correspondia a todo ciudadano romano

    el pacto entre Magno, Cesar y Craso no fue ilegal, solo fue un acuerdo politico entre 3 ciudadanos , no violo ninguna lei del momento. Se presentan a elecciones , manejan y digitan candidatos , claro q si, acaso no era lo normal en esa epoca.. . Si bien se repartieron el poder a su gusto , lo hicieron CLARAMENTE dentro de las reglas de juego de la republica

    se opone a la peticion de Pompeyo de posponer las elecciones, claro que si, pero tambien lo habilita como mencione el 22 marzo ilegalmente . Cual es la conducta de Caton? cuando Pompeyo no le sirve, le niega peticiones, cuando lo necesita, se las habilita? ja.. todo un estoico no?

    no fue ilegal la detencion de caton, dado que el consul (Cesar) tenia la facultad para detener ciudadanos romanos , como la tuvo Ciceron con la banda de Catilina, pero siempre y cuando los someta luego a juicio, en todo caso podemos discutir el motivo de la detencion pero no el acto en si mismo

    quien dice que Cesar esta entre los vencedores que escribieron la historia. Lamento informarte que la historia romana q nos llego a nuestros dias es la q Augusto y su equipo de propaganda politica (Mecenas, T.Livio,Virgilio, etc) armaron..

    exageras cuando hablas de una campaña de proporciones desconocidas…solo escribio su anticaton y mando a escribir otro, ni siquiera tenia en mente ejecutar a caton porque jamas procedio asi cesar con ciudadanos romanos y ademas en el caso de caton tampoco queria convertirlo en martir, pero esto ni se acerca a lo q tuvo que aguantar Cesar de parte de los boni ( caton a la cabeza) , mientras estaba en la Galia, hasta el estoico Caton lo quizo entregar a los germanos…que dice Plutarco acerca de esto o lo has omitido deliveradamente

    la historia de esa epoca no acaba con Plutarco…hay cientos de cartas que nos llegaron de esa epoca o analisis magistrales de un Mommsen un Canfora un Oppermann un Tschiedel o cualquier escritor de la escuela alemana de los 1900

  209. hector Dice:

    quiero aclarar algo mas, cuando hable sobre Augusto y su equipo de propaganda politica, es porque creo q Augusto solo utilizo lo que le convenia de Cesar y lo restante lo descarto o suprimio, como ser algunas partes de los Comentarios ( su actuacion militar en Munda)
    muy lejos estuvo Augusto de seguir la politica cesarista
    y no se puede inducir que este nos haya legado una historia pro-cesarista sino yo diria una historia augusta

  210. cavilius Dice:

    Caramba, Aquiles, no hay como tener contactos.

    Por cierto, no me importaría nada si quisieras ser mi contacto de tus contactos en el Grupo Planeta. No podría pagarte nada, sería algo hecho por devoción a la cultura.

    ¿No interesa?

    Saludos

  211. Baren Dice:

    Aquiles, mira que sabemos donde vives, pecador de la pradera…

  212. Arauxo Dice:

    Nada, nada. Lasciate ogni speranza (abandonad toda esperanza), que diría Dante. Yo sé que como soy el autor de esta reseña de Holland, Aquiles me lo va a ceder gratuitamente, tanto por respeto hacia mí como por sincera devoción y profundo amor fraternal.

    Gracias, Aquiles. Eres una buen amigo. Contacta conmigo en el foro y te mando mi dirección.

    Un saludo misericordioso, envidiosos.

  213. hector Dice:

    Por alli arriba quedo un comentario mio sobre Augusto descolgado, es porque quedo uno anterior “pendiente de moderacion” o se perdio en el cyber espacio, en cuando tenga un poquito de tiempo lo volvere a escribir completo pero quiero reescribir los items mas llamativos, y pido perdon por adelantado en caso que aparezca ese mensaje y quede duplicada parte del mensaje

    se me ocurre Arauxo que hiciste un resumen de Plutarco, pero muchas cosas de las que mencionas esta fuera de discusion, porque nadie esta en desacuerdo con ellas, pero otras , por ejemplo la mas llamativa, la ilegalidad del triunvirato? Como has llegado a esa conclusion? Acaso no fue un acuerdo politico de 3 “politicos” dentro de la ley? que ley violaron? Se presentaron a elecciones, ganaron, seleccionaron candidatos y se divieron el poder de acuerdo a su estrategia, etc, etc, cual fue la ilegalidad??

    otra cosa llamativa, tiene razon cuando Caton niega el adelante de las elecciones del 61 a Pompeyo, pero como es este Caton…., cuando Pompeyo no era util a su causa, lo que pedia este era ilegal, cuando lo necesito para hacerle frente a Cesar, todo lo q pedia era legal a pesar de violar las leyes de esa epoca ( para los casos puntuales que escribi el 22 de marzo)

    otra, sobre la detencion de Caton… jamas puede considerarse ilegal porque los consules tenian ese privilegio legal, (en este caso Cesar), poder detener a los ciudadanos, en caso que tuvieran ciudadania romana, debian someterse a jucio con derecha a defensa, cosa que Caton y Ciceron no hicieron y violaron abiertamente la ley al ejecutar a los seguidores del impresentable Catilina. En todo caso podemos discutir la motivacion de la detencion , no el acto en si mismo

    no era Caton el que queria entregar a Cesar a los germanos? que dice Plutarco acerca de esto? entregar a un ciudadano romano a los principales enemigos de Roma… vamos.. huele a violar muchas leyes de ese momento, por no llamarlo traicion , no?

    sobre su actuacion en la dictadura de Sila, solo hago este comentario .. Cesar tuvo que escapar de Roma, Caton siguio vivito y coleando en la ciudad

    sobre su actuacion en Chipre, recordemos que el senado lo quizo premiar, claro que si, pero aclaremos que en su mayoria este cuerpo respondia a los Boni, cosa que omite decir Plutarco. Cuando Caton dejo su cargo en Chipre, la poblacion festejaba y no por tristeza , decian que los constantes problemas estomacales que sufria este gran hombre eran castigos de los dioses…..(tschiedel)

    la historia de esa epoca no solo se reduce a leer el trabajo de Plutarco, dado que si bien es una buena biografia , no hace casi ningun tipo de analisis politico

    fijate que bueno el comentario de Casio “Ya que han salido a la luz sus defectos, hay que conocer sus virtudes también”.

    Ahora me pregunto , si este personaje historico fue tan inmaculado, como puede tener dos caras tan diferentes?

    otra cosa, es que y no es la primera vez q lo leo , si no entiendo mal, asumes que Augusto fue una especie de continuacion de la politica de Cesar y eso esta lejos de ser exacto. De ahi mi comentario que estaba descolgado, Mecenas Livio Virgilio etc , todo el aparato de Augusto fue el que “dibujo” una historia oficial como ser la modificacion de los Comentarii en la parte de su actuacion en Munda (Canfora,Mommsen), lejos estuvo Augusto de seguir el legado politico de Cesar

    saludos, Hector

  214. hector Dice:

    otra cosa , te felicito ahora por la reseña dado que por lo q veo ya a llegado al 4to lugar entre las mas comentadas

  215. Aretes Dice:

    Es que lo merece, y el libro también.

  216. Messala Dice:

    Muy interesantes vuestros comentarios sobre Catón, aunque la impresión que yo tengo del personaje es la de un político ultraconservador y radical. No creo que favoreciese a unos o a otros según le diera el aire, sino que se oponía frontalmente (y con mucha valentía para como se las gastaban entonces) a cualquier iniciativa que atentara contra los principios del gobierno oligárquico. De la misma forma se opuso a Pompeyo cuando regresó de Oriente que a César durante el consulado de este último. De todas formas, Catón era la cabeza visible de un grupo de políticos que defendían los principios de la república oligárquica en una época en que otro grupo de individuos estaban dinamitando el sistema.

    Un saludo.

  217. Arauxo Dice:

    Pues… nada que objetar, Messala.

    Un saludo… tácito.

  218. cavilius Dice:

    Tengo una pregunta culta, inteligente y erudita: ¿por qué en la serie televisiva Roma Catón tiene un acento raro? ¿Era rumano o algo así?

    ¿Andaluz, acaso?

    Perdonen Vds. la ignorancia.

  219. Santo Tomás Dice:

    Buena pregunta, Cavilius, sí, señor… Yo también me la hago, entre otras cosas porque Catón nacío en Roma y se crió también en Roma… Así que te perdono tu ignorancia, a cambio de que tu perdones la mía también.

    Será una de esas aportaciones tan estupendas de la serie a la Historia de la República. Porque… ¿de verdad aguantó alguien más de dos capítulos?

    Un saludo.

    PS: Por cierto, Cavi, el acento de Catón en la serie no era rumano ni andaluz, sino del mismísimo corazón de San Sadurní de Noia con reminiscencias de las afueras de Esplugas de Francolí y un toque de L´hospitalet de Llobrregat.

  220. Germánico Dice:

    Catón tenía como principio hablar el latín de sus antepasados, una jerigonza abandonada que en aquella época no entendía nadie (al igual que un romano vulgar y corriente no entendía la lengua de los senadores…). Para representar esa actitud, los guionistas optaron por darle ese acento tan extraño que, más o menos, respetó el doblaje español.

    ¿Aguantar más de dos capítulos de “Roma”? Pues… si no existiera “Yo, Claudio” sería, para mí, la mejor serie de romanos que jamás se hubiera hecho.

    Saludos.

  221. Arauxo Dice:

    Y no seré yo, Germánico, el que ose contradecirte. No vaya a ser que alguien me acuse de lanzar exabruptos, de emitir críticas no razonadas o exacerbadas, que está muy de moda.

    Saludos.

  222. Germánico Dice:

    ¡Osa, osa! ¡No te prives-prives!

  223. Urogallo Dice:

    Roma es lo más ( Y en realidad lo que se intentaba era representar el lenguaje “rudo” de Catón, por oposición al lenguaje recargado de César, el latín antiguo ya solo lo hablarían los sacerdotes…y pocos).

  224. hector Dice:

    messala

    yo diria q Cesar mas q intentar “bombardear” la republica la quizo mejorar y hacerla mas justa

    te pongo solo 3 ejemplos de leyes q quizo implementar y que hoy en dia le vendrian muy bien a muchos paises pobres y RICOS tambien

    1) reforma agraria..
    hoy en dia cualquier pais del 3r mundo, Brasil y los grandes territorios amazonicos donde los dueños de la tierra tienen bandas armadas, la patagonia de Argentina en manos de 4 o 5 empresarios como Benetton donde poseen estancias medidas en millores de hectareas o la misma Venezuela y su cuenca del Orinoco

    2) tierra y trabajo para los hombres q se terminaban el servicio en las legiones.. fijate q hoy en dia en EEUU , la mas grande potencia militar, creo q fue la semana pasada , salio a luz el estado lamentable en servicios de salud y asistencia social que tiene para sus veteranos, si vistes las imagenes, hasta se caia el rebote de los techos en los hospitales

    3)reparto de trigo gratuito a cargo del estado
    bueno ni hablar hoy en dia la importancia de una medida asi en paises africanos asiaticos o sudamericanos para combatir la desnutricion y la muerte por falta de alimentos

    y otras tantos proyectos de leyes que Augusto “olvido” convenientemente

    fijate q vision tuvo Cesar 2000 años atras….por eso yo he tomado claramente partido asi su politica y he desechado a los otros “defensores de la libertad y del imperio de la ley”

    me pregunto que hubiera sido de Francia sin la rev francesa si algunos no hubieran intentado bombardear el sistema de gobierno vigente

    hector

  225. Aquiles Dice:

    Admirados Arauxo, Germánico, Urogallo, Cavilius….¡loados sean los dioses! Por un momento me he sentido un perfecto “alelao” porque me gustó la serie Roma. Menos mal que habéis recuperado mi autoestima…. Pero Santo Tomas ¿por qué no te gustó la serie? Esa es la Roma que me parece creible, y no la de Ben-Hur, esa es la muerte de César que me parece más plausible y no la del “Julio César” de Marlon Brando. Te aseguro que se me escapa la razón de tu disgusto; yo, de hecho, estoy esperando con expectación la segunda parte de la serie. Necesito una aclaración, por favor.

    Por cierto, que no se me olvide: en cuanto tenga mi ejemplar de “El fuego persa” lo pondré a la disposición de todos vosotros (tú el primero, Arauxo) porque estoy seguro de que lo leeréis mucho antes que yo. A lo que no puedo acceder es a elaborar la reseña porque no me siento a vuestra altura; son los problemas de no saber escribir…

    Saludos.

  226. cavilius Dice:

    Gracias, Aquiles. Pero si el ejemplar estará a nuestra disposición siguiendo el orden en que nos has nombrado, cuando me llegue a mí habrán sacado ya la tercera parte (y más sabiendo la velocidad de caracol a la que leen esos tres) ;-)

    Saludos de recién despertado

  227. Ascanio Dice:

    ¡Anda, Aquiles! Pues es verdad, no has escrito ninguna reseña. Pues no me había dado cuenta hasta que lo has dicho, porque había dado por descontado que tendrías publicada más de una.
    ¿Y a qué esperas para lanzarte? Supongo que richar tendrá ya alguna tuya esperando en la “cola”, porque si no, no me lo explico.

  228. Messala Dice:

    Hablando de series sobre Roma, ¿alguien se acuerda de una serie de cinco o seis episodios titulada “Los últimos días de Pompeya”? Es de hace unos cuantos años. Yo la vi, pero era muy pequeño para acordarme bien de ella. Sólo recuerdo a la gente del circo gritando “Lidon, Lidon”…

    Un saludo romano.

  229. Germánico Dice:

    Uf, Messala, cómo me suena… pero borroso, borroso, borroso como un día de resaca. ¿Recuerdas algo más?

    Saludos.

  230. Messala Dice:

    Buff, que va… Hace lo menos veinte años y no ha vuelto a aparecer por ningún sitio que yo sepa. Cotillearé por internete para ver si descubro algo. Pero es que no es la única serie de esa época: ahora me ha venido a la memoria otra “Massadá”. De esta si que no recuerdo casi nada. Tan solo la cara del romano cuando descubre que todos están muertos.

    Si veo alguna foto, las cuelgo en el foro (si soy capaz, claro)

    Un saludo.

  231. cavilius Dice:

    En esta de Massadá creo que el romano era Peter O’Toole y el judío rebelde Peter Strauss. la de Pompeya también me suena mucho lo de Lidon, pero nada más.

    Saludos

  232. Germánico Dice:

    “Massadá” creo que puedes volver a olvidarla sin problemas. Recientemente he vuelto a ver el primer episodio. Pese a su buen reparto (Peter O’Toole, Peter Strauss,…) es un pestiño. Y mira que en su época me gustó… La echaron por TVE una Semana Santa de hace… no quiero acordarme cuántos años. Cuatro episodios de hora y media. Y ya te digo: no pasé del primero.

    Saludos.

  233. Aquiles Dice:

    Si no recuerdo mal, la serie estaba basada en una película titulada “Los antagonistas” y al principio de cada episodio aparecían los reclutas del ejército israelí actual haciendo un juramento a la bandera precisamente en Massada. En su tiempo no estuvo mal, era entretenida; no hace mucho tiempo, en el Canal de Historia proyectaron un documental muy interesante e ilustrativo sobre ese famoso sitio.
    Ascanio: Richar no tiene pendiente ninguna reseña mia. Por ahora no me siento capacitado para igualar las vuestras. Cavilius: el orden de nombres que puse no es un orden de preferencias – salvo tú, excelso Arauxo -, por lo cual puedes ser perfectamente el segundo en disfrutar de la lectura de “El fuego persa”, siempre y cuando me lo entreguen pronto, porque todavía no tengo el libro en mi poder.

    Saludos.

  234. cavilius Dice:

    Se agradece, Aquiles, pero no te preocupes; mi comentario iba en broma. Creo que ese será un libro de los que me gustará tener en propiedad, así que seguramente me decida a comprarlo en cuanto salga.

    Saludos

  235. Aquiles Dice:

    Ya me lo imaginaba, ya.

  236. Arauxo Dice:

    Gracias, Aquiles, no esperaba menos de ti. Eres un gran amigo, pero… déjate de excusas y a escribir, tío, a escribir.

    Saludos.

  237. Urogallo Dice:

    Yo me acuerdo de Anno Domini.

  238. Arauxo Dice:

    Y yo, Urogallo, y yo…

  239. Germánico Dice:

    No la he visto, lamentablemente.

  240. Messala Dice:

    Hoy he visto en la feria del libro de ocasión el libro en el que se basó la serie. Tan sólo eran 3 euros, pero ¿merece la pena?

  241. Arauxo Dice:

    Es que yo, Messala, tengo ciertas dudas con respecto a ese libro, que no he leído. No tenía constancia de su existencia hasta que Urogallo lo mencionó en el foro meses atrás. Hasta entonces, yo había creído que la novela en la que se inspiraba la serie era El reino de los réprobos de A. Burguess, una estupenda novela que, además, se ajusta al argumento de la serie de televisión como un traje hecho a medida. Pero Uro me ha sembrado la duda, que, desde entonces, lejos de disiparse, sólo se ha fortalecido. Así que agradecería personalmente cualquier aclaración que cualquier hislibreño quisiese y pudiese facilitarnos.

    Un saludo.

  242. cavilius Dice:

    ¿Y no será que ese libro en el que se basó la serie es en realidad el libro que se basó en la serie, Messala? Por polemizar, digo.

  243. Arauxo Dice:

    No sería de extrañar… (lo del libro, Cavi, no lo del ejercicio de polemizar, al que ya sé que no eres, desde luego, tan aficionado como yo…)

  244. Aquiles Dice:

    Como siempre, Arauxo dice verdad; la serie está basada en el libro que responde al título que ha mencionado.

  245. Poveda Dice:

    Si no me equivoco Burgess escribió “El Reino de los Réprobos”, luego el guión de la serie basada en la novela, que se llamó “Anno Domini”; y luego reescribió ese guión que salió a la venta bajo el mismo título que la serie.

    Saludos.

  246. Arauxo Dice:

    Aaaaah, pues entonces queda deshecho el entuerto, gracias a Poveda. Estábamos hablando de lo mismo… sin ser lo mismo.

    Más saludos.

  247. Messala Dice:

    Vale. He vuelto a la feria y he leido lo que pone en las pastas. La serie está escrita por Anthony Burgess y Vincenzo Labella y este libro está escrito por Kirk Mitchell y basado en la serie. Es lo que tiene ir con prisas.

    Un saludo.

  248. Arauxo Dice:

    Por cierto… ¿Alguien tiene en su casa o sabe de la existencia de la serie en DVD? Lo digo porque, si es así y lo declara, Arauxo le rendirá pleitesía y homenaje el resto de sus días…

  249. Ascanio Dice:

    Aprovechad esta oportunidad, compañeros…Germánico, yo de ti buscaría la dichosa serie.

  250. cavilius Dice:

    ¿Alguien ha probado a emularla? A ver si me acuerdo esta tarde. Con tal de tener la pleitesía esa, lo que sea, oye…

  251. Arauxo Dice:

    Si lo consigues, Cavi, prometo no meterme nunca más con los griegos, leerme Puertas de Fuego, comprarme los 300 esos, hablar bien de los filósofos y mentir como un bellaco propagando a los cuatro vientos que escribes bien.

  252. Germánico Dice:

    En su momento, la mula carecía de semejante tesoro.

  253. Poveda Dice:

    La serie sí que esta en la mula, los 12 episodios en VHS-Rip. Basta con buscarla por su nombre o por Stuart Cooper, el director.

    Saludetes.

  254. Arauxo Dice:

    ¿Y algún caritativo hislibreño podría facilitar la labor de obtenerla a este pobre ignorante tecnológico que jamás ha entrado en ese programa ni sabe cómo funciona?

  255. cavilius Dice:

    Hombre, si a la lista de promesas añades la de hacer una reseña de algún librillo del Scarrow ése, que no sé quién es ni me importa, pues igual me lo pienso…

  256. Arauxo Dice:

    Definitivamente, la crueldad humana no conoce límites…

  257. Baren Dice:

    Mejor que escriba la reseña y publique, digamos, un resúmen de la misma, si es capaz… Incluso diría: a ver si es capaz!

  258. Poveda Dice:

    Yo ofrecería orientación a cambio de una reseña de la última obra maestra de Julia Navarro. Creo que va de cátaros…

  259. cavilius Dice:

    ¿De catarros?

  260. Poveda Dice:

    Cántaros, fabricación y distribución en el ducado de vasconia.

  261. Germánico Dice:

    ¿Y… una semanita de silencio? ¿Qué os parece?

  262. Jose Dice:

    ¿Bien traducido? jaja. Mal tradu”cido. Contiene numerosos errores. Ejemplos: Javalina, en lugar de jabalina. Detentar en lugar de ostentar…
    En fin , hay varias cagadas a lo largo del libro.
    En cuanto a la narración de los hechos es bastante confuso porque va y viene en el tiempo, en lugar de seguir un orden cronológico coherente.
    Además, es un pelín aburrido el rollo “ricos, “pobres”, “gran capital”, “explotación económica”. Tufa a marxismo trasnochado.
    Seguiré leyéndolo pero no espero gran cosa…

  263. Poveda Dice:

    Analizar la historia de la República desde la óptica del enfrentamiento de clases e incluso los modos de producción no es patrimonio de la historiografía marxista, y como ejemplo no hay más que leer a Mommsen; e incluso, saliendome un poco del análisis estricto de la historia, la saga romana de Colleen McCullough. Lo de que la historiografía marxista está trasnochada daría en si para otra discusión, hay tantas Historias de Roma como ideologías y momentos historicos desde los que se ha escrito.

    Es más, siento curiosidad y me gustaría, si te es posible, que citaras algún historiador que pudiera explicar la evolución de la republica sin hablar de los enfrentamientos y vayvenes entre los oligarcas latifundistas, los caballeros comerciantes, las grandes masas de artesanos-campesinos y los esclavos (es decir, ni los decemviros, ni las guerras serviles, ni las reformas marianas, ni como aquel que dice “ná de ná”. Semejante ejercicio de malabares sería digno de admiración.

    Saludos.

  264. Urogallo Dice:

    Más bien diríamos que todos los actuales explican la evolución de la república sin citarlos…Pero eso habla más bien negativamente de nuestros historiadores.

  265. hector Dice:

    poveda

    es un gusto que estes de nuevo por aca despues de tanto tiempo

    sobre el trabajo de Roma. es un ejercicio que de cualquier punto de vista desde donde se lo encare , el resultado no podria considerarse serio

    toda la historia romana , desde los primeros reyes inclusive, se caracterizo por las rispideces entre las clases sociales, intentos de reformas agrarias , el mismo senado contra todos, etc

    seria algo asi como contar la historia de Francia y omitir la rev francesa

    quiza por eso , despues de 100 años , todavia Mommsen esta tan vigente

  266. Urogallo Dice:

    ¿Rispideces?.

    En todo caso, ya no solo entre clases sociales, si no también entre Roma y los aliados, los socios, las colonias…Un detalle de Holland que no me ha gustado demasiado es que quizás pasa este tema muy por encima.

  267. hector Dice:

    exacto Uro,
    por eso el otro dia te preguntaba sobre el libro de Bertolini, ultimamente hay tantas “historias de Roma” marketineras…..pero por ahora siempre se vuelve a Mommsen

  268. Urogallo Dice:

    Yo, la verdad, ni con marketing ni si él: No encuentro historías de Roma. Todo el mundo sigue citando a Kovaliov ( totalmente superado, por Jupiter) y a Mommsen…Cosa que no estaría mal, si Mommsen no fuese una reliquia del XIX.

    Triste panorama el de Roma.

  269. Poveda Dice:

    Estaba hurgando en la sección de recomendaciones de la web de Fernando Sánchez Dragó y me ha sorprendido encontrar un comentario sobre Rubicón. He aquí:

    “Es una historia de la caída, no del Imperio Romano, sino de la República Romana, que es cuando verdaderamente cae Roma. El Imperio es una coletilla. Lo sorprendente de este libro, que está escrito por un inglés cuyo nombre ni siquiera recuerdo, se me escapa siempre. Aquí tenemos un ejemplo de que lo que importa es el libro, no el nombre del autor, en contra de esta personalización a la que me yo me he referido antes. Este libro es magnífico en todos los sentidos, tiene una información increíble, es agudo, es ingenioso, es divertido, pero al mismo tiempo es que es una descripción del mundo contemporáneo tal cual, trasladada a los tiempos romanos.”

  270. Germánico Dice:

    Joé… le encanta el libro pero le da lo mismo el autor… Y el Imperio es una coletilla… de cuatrocientos y pico años… Pues eso: pelillos a la mar…

    “Lo sorprendente de este libro, que está escrito por un inglés cuyo nombre ni siquiera recuerdo, se me escapa siempre.”

    Jo, yo quiero flipar así, exactamente igual…

    Aunque esto tampoco está mal:

    http://www.youtube.com/watch?v=xVMSrqtsAow&mode=related&search=

    Como decía anoche el Richal, “chou mas gou on”… Y tal…

  271. Germánico Dice:

    Por cierto, y como siempre, mejorando lo presente…

  272. hec Dice:

    vaya q personaje ese Arrabal….
    de que la juega ese hombre? no lo conocia

  273. Germánico Dice:

    Lo mejor, Héctor, es que el programa lo presentaba… Sánchez Dragó, el que dice que no quiere personalizar…

  274. hec Dice:

    “Beati Hispani quibus bibere vivere est.” JC

    “afortunados los españoles para los que beber es vivir”

  275. Germánico Dice:

    Je, je, sí. Arrabal es un escritor español afincado en Francia, creo, donde tiene bastante éxito, o al menos lo tenía por la época de ese vídeo. Por cierto, se excusó diciendo que le habían hecho daño unas pastillas… Yo también quiero…

  276. Poveda Dice:

    Cuidado: Arrabal ha salido por la tele un puñado de veces haciendo el gilipollas pero por eso no hay que desdeñarlo.

    Pirado está pero tiene unas aptitudes literarias fuera de toda duda, tanto en teatro como en narrativa (de hecho ha ganado un porrón de premios, incluído el Nadal y el Nabokov). He tenido el placer de leer “La torre herida por el rayo” y me parece una obra muy notable.

    Que en este país nos gusta mucho el cotorreo y cuando le preguntas a alguien por Umbral te contestan que si es ese que salió en el programa de la Milá y decía “yo quiero hablar de mi libro” …

    Saludetes.

  277. Germánico Dice:

    Sí, claro. Tienes toda la razón.

    Saludos.

  278. Arauxo Dice:

    Efectivamente, Poveda, y plagiando a Germánico, tienes toda la razón. Pero, eso sí, el comentario de Rubicón no tiene desperdicio. Ni los libros de Sánchez Dragó, por cierto. La prueba del laberinto (que fue Premio Planeta) es… es… es que no tengo palabras, la verdad. Posiblemente me leería 5 libros de Coelho, 15 de Scarrow, 23 novelas de Corral y 68 de Julia Navarro antes que volver a leer el del eximio Dragó.

  279. Poveda Dice:

    Jajaja hombre Arauxo, yo me pensaría mucho empezar un libro con una nota en la contraportada remotamente semejante a esta: “Ésta es una extraordinaria novela que según su propio autor podría titularse, si alguien no le hubiese ya robado el título, La más hermosa historia jamás contada”

    A decir verdad lo único que he leído (traté de leer) del Dragó fue “El camino del corazón” y creo que aguanté 100 páginas; podía haberlo subtitulado al estilo dieciochesco: “el camino del porreta trasnochado trasunto del autor y sus disquisiciones filosóficas de 1º de la ESO”. Tengo esperando su momento el gigantesco tocho de “Gárgoris y Hábidis” del que tengo buenas referencias, pero me da más pereza que bajar la basura a la calle en batín.

  280. cavilius Dice:

    (Pues a mí sí me gustó La prueba del laberinto, y el tipo en cuestión, Sánchez-Dragó, me cae simpático y todo. También me gustaría echar el ojo a Gárgoris y Habidis, la obra que le consagró, allá por los años 70, y que creo que han reeditado hace poco -si no me equivoco-. Pero igual el sujeto nos ahorra la lectura y nos lo “mete” en la caja tonta, que por ahí todo entra mejor: http://www.sanchezdrago.com/Web/Proyectos/proyecto7.htm

    Por lo bajini digo todo esto, que conste.)

  281. Arauxo Dice:

    Yo no he dicho que el personaje me caiga o no simpático, Cavilius. Pero lo que sí abre un abismo entre tú y yo (y entre Sanchez Dragó y yo, aunque eso, más que un abismo es la Fosa de las Marianas) es la obrita de marras. Algún día tendrás que explicarme que viste en esa… ¿novela? Pero tengo que armarme de paciencia y buena voluntad para soportar estoicamente una conversación de esa índole. Y no precisamente por el interlocutor…

  282. cavilius Dice:

    Dicen que dices que digo que ya no te quiero…

    Yo no he dicho que tú hayas dicho que el personaje te caiga o no simpático, Arauxo, sólo digo que dije que a mí me cae simpático, pero es una simple impresión basada en humo televisivo, porque a Sánchez Dragó no le conozco de nada (bueno, una vez le vi por las Ramblas; me pareció bajito). ¿La prueba del laberinto? Pues no sé, me gustó cómo se planteaba la búsqueda de no recuerdo qué, el papel que tenía la rosa en todo el asunto… en fin, lo pasé bien leyéndolo (años ha, ciertamente). Pero vamos, que si hay que cerrar abismos, yo tiro la primera piedrecita para volver a equilibrar el terreno.
    O igual Uro me echaría una mano, que es especialista en puentes y acueductos.

    Saludos.

  283. Epaminondas Dice:

    Acabo de terminar el libro del que trata (o trataba) esta reseña y debo sumarme a lo elogios, magnífico y equilibrado.

    Epaminondas.

    Con el corasón partío entre César y Catón.

  284. DERFEL PUDO Dice:

    Creo que este libro lo regalan este mes con una revista de esas de historia

  285. DERFEL PUDO Dice:

    En concreto, Historia y Vida

  286. cavilius Dice:

    Un regalo propio de los romanos: tienes gratis el libro siempre que pagues el doble por la revista. Bueno, sólo vale 3 euros, pero…

  287. Urogallo Dice:

    Me estaís liando…¿Qué regalan con Historia y Vida?.

  288. Germánico Dice:

    “Un regalo propio de los romanos: tienes gratis el libro siempre que pagues el doble por la revista. Bueno, sólo vale 3 euros, pero…”

    Una reflexión propia de griegos…

  289. cavilius Dice:

    Bueno, no comprarlo sería una reflexión propia de griegos, pero comprarlo sería una genuflexión propia de romanos…

    PS: Ah, qué tiempos aquellos, griegos contra romanos, qué época dorada de Hislibris… Nos hacemos mayores. Snif.

  290. Germánico Dice:

    Ensoñaciones propias de un heleno…

  291. Aquiles Dice:

    Te equivocas, Cavilius; la revista se vende junto con el libro por 2,95€, un precio que, de hecho, está 5 céntimos por debajo del precio de la revista. Urogallo, se trata de “Rubicón” en formato bolsillo.

  292. cavilius Dice:

    Oh, pues el quiosquero me dijo que la revista con el libro eran 5’95 euros. Malditos quiosqueros romanos…

  293. valente Dice:

    Creo que el que se equivoca es Aquiles,…. o el kioskero de Aquiles.
    Parece bastante claro que en el cartón que engloba el conjunto, revista y libro, pone ” Por 2,95 € +… el libro. Total: 5,95 €” .
    Lo que pasa es que el 2,95 es muy grande y llama mucho la atención.
    De hecho, al comprarlo, yo pensaba que valía 2,95 €. El kioskero me saco del error al leerme la letra pequeña.

  294. Aquiles Dice:

    Pues va a ser eso. Entonces teníais vosotros razón.

  295. Arauxo Dice:

    En cualquier caso, es un precio estupendo para un libro estupendo, tacaños, rácanos, mezquinos…

  296. sanpifer Dice:

    Es justamente como dice valente, revista + libro por 5,95, que es en cualquier caso MUY buen precio, por activa y por pasiva :))
    Nota: Yo tengo un truco de picaro para estos casos. Como suelo comprar varias revistas de historia al mismo tiempo, con las prisas, la kiosquera de la fnac, solo me marco el precio grande :)))

  297. cavilius Dice:

    Hala, ya está, ya lo he comprado. Y he pagado al quiosquero lo que me ha pedido. ¿Por qué me habrá cobrado sólo 2,95€?

    Ahora me remuerde la conciencia.

  298. sanpifer Dice:

    Eso es porque tienes la conciencia de un griego :))))))

  299. Hector Dice:

    tienen conciecia los griegos????

  300. Hector Dice:

    *conciencia* , perdon

  301. Violadores y simulacros « La nodriza de las hadas y el rey carmesí Dice:

    […] Este batiburrilo de leyes que no se extinguen y se yuxtaponen a las anteriores para complacer las ambiciones de los lideres actuales  parece ser la razón del declive de la Republica Romana. En este libro de Tom Holland, instructivo y distraido se pasa revista a las razones por las que la Republica murió de exito y el papel de la ruptura de ciertos tabúes como el paso del Rubicón que se mantuvo incólume hasta que Julio Cesar lo traspasó. […]

  302. solange Dice:

    bueno la verdad esque de todo las respuestas que hay no sirben por que son demasiadas enrreedadas y no ayudan en las tareas escriban dando gracias por lo informado como clienta web espero soluciones para segir confiando mis tares esperando soluciones me despido xauuuuuuuuuuuuuu

  303. Arauxo Dice:

    Hombre, Solange, es que todo el mundo no tiene tu claridad expositiva…

  304. Poveda Dice:

    Jajaja la verdad es que algunos le echan tanto morro que produce una mezcla entre hilaridad y desazón.

  305. lola2 Dice:

    Y el Imperio es una coletilla… Sin comentarios, vamos. El Rubicón, uno de los mejores libros junto con “Fuego Persa” (los dos de Tom Holland) y “César” de A. Goldsworthy que he leído este año.No leía el hilo de esta reseña desde hace tiempo pero el comentario de este señor no tiene desperdicio.

  306. calíope Dice:

    hola,
    aún siendo una inexperta en el tema, debo reconocer que tengo una gran pasión por la cultura e historia clásica.
    quisiera poder llegar a exponer tantos conocimientos como vosotros algún día.
    cuando aprendo algo nuevo sobre esta gran pasión mía, deseo seguir llenándome más y un inevitable orgasmo se apodera de mí

    saludos

  307. Derfel Dice:

    Fuííiiii…..!!!!!!

    Que alguien llame a Germánico, ¡RÁPIDO!

  308. Urogallo Dice:

    Inevitable es el adjetivo justo.

  309. calíope Dice:

    hola a todos,
    urogallo, ¿lo dices por mí?

    un saludo, calíope

  310. Germánico Dice:

    Yo es que ahora estoy más en el tema Thermomix…

  311. Ascanio Dice:

    ¿Tienes una Thermomix? Oh, qué envidia.

  312. Germánico Dice:

    No, pero estoy ahorrando…

  313. Clío Dice:

    Al principio de tenerla haces muchas cosas, luego pasas a cuatro puntuales: gazpacho y salmorejo, pisto, cremas de verdura y mermelada de pimientos y a veces la masa para pizzas, es por temporadas, yo ahora ando con ganas de esa cosa que hace patatas fritas con una cucharada de aceite, solo que es carilla..

  314. Sara J. Dice:

    Muy interesante la reseña, me ha picado para leer el libro.

    El problema de la divulgación (histórica, científica o del tipo que sea) es que es muy difícil conciliar el conocimiento riguroso y el lenguaje sencillo para transmitirlo al público general. Si, además de que el público lo entienda, pretendemos que se entretenga, que le guste y que le mueva dentro algo más aparte del estricto conocimiento, todavía es más difícil. Es fácil caer en la literaturización de determinados pasajes, en la anécdota y en lo superfluo. Pero aún así, siempre y cuando no se cometan faltas a los acontecimientos, me parece que merece la pena si sirve para acercar estas cuestiones a todo tipo de lectores.

  315. David Dice:

    Librazo: Roma de HBO, descripcion de las costumbres y la forma de vida de entender el mundo..contado como una buena pelicula, historia politica y social de la buena.

  316. Vorimir Dice:

    Quizás te refieras a “Roma” de Simon Baker, de la que la BBC hizo una serie de TV -no confundir con la de HBO-.
    No he escuchado buenas críticas del libro, la verdad.

Deja una Respuesta