LOS IDUS DE MARZO – Thornton Wilder

Julio César es posiblemente uno de los personajes históricos sobre los que más libros haya publicados, incluidos los escritos por él mismo -La guerra de las Galias y La guerra civil-. Pero no por esto deja de ser interesante leer otro trabajo más sobre su figura y su entorno: en este caso, centrado en sus últimos días antes de ser asesinado -que no en el asesinato en sí- y por lo tanto, también en los últimos de días de la República Romana.

El autor advierte en el preámbulo que todo el contenido de la novela ha sido ideado por él, salvo algunos poemas de Cátulo y la última página, extraída de La vida de los doce césares de Suetonio. Parece increíble, pero como los preámbulos se olvidan rápidamente, he pasado toda la novela pensando si lo que leía estaba basado en documentos y cartas de la época. Al comprobar que se debe a la imaginación de Wilder, no he podido más que quitarme el sombrero ante tal demostración de buen hacer. Estoy convencido de que los personajes que aparecen en la novela no podrían haberse expresado mejor.

La novela tiene una estructura peculiar, dividida en cuatro libros que tratan diferentes aspectos del tirano a través de multitud de cartas y documentos, supuestamente escritos por los propios protagonistas. Wilder se pone en la piel de complejos personajes como puedan ser el propio César, Cleopatra, Cátulo o Cicerón.

Curiosamente, a través de las cartas escritas por cada uno de ellos, llegas a profundizar en su carácter de una manera tal, que finalizado el libro crees conocer perfectamente a todos y cada uno de los más importantes protagonistas de la vida romana de esa época: Clodia Pulquer y su hermano, Bruto, Servilia… parece como si hubieras leído una biografía de cada uno de ellos.

En definitiva, una novela de una exquisitez casi absoluta que no tiene desperdicio y que nos permitirá tener una (o quizás otra) visión de los últimos días del primer César: Cayo Julio.Y todo ello, a pesar de la advertencia del autor de que intencionadamente ha situado en un mismo momento algunos hechos y personajes que no coincidieron jamás. Al fin y al cabo se trata de una novela y no de un estudio histórico de la época. Y así es como merece la pena afrontarla.

Technorati Tags: , , ,

81 Respuestas a “LOS IDUS DE MARZO – Thornton Wilder”

  1. Thor Dice:

    Has expresado muy bien lo que me pareció la novela.

    Y lo de la estructura peculiar es lo que más me chocó, iniciar un libro en fechas anteriores a las que acaba el precedente, pero no estorba para nada el desarrollo de la novela.

    Además es muy cómodo de leer, al ser la mayoría de las cartas muy cortas, se puede soltar y coger el libro sin dejar a medias nada.

  2. Germánico Dice:

    Bueno… yo lamento decir que la leí hace años y no me gustó mucho. Por aquella época, yo era un loco del dato histórico, y estamos ante una obra claramente literaria, no histórica. Si lo leyera ahora, probablemente me gustaría más.

    Saludos.

  3. Juan Dice:

    Las cartas con mas de 2.000 años de diferencia, me parecen de una actualidad asombrosa, aparte de que literariamente son excelentes.
    Con ellas llegas a comprender a bastantes personajes de la época, así como sus cortas miras politicas, como Decimo Bruto, lo instrigadora que fue su madre, Servilia (ex amante de cesar), y la sensatez de Porcía mujer del mismo e hija de de Catón

  4. richar Dice:

    ¡Saludos Juan y bienvenido al blog!

    Totalmente de acuerdo con tus comentarios y esperamos leerte a menudo por el blog.

    Un saludo,
    Richar.

  5. Arauxo Dice:

    Los Idus de Wilder son “mucho más” que una novela histórica. El autor, poeta vocacional, dramaturgo profesional y novelista ocasional, utiliza los últimos años de la crisis de la república como pretexto para construir todo un entramado ficticio de complejas relaciones entre personajes antiguos “muy actuales”, como marco dramático para recrear, en un rosario epistolar y con una profundidad de vértigo, las tensiones que generan las pasiones humanas y la convivencia entre la generosidad, el heroísmo, la ambición, la crueldad , la virtud y las miserias humanas.

    Es una obra tan alejada de los maniqueismos simplistas como de las erudiciones pedantes, de intenso ritmo argumental y, simultáneamente (aunque muchos autores piensen que ambas características son incompatibles) de sosegada reflexión y mejor prosa. Sí, es cierto que los hechos son manipulados a voluntad en beneficio de la lógica literaria y de la tensión dramática, pero, en definitiva, es una “novela” (por llamarla de algún modo) excepcional, sugerente y verosimil. ¿alguien dá más?

    Con todo, un aviso a navegantes: la obra no es, desde luego, una novela al uso. Es voluntariamente anómala, extraña, sorprendente y (para escarnio de los autores en boga)… breve.

  6. richar Dice:

    ¡Saludos Arauxo y bienvenido al blog!

    No puedo estar más de acuerdo contigo, ni más asombrado por tu definición de la novela. Creo que sería imposible describirla mejor de lo que tú lo has hecho.

    Asombrado me hallo.

    Un saludo,
    Richar.

  7. Arauxo Dice:

    Saludos, Richar, y bienhallado.

    Muchas gracias por tu saludo de bienvenida. Veo que tienes la grata costumbre de saludar a los novatos. Haces que nos sintamos a gusto (en un terreno absolutamente nuevo para mí) y nos ayudas a vencer la timidez. Me alegra también coincidir con tus opiniones (muy frecuentes, por otro lado), te agradezco el cumplido y espero que aprendamos mucho uno del otro. Y lo hago extensivo al resto de comentaristas.

    Un saludo a todos.

  8. richar Dice:

    Saludos Arauxo,

    siento comunicarte que de mi vas a poder aprender más bien poco, ya que en esto de la literatura histórica todavía me considero un benjamín.

    Eso sí, hay más de uno por aquí que domina más de un tema, así que espero que encuentres el blog entretenido y enriquecedor.

    En cuanto a saludar a los novatos, sólo intento ayudar a que su entrada sea lo más agradable y cómoda posible. Vamos, lo que cualquier anfitrión haría.

    Un saludo,
    Richar.

  9. Ascanio Dice:

    Como este fin de semana tenía que ir a Madrid a un congreso, y me iba a quedar tiempo libre entre conferencias y en el AVE, decidí llevarme un librito que no fuera demasiado voluminoso para poder acabármelo en estos 3 días. Y me llevé los Idus de Marzo.
    Confieso que no suelo estar muy acostumbrada a leer género epistolar (ahora sólo me viene a la mente “Las amistades peligrosas”, de Choderlos de Laclos), pero precisamente por eso me venía bien, ya que podía dejar de leerlo fácilmente en cualquier momento sin perder el hilo.
    La estructura de la novela me desconcertó un poco al principio, ya que me suelo despistar bastante cuando empiezan a mezclarme pasados y futuros, pero pronto le cogí el “tranquillo”. Y es que cuando en la cuarta página me encuentré esta frase (puesta en boca de César): “Nosotros, los generales, nos vemos reducidos a observar los cielos con ojos de pollo”, ya no pude parar de leer.
    Esperaba una novela más política que otra cosa (“engañada” quizá por el título) y me he encontrado un libro que ahonda en las pasiones y los anhelos más arraigados del ser humano: la búsqueda de “algo” que dé sentido a nuestra existencia, la arrogancia y la incertidumbre, el odio y el amor, la esperanza y la desesperación, el sentido de las tradiciones, las relaciones personales, la hipocresía, el miedo a la vejez y a la muerte, la amistad y el respeto mutuo. Es curioso ver (a pesar de que casi todo es ficción, pero no creo que me equivoque en pensar que realmente era así) que el ser humano en el fondo no ha cambiado nada a través de los siglos. Las cartas de amor desgarradoras de Catulo a Clodia o los juicios de Cicerón sobre el sexo femenino son indicadores de que en el fondo la naturaleza del ser humano siempre es la misma.
    En resumen, Los Idus de Marzo se me ha hecho corto, muy corto, y sé que lo volveré a leer pasado un tiempo. De hecho, me ha quedado la duda si el amigo íntimo de César, Lucio Mamilio Turrino existió realmente. Será cuestión de investigarlo.
    Creo que el personaje central de César y la época que aborda ha sido algo circunstancial para Wilder. Me da la impresión de que sólo han sido una “excusa” para plasmar todas los pensamientos del autor, y que podría haber creado una novela igualmente magistral si hubiese tomado otro protagonista y otra época. No sé, se me ocurre ahora por ejemplo Luis XVI y la Revolución Francesa (salvando las distancias entre personajes y épocas, lógicamente).

  10. Ascanio Dice:

    por favor…se me ha colado un “encuentré”. Quería decir “encontré” por supuesto. Richar, ¿no puedes arreglar eso? Qué vergüenza…

  11. hector Dice:

    richar

    en tu comentario del libro se te ha colado la palabra “tirano” para calificar a Cesar.. en todo caso dictador de acuerdo a lo que los romanos definian como tal, pero tirano????

    calificar a esta novela como historica.. vamos….es demasiado …
    diria que es folletin politico donde el autor se saca su “ganas” contra Cesar

    de donde saca el autor que Cayo Julio censuraba los escritos de los demás, o que espiaba la correspondencia de la gente? ademas prolonga la vida de Julia, su tia, 24 años , prolonga el matrimonio con pompeya hasta que Julio es dictador o Clodia escribiendose con Clodio cuando ya deberia estar muerto.. por favor.. ni Claude Clueni o Conn Iggulden son tan fantasiosos.

    una novela. nada de historica, con una excelente calidad literaria.. pero no deja de ser en el fondo un pasquin politico…

  12. Ascanio Dice:

    En fin, hector, y quizá metiéndome donde no me llaman (porque has aludido a Richar), yo no definiría esta novela como un pasquín político, ni mucho menos, ni tampoco encuentro que el autor “saque sus ganas” contra César como tú comentas…De hecho, encuentro que su postura es más bien “procesariana”, ya que muestra a César como una persona con con un sentido de la amistad bastante profundo, con un anhelo de saber algo más sobre lo que espera al hombre después de la muerte, con una vida interior que va más allá de sus escarceos amorosos con Cleopatra.
    Además no creo que el autor se equivoque demasiado sobre los espías de César (supongo que gran parte de su éxito político y militar se basó en el uso adecuado de la información), ni sobre la censura ejercida durante su dictadura. Creo que es bastante lícito pensar que eso no ha cambiado mucho desde que el hombre es hombre.
    Y sobre si se puede calificar o no esta novela como histórica, creo que precisamente es eso, una novela histórica. Que el autor se tome licencias que además están bien explicadas en el prólogo del libro no creo que le quite valor, ni que se transforme sólo en un “folletín político” de una excelente calidad literaria.
    Pero en fin, es sólo mi opinión, y pido perdón si me he entrometido.
    Un saludo.

  13. hector Dice:

    Ascanio

    debo corregir mi comentario, donde salio “el autor se saca su “ganas” contra Cesar” cuando debio ser “… con Cesar”, claramente pro Cesar

    ahora hago algunas aclaraciones mas.. esta novela no deja de ser una fantasia de los ultimos dias de cesar, inspirada por cartas en cadena que circularon contra Mussolini en Italia bajo la dictadura fascista.

    yo cesarista confeso, cuando leo que Wilder nos presenta a un dictador lleno de ternura, ingenio y sabiduría.. pienso..puff. que es esto….que clase de propaganda barata es esto…todos sabemos que sobre todo en los ultimos años de su vida Cesar cometio cantidad de errores politicos y militares.. ni siquiera el joven Cesar que nos presenta Colleen en los primeros libros , el Cesar de Lago o el de Gerard Walter, que por lo menos si bien es parcial nos lo describe con una maestria sublime son tan perfectos como el de Wilder

    todo esto me recuerda la politica que tuvieron algunos optimates, casio, bruto etc cuando cesar ya era dictador, siendo mas papistas que el Papa..(aqui me remito a al libro de Luciano Canfora , Julio Cesar un dictador Democratico) solo para poner saturar al pueblo de Cesar y ponerlo en contra. este tipo de libros genera lo mismo

    sobre la censura, no recuerdo haber leido nada sobre el tema y si muchas criticas hacia Cesar en esa epoca, sobre todo, del “tibio” Ciceron, jamas censuradas por Cesar, al contrario, si algo lo caracterizo a Cesar fue por perdonar a sus rivales ( obvio que aqui cuando hablo de rivales, me refiero solo a romanos) , no exiliarlos ni confiscarles los bienes. Siempre les dejo libertad, por eso termino como lo hizo…

    agunas vez tendriamos que analizar si este tipo de novelas fantasiosas pueden catalogarse como historicas

    hector

  14. richar Dice:

    Saludos hector,

    gracias por la corrección, se me fue “tirano” en lugar de “dictador”, efectivamente.

    En cuanto a la catalogación, también pienso que sí es una novela histórica, esto es, una novela ambientada en un entorno histórico más o menos retocado.

    Un saludo,
    Richar.

  15. Arauxo Dice:

    Vaya por Dios, Héctor, no sé cómo te las arreglas, pero siempre me encuentras enfrente…

    No sé si Iggulden es más fantasioso que Wilder. Lo que sí sé es que su literatura es una m*erda (y me quedo corto) y la de Wilder para quitarse el sombrero, usando la expresión que el mismo Richar emplea en la reseña. Ya quisiera Iggulden escribir la mitad de bien que Wilder y, sobre todo, ser capaz de ahondar en la psicología humana siquiera a un diez por ciento de la profundidad que Wilder alcanza en sus Idus, una obra maestra que rezuma humanidad (en su más amplia acepción) hasta extremos emocionantes.

    ¿Un “pasquín político”? ¿Un “folletín”? En fin, cada cual es libre de definir las cosas como quiera. Yo me remito al comentario que hice más arriba, hace bastante tiempo. Y también me remito, en cuanto a la liberalidad con la que aborda los hechos y a la honestidad del autor, a la advertencia que el propio Wilder realiza en el prólogo y que Richar comenta, también tan acertadamente, en su reseña.

    Lo que de ninguna manera comprendo, Héctor, es que te irrite tanto lo que tú calificas como “propaganda barata”. ¡Pero si esto es una obra de ficción que, con el pretexto histórico, utiliza Wilder para reflexionar sobre la naturaleza humana! ¡Y lo advierte al principio de su obra! ¿A quién quiere Wilder publicitar, por todos los dioses del Olimpo? ¿Es que César es pariente de Wilder?

    Y… ¿cómo no vamos a llamar novela histórica a “Los Idus de marzo”, por San Cristóbal y Santa Eufemia? Pero si lo dice su propio nombre: no-ve-la. Otra cosa sería que el autor quisiera engañar al lector, haciéndole creer que hechos absolutamente falsos constituyen verdades comprobadas o verosímiles o dejando caer la piedra a ver si cuela… (y valga como ejemplo cierta basura editorial que se ha vendido como rosquillas muy recientemente y de cuyo nombre no quiero acordarme porque me dan arcadas); pero si en el caso de Wilder ¡¡¡lo advierte, haciendo gala de una transparente honestidad!!! ¿Dónde está el problema? ¿Erradicamos entonces las novelas de Linsey Davis de la categoría de “novela histórica”? ¿Tal vez las de C. Jacq sobre el juez de Egipto? ¿Las de Steven Saylor?

    Verás, Ascanio, que, otra vez más, volvemos a cabalgar juntos (esta vez, según parece, también con Richar, entre otros) porque yo subrayo, subscribo y rubrico tus comentarios palabra por palabra, de lo que me alegro enormemente, sobre todo, por coincidir en una obra de lectura tan deliciosa como “Los Idus…” En fin, habrá que seguir buscando puntos de fricción…

    Un saludo muy humano.

  16. hector Dice:

    arauxo

    no me hagas trampas….
    davis , jacq desarrollaron una novela en un contexto historico bastante real, pero por dios ..Wilder…. sin juzgar su calidad literaria.. de historica no tiene nada… es un libro “pura fantasia” para colocar en una biblioteca entre La Monalisa acelerada de un lado y Neuromante ( perdon la exageracion, pero es lo mismo que comparar el rigor historico de Davis o Jacq con Wilder)

    sera una novela de muchisima calidad literaria, fina , su exito habla por si solo, pero separemos, de historica no tiene nada, es pura fantasia donde ha inventado a un Cesar totalmente irreal donde casi nadie puede dejar de enamorarse de ese “abuelito bueno” justamente en la peor epoca de cesar….. o muertos que siguen vivos despues de 20 años , etc etc etc

    mira el ultimo parrado de richar:

    “En definitiva, una novela de una exquisitez casi absoluta que no tiene desperdicio y que nos permitirá tener una (o quizás otra) visión de los últimos días del primer César: Cayo Julio”

    que vision uno puede formarse basandose en esta fantasia?

    un gran libro, pero de historica nada, me imagino si Colleen Mccoulough en su ultimo libro de la serie cuando escriba sobre Octavio Cleopatra y Antonio, haga aparecer en egipto a Pompeyo… ahh seria hermoso..o porque no a Cayo Mario…jajajajaja

    hector

  17. Ascanio Dice:

    Pues Héctor, eso último que mencionas no es ninguna tontería. Una novela histórica donde se reencontraran en el mismo espacio y tiempo todos esos personajes a los que haces alusión sería, como mínimo, interesante.
    No sería un tratado de Historia, pero sí podría dar lugar a una buena novela.

  18. Arauxo Dice:

    Intuyo, Héctor, que el problema radica en nuestra diferente definición de “Novela Histórica”. La verdad es que me sorprende que la polémica conceptual no haya aflorado antes en una página como Hislibris (o al menos yo, no he logrado encontrarla). Es parecido al problema que se plantea cuando dos personas discuten sobre arte; siempre, indefectiblemente, la tertulia converge en el mismo punto: ¿Qué es el arte?

    Y en esto de la Novela Histórica, parece que nuestras posiciones están en las antípodas. Porque, en efecto, para mí, “Los Idus…” entran dentro de la categoría por la puerta grande. Y otras muchas novelas cuya siemple mención, quién sabe, te produciría urticaria, Héctor. La esencia misma de la narrativa histórica consiste o en humanizar (es decir, en dotar de todas las característica humanas, aproximándolos al lector como personas y no como simples nombres en un libro) a los personajes célebres o anónimos de la Historia. Y digo célebres o anónimos porque ahí radica, en mi opinión, la diferencia entre “historia novelada”, aquélla que revive a personajes célebres, cuyas conocidas vidas exigen un mayor escrúpulo al escritor, y “novela histórica” (strictu sensu, para diferenciarla de aquélla), en la que los protagonistas son personajes anónimos -y por tanto, imaginados e imaginarios- que viven y se desenvuelven en escenarios que recrean un tiempo pasado.

    Es cierto que “Los Idus…” podrían clasificarse como adscritos a una categoría “intermedia” entre ambas: sus protagonistas recuerdan a personajes célebres… tratados en buena medida -no, desde luego, de modo absoluto- como si fueran anónimos. Y de ahí su originalidad. Pero esa licencia que el autor advierte -insisto en ello- no invalida su naturaleza. La recreación es, por supuesto, histórica; los personajes son históricos; los hechos son, en buena parte, históricos y la interpretación es… tan libre como personal, como en todas las novelas históricas. Porque en definitiva, cuando un escritor humaniza a un personaje del pasado, lo reinventa SIEMPRE, con mayor o menor acierto. Y por eso, precisamente, escribe una NOVELA histórica, es decir, una obra de FICCIÓN.

    ¿Es que el Claudio de Graves fue un personaje real tal y como lo describe el autor? Ni de coña, con perdón de la expresión, porque ignoramos y siempre ignoraremos como era Claudio realmente. Pero la recreación es verosímil… igual que la de Wilder, quien para encajar el argumento retuerce algunos hechos, PERO LO AVISA, porque enrtre sus objetivos no está, desde luego, engañar a nadie.

    ¿Es que el Rob Roy histórico era como nos propuso el gran maestro y precursor Walter Scott? ¿Es que el Adriano de Yourcenar es como fue otrora el Adriano real (Que por cierto, Ascanio, era paisano mío)? ¿Es que el Akenatón histórico se parecía realmente al de N. Mahfouz o al de P. Gedge? O por buscar un ejemplo español: ¿Es que el Felipe IV de Torrente Ballester era como lo fue el personaje real? Y los ejemplos podrían seguir hasta la eternidad: los apóstoles de Sienkiewicz o los de Burguess, el Jeffté de Feuchtwanger, el César de MacCullough, los Macabeo de Fast…

    No. No son personajes reales. Son imágenes platónicas o sombras coloreadas de una realidad que, aunque nos pese, nunca podremos conocer. Y por eso son hermosas. Como el César de Wilder.

    ¡Viva la novela histórica! Y el que quiera leer Historia que se compre un libro… de Historia.

    Un saludo (cortito, que ya me he enrrollado bastante).

  19. Pibeta Dice:

    Hola a todos.
    Estoy de acuerdo con Arauxo cuando afirma “cuando un escritor humaniza a un personaje del pasado, lo reinventa SIEMPRE, con mayor o menor acierto. Y por eso, precisamente, escribe una NOVELA histórica, es decir, una obra de FICCIÓN”. Cuando quiero historia, compro libros de Historia.
    Pero pienso que no se debería escribir sobre un personaje histórico y alterar hechos objetivos (sobradamente documentados), máxime cuando se pretende realizar un análisis psicológico del mismo. Por ejemplo, Pompeya fue repudiada tras el escándalo ocurrido en la celebración de la Bona Dea; creo que es una muestra significativa de la manera de pensar y de actuar de J.César. Entonces, ¿dónde encaja su matrimonio con ella tantos años despúes?. Si manipula la Historia, no puedo fiarme de su interpretación del dictador. Ni de la de los demás. Por mucho y temprano que me sea advertida la manipulación.

    Richar, su entorno es, en consecuencia, totalmente falso.

    La novela histórica debe acercarnos a la época en la que se desarrolle la trama de la forma más fidedigna posible aunque “elabore”, por supuesto, al personaje. Estoy con Héctor: no es novela histórica. Es novela.

    Saludos para todos.

  20. Urogallo Dice:

    ¿Errores militares de César?. Suena a blasfemia…

    En fin, ya estoy con él, y me está resultando una obrita de lo más agradable. El tema de los errores históricos ni me lo planteo, por que el propio autor en la introducción ( O el editor, o alguien) señala que hay anacronismos deliberados ( Julia, Clodio, la profanación del rito de la Bona Dea…), y en realidad, es sobre todo, obra de creación…César enfrentándose al vacio de su vida, esa melancolía que le domina, que le hace enfrentarse al mundo como un lugar arido y sin sentido, en el que solo puede llorar recordando la felicidad de la juventud…NOVELA histórica, recordad.

    Por cierto, este César melancólico, como presintiéndo su muerte, ¿No os recuerda a a escena de Mac Cullough con César recibiendo la noticia de la muerte de su hija, y decidiéndo que la vida ya no le importa?. Mira hacía Occidente y solo sueña con hacerse con un gran barco y marchar hacia la tierra de los inmortales…Pero el respeto hacia si mismo y su gens se lo impide, el hombre muere, y el Dios vuelve la vista hacía Roma.

  21. richar Dice:

    Me temo, queridos compañeros, que no hay posibilidad de conciliación entre las posturas, por mucho que cada uno defienda la suya. Por cierto, ¿os dáis cuenta de la cantidad de veces que nos pasa por el blog? Esto es bueno, ¿verdad? Digo yo que sí… claro.

    En fin, Pibeta, bievenido al blog y esperamos que te prodigues con tus comentarios (que veo encierran una buena dosis de conocimientos).

    Saludos,
    Richar.

  22. hector Dice:

    Uro

    Cesar cometio muchisimos errores militares, quiza pasen desapercibidos por los resultados finales
    lo primero que enseñan en estrategia militar es a no dejarte rodear, Cesar estuvo en esta situacion casi en 3 oportunidades si no recuerdo mal
    Alla con Cleopatra, Ptolomeo, etc , por pecar de confiado, cometio la locura de ir solo con algunas cohortes y tuvo que ser rescatado por un ejercito judio
    en Alesia, si bien sitio la ciudad, despues quedo rodeado por 200.000 y tantos galos.. solo un milagro de ultimo momento permitio que los galos se retiraran, solo un incompetente como Vercintegorix no pudo derrotarlo en esa situacion, un ejercito romano desparramado por toda la Galia..un milagro que hata sobrevivido
    en Farsalia, quedo rodeado por mar, por Bibulo si no recuerdo mal, por tierra por Pompeyo, al punto que los soldados tuvieron que comer una mezcla de raices del lugar con trigo o el intentar cruzar en bote a pesar de la tormenta a buscar refuerzos
    tambien podemos nombrar Gergovia, Dyrrachium, Thapsus, la conquista de Britania que fue claramente un fracaso militar o la misma Munda donde dijo que “siempre combati para ganar batallas pero aqui combati para salvar la vida”

    muchisimos errores no aprovechados por sus rivales, quiza si despues de todo era un elegido de los dioses…..

    pecaba de confianza, “perdia” la cabeza y reaccionaba como histerico cuando era traicionado por los pueblos galos ordenando matanzas o ataques demasiados costosos en vidas romanas

    cuando leemos sus batallas, cuantas veces la suerte se inclino en el ultimo instante solo por azar o por algun factor fortuito?

    fue sobre todo un genio Politico y si claro que si tambien un gran militar,nadie lo discute, pero con muchos errores. En cambio Mario fue lo contrario de su sobrino, un genio militar pero un politico mediocre y atropellado

    lo mismo pienso de Alejandro Magno. quien era el genio militar tras Alejandro? quiza Parmenion el gran estratega de Filipo y del mismo Alejandro?

    saludos, hector

  23. Urogallo Dice:

    La teoría militar lo primero que enseña es a no dejarse rodear…Al menos hasta Clausewitz, que señaló ( con base en Napoleón), como dejarse rodear era una táctica inteligente, en la medida que permitía operar en líneas interiores, obteniendo el control absoluto de las tropas propias.

    No digo con esto que César no fallase cuando se dejó rodear, solo que no se puede generalizar en ese aspecto.

    En el resto, yo prefiero pensar en que corrió “riesgos calculados”.

  24. hector Dice:

    vamos Uro…

    Claro que la estrategia fue cambiando con la tecnologia, antes no habia gps, misiles cruceros aviones satiles etc, hoy quedarse estatico es entregarle al enemigo un blanco fijo

    pero que clase de estrategia es dejarse rodear en esa epoca??
    sin tener vias de escape, sin tener alimentos , problemas de comunicaciones, sanidad , los tiempos que demandaban en aquella epoca mandar una fuerza para socorrer o estar separado de la columna principal del ejercito como en Egipto o en la Galia… en Alesia, dejarse rodear por esa cantidad de enemigos…o como el acto desesperado de tratar de cruzar el mar el mismo para pedirle ayuda a Antonio en Farsalia o el mismo Cesar combatiendo en primera linea en Munda

    las legiones romanas en esa epoca podian recorrer hasta el triple de distancia diaria que los galos y podian haber evitado la lucha, aqui comparto tu opinion de que Cesar si evaluo la posibilidad de quedar en esas posiciones, Cesar siempre fue de jugarse a todo o nada, despues de todo si tenia algo de mistico, eso de creese descendiente de dioses quiza lo tenia asumido

    si te interesa el tema te puedo recomendar algunos libros que lei y me gustaron muchisimo

    tecnicas belicas del mundo antiguo, ed libsa
    la guerra en el antiguo egipto, critica
    la guerra en la antiguedad de alderaban

    y otros que no lei todavia pero los tengo agendados porque encontre buenas referencias

    anonimo sobre asuntos militares, escrito alla por el 400/500dc, ed eunsa
    artilleria y poliorcetica en el mundo grecorromano, polifemo de saez abad

    saludos, Hector

  25. Urogallo Dice:

    Hay que tener en cuenta un dicho romano: “4 legiones romanas, son invencibles”. César es un heredero de las victorías “imposibles” de Sila y de Mario contra ejércitos, simplemente, incontables. César sabe, que sí el impone las condiciones, sus legiones son invencibles. Y juega con ese factor habilmente.

    De hecho, sus únicas derrotas, se producen frente al único enemigo donde ese fáctor peligra: Frente a otras legiones romanas.

  26. hector Dice:

    no olvides que antes de Alesia, se tuvo que retirar sin poder tomar Gergovia perdiendo casi 50 centuriones de elite y yo tambien contaria como derrota militar la retirada de Britania

    hector

  27. Urogallo Dice:

    En Gergovia lo que se produce es un fallo de coordinación, el ejército de César no es derrotado, simplemente se retira consciente de que la operación ha fracasado y de que hay que buscar mejor ocasión. Pero su ejército se mantiene intacto.

    En el caso de Britania no creo que existiese nunca una intención de permanencia, así que es dificil calificarlo como fracaso.

    Por otra parte es un tema que deberíamos debatir en el foro.

  28. hector Dice:

    bueno Uro, este fin de semana voy abrir el debate en el foro citando las opiniones de Napoleon sobre este tema y del mismo Cesar en los Comentarii (libro 6to)

    volviendo a Los Idus, leyendo nuestras opiniones me pico el bichito y le di una releida despues de mas de 10 años atras

    tiene momentos memorables que me dibujaron mas de una sonrisa en la cara… las cartas de Clodia no tienen precio.. magistrales..un personaje digno de salir en la revista “Hola” o en el canal E!..

    hector

  29. hector Dice:

    el fin de semana termine mi 2da lectura de este libro de Wilder.. no voy mencionar el rigor historico de esta obra porque no resiste el menor analisis, pero me resulta tan atemporal tan liviana … que uno cambiando algunos personajes podria situarla en cualquier epoca

    por ej. cambiemos el personaje de Catulo por el de Garcia Lorca, el de Cesar por Franco ( mil perdones Cesar por esto!!!!!!!!) y con ayuda de algun español, podemos cambiar la fiesta de la Buena Diosa por alguna fiesta española de esos pueblos del interior….cambiar a Cleopatra por alguna amiga del Generalisimo y ya la podemos situar en los 30

    hector

  30. Arauxo Dice:

    ¿y?

  31. hector Dice:

    como “y?” ???

    arauxo

    cada tanto un baño de humildad te volveria a poner los pies sobre la tierra

    hector

  32. Arauxo Dice:

    Es que yo soy demasiado soberbio, Hector…

    Pero, pese a mi natural asusencia de modestia y agresividad congénita cuando me trastean los cataplines, hoy sólo quiero desearte que pases una muy Feliz Navidad en compañía de tus seres queridos y que disfrutes muchísimo durante estas fiestas.

    Un abrazo sincero, camarada.

  33. hector Dice:

    arauxo

    de la real academia, “camarada”:
    (De cámara, por dormir en un mismo aposento).
    1. com. Persona que acompaña a otra y come y vive con ella.
    2. com. Persona que anda en compañía con otras, tratándose con amistad y confianza.
    3. com. En ciertos partidos políticos y sindicatos, correligionario o compañero.
    4. f. Compañía o junta de camaradas.

    no creo q se aplique ninguna de las posibilidades aunque imagino cual has querido usar…….evidentemente has entendido muy poco ..

    de todas formas te invito a revisar tus modos, no es la primera vez que alguien te escribe algo parecido

    feliz navidad tambien
    Hector

  34. Urogallo Dice:

    Espero ver esos comentarios en el foro, y respecto a las humildades respectivas, vaya por delante, que como Azaña, yo considero mi orgullo una de mis grandes virtudes, y como tal la considero en los demás.

    ¿Español orgulloso?,¿Por que repetir dos veces el mismo adjetivo? :D ( O algo así decía Brantome).

  35. pepe Dice:

    Querido Hector: aplaudo tu iniciativa de acudir a los diccionarios;
    un reciente estudio realizado entre alumnos de Bachillerato puso de manifiesto que el uso de éstos estaba lejos de ser una práctica habitual para conocer el significado de palabras, averiguar etimologías o asegurar la corrección ortográfica y gramatical. Existe también cierto desconocimiento con respecto a los diferentes tipos de diccionarios. Está el de la Academia, al que tú aludes, que contiene la norma, las definiciones digamos “oficiales”, de las que no se deduce necesariamente el uso que de ellas pueden hacer los hablantes. Están, además, los “diccionarios de uso” que reflejan mejor la relación del mundo lingüístico con la realidad. En el caso de la palabra camarada, éstos últimos señalan que uno de sus significados viene a ser el de persona que tiene con otra una relación amistosa o cordial, especialmente si esta relación ha nacido de una actividad común. No creo, por tanto, que la inclusión de esa palabra en el comentario de Arauxo tuviera una intención ofensiva, aunque admito que ponerla en cursiva se presta a pensar que ha querido darle un doble sentido. No es ninguna novedad que Arauxo suele prodigar estas pequeñas provocaciones en clave de humor (Ascanio y Germánico suelen ser sus destinatarios preferidos) y que, cualquiera puede darse cuenta, contienen más cariño que intención de burla. Creo que tu comentario posterior ha sido excesivamente duro y, a mi entender, no suficientemente justificado. El humor es un ejercicio de inteligencia -que suele darse mejor entre amigos y camaradas que entre extraños- y que, si es recomendable en cualquier situación, más aún ha de serlo en ésta extraña relación virtual que mantenemos los participantes de Hislibris.

    Non sois vos para en cámara, Arauxo,
    non sois vos para en cámara, non,
    sino para en camaranchón

    Saludos y feliz año nuevo a todos.

  36. hector Dice:

    Arauxo

    todavia nos debes la prometida reseña del Ciceron de Pina!!!

    hector

  37. Arauxo Dice:

    Cierto, Héctor, cierto. Estoy en ello, aunque algo retrasado, porque, últimamente, el tiempo devora mi vida a un ritmo tan veloz que no me permite ni participar en muchas reseñas en las que me hubiera gustado hacerme presente y compartir algo con los tertulianos hislibreños.

    En fin, espero que, en breve, vuelva a apoderarse de mis días algún remanso de paz. Te pido un poco de paciencia hasta entonces. Y te aseguro que cumpliré mi promesa. Gracias por tu interés.

    Un saludo.

  38. Martín Dice:

    El libro es excelente en términos literarios, pero en cuanto al rigor histórico, no recomiendo tomarlo como un “Yo, Claudio” o como una de las novelas de Colleen McCullough. El mismo autor reconoce al principio que muchos de los hechos de la novela no ocurrieron u ocurrieron mucho tiempo antes del 45 o 44 antes de Cristo.
    Repito, “Los idus de marzo” es una NOVELA excelente. Pero de histórica tiene muy, muy poco.

  39. aretes Dice:

    Un inciso: La portada es idéntica a la de Soldados y fantasmas.

  40. richar Dice:

    ¡toma! Es verdad, la portada es la misma… qué cosas, ¿no?

    Muy observadora aretes…

    Saludos,
    Richar.

  41. cavilius Dice:

    Snif. Yo ya lo había dicho hace tiempo en el foro. Snif, nadie me hace caso. Snif snif.

  42. cavilius Dice:

    Una preguntita: ¿Conoce alguien La mujer de Andros, de Thorton Wilder? ¿De qué va? Es que la reeditan.

    Saludos

  43. Casio Dice:

    Es ver Andros y emocionarte, y ellos lo saben. Te tienen tomada la medida, cavi.

  44. cavilius Dice:

    Possí. Aunque, más que Andros, quien espero que me emocionará más será su mujer…

  45. Aquiles Dice:

    Si no me equivoco – que puede ser – “La mujer de Andros” va a ser publicada por un nuevo sello editorial llamado algo así como Ediciones 451 y es una novela ambientada en época contemporánea; de todos modos, intentaré enterarme con más fiabilidad.

    Un saludo.

  46. Aquiles Dice:

    Corrección: la novela parece ambientada en la Grecia precristiana y ya está en el mercado.

  47. cavilius Dice:

    El siglo V a.C. es precristiano, ¿verdad?

    Vale, vale, ya lo he entendido…

  48. Aquiles Dice:

    Querido e idolatrado Cavilius: a continuación paso a referirte la parte final de la contraportada del libro, el cual tengo delante en el momento presente.

    “La gran novela histórica que habla de la gente corriente en la Grecia precristiana. Del autor de Los idus de Marzo.” Como no la he leído todavía, no sé si la trama es del V a.C., de los Siglos Oscuros o el tal Andros es un ala-pivot del Olympiakos del Pireo. Me limito a mencionar lo que pone en el libro.

    Por cierto, el siglo V a.C., mientras no se demuestre lo contrario, sí es precristiano.

  49. cavilius Dice:

    Idolatrado y querido Aquiles:

    Cualquiera de esas tres opciones me interesa (la del ala-pivot suena genial). Envidia me das de que lo tengas delante (ése y otros tantos miles de libros); mi sueño siempre ha sido trabajar en una librería, pero la vida hace con nosotros lo que quiere y luego nos hace creer que hemos escogido nosotros el camino. Sin duda por eso la vida es palabra de género femenino.

    Gracias y saludos

  50. Valeria Dice:

    Manda griegos…
    Cualquiera que te lea va a pensar que eres una pobre víctima de una mala y artera mujer, como Sinuhé. Probrecilla libélula que es llevada a la fuerza por las corrientes de aire del bosque.

  51. cavilius Dice:

    ¿Véis, congéneres, lo que quería decir?

  52. FLESDBEST Dice:

    Hola a todos.

    Descubri hace poco esta pagina navegando buscando mas y mas informacion sobre esa roma q a todos nos vuelve locos y quede embelesado por esta pagina y por los comentarios de tantas personas tan versadas en historia, libros y cultura general con una capacidad para escribir fantastica, y una inteligencia tan notable que pienso que debeis de tener todos mas de 50 y ser profesores de universidad.
    Yo soy bastante joven ( creo) 27 años y por miedo, pero sobre todo por respeto, no me he atrvido a intervenir nunca en los post conformandome con leer y releer vuestros comentarios riendome y tomando apuntes como si volviese a estar en la universidad, pero esa ultima frase de cavilius :

    ” pero la vida hace con nosotros lo que quiere y luego nos hace creer que hemos escogido nosotros el camino. Sin duda por eso la vida es palabra de género femenino”

    Me a gustado tanto que no he tenido mas remedio que escribir para darle las gracias por enseñarme una frase que expresa mis mas intimos pensamientos.

    Sin duda por eso la vida es palabra de genero femenino, que bueno, no dejo de darle vueltas,…….

    Saludos a todos

  53. Germánico Dice:

    Flesdbest, no nos hagas viejos… Yo soy de los mayores, y tengo 39… Escribe, hombre, y no te cortes.

    Y bienvenido, claro.

  54. jerufa Dice:

    Pues nada, Flesdbest, bienvenido. Aquí son todos unos carrozas, menos yo. Eso si, buena gente todos. En cuanto a Cavilius, es de una raza especial, pero bueno…no está a punto de extinguirse. Es más, si remueves un poquitito por ahí, te encontrarás especímenes parecidos, ji, ji, ji…
    Y ya sabes, anímate. Que hasta a mí me echan cuenta a veces.
    Adió, adió.

  55. richar Dice:

    Efectivamente Flesdbest, anímate a participar y opinar cuanto gustes. El menda lerenda acaba de entrar en la treintena, pero me conservo como si tuviera 30, así que nada, juventud a expuertas.

    Un saludo y bienvenido.

    Richar.

  56. ignacio el argentino Dice:

    FLESDBEST no tengas miedo, yo tambien hasta el 9 de marzo, tengo 27 y opino.
    valor chavalin.

  57. Casio Dice:

    Y menos de la veintena, incluso. Se hace lo que se puede…

  58. Aquiles Dice:

    Jo, a ver si con mis 41 años voy a ser el yayo de esta cuadrilla…. ¡Arauxo, ven en mi ayuda!

  59. cavilius Dice:

    FLESDBEST, no tienes que darme las gracias por nada, si acaso yo te las doy a ti por… bueno, por estar ahí y leernos. Y, como te acaban de decir, lo único que has de hacer para estar a este lado de la pantalla es escribir, comentar, opinar, que no es ni más ni menos que lo que humildemente hacemos nosotros.

    Ni caso a ninguno de ellos, por cierto; la mayoría son jubilados que matan el tiempo con esto de Hislibris. El más joven soy yo: reconozco que hubo una época que tuve 27 años, como tú, pero sólo me duró un año; luego vinieron los 28, los 29… así hasta 10 más. Así que seremos los benjamines de Hislibris.

    Saludos

  60. Ignacio el Argentino Dice:

    No mientas cavilius, FLESDBEST de un griego desconfía hasta de sus regalos.

  61. Valeria Dice:

    Pierde cuidado, Aquiles, que la Reina Madre de este foro soy yo, y aunque soy mayor que el German también soy mucho más guapa que él, y no estoy jubilada, como cree Cavi. Y digo yo… ¿sois capaces de adivinar la edad por lo que uno escribe? ¿Y aunque la adivinéis, conocer ese dato tiene alguna incidencia en nuestra relación cibernética? Si mi madre asomase por este foro y dijese que está estudiando Historia del Arte…. nadie se imaginaría que tiene 67 y empezó a estudiar Historia del Arte con 65. Y tenemos por el foro algunos pipiolos que me dejan muda de admiración, ojálá hubiera muchos de ellos por los institutos del país, sería esperanzador.
    Así que, jovenzuelos , que siga la fiesta.

  62. Jenofonte Dice:

    ¡Oh no!, Quién pudiera de nuevo tener 30, bueno, 40, bueno ya…, 50.

    (música de tango)

    …..
    Sueño con el pasado que añoro,
    el tiempo viejo que lloro
    y que nunca volverá.
    …..
    una lágrima asomada
    yo no pude contener…
    …..

    (una lágrima cae sobre el teclado)
    (Telón)

  63. Germánico Dice:

    Pero di la edad, Jenofonte, que nos dejas intrigados…

    ¿Más guapa que yo, Valeria? Seguro que sí, pero es que eso es fácil… Cuando tenga siete hijos, que son los que pienso tener, y estén los siete trabajando, a ver si me cuido un poco y mejoro…

  64. Urogallo en Alcalá de Henares. Dice:

    Lo de si se puede imaginar la edad en internet sería tema de debate para una reseña de “La piel del Tambor”.

    ¿7 hijos German?. Pués empieza pronto…

  65. Germánico Dice:

    Nunca es tarde…

  66. Jenofonte Dice:

    Tengo 59, casi 60. Lo de la lágrima es puro teatro, me siento bien, llevo 40 años trabajando y espero seguir activo lo más que pueda. Me gusta leer, me gusta la historia. También me gusta el buen cine. Socialmente soy un solitario. Nunca había participado en foros porque los que había visto eran, o una serie de expresiones sin sentido o un intercambio de insultos. Este resultó diferente.

  67. Aquiles Dice:

    Querida Valeria….¡que vivan las Reinas Madres! Por cierto, si tu madre tiene 67 años, somos de una quinta muy, muy parecida, por lo que podemos decir que pertenecemos a algunas de las mejores cosechas del foro, con permiso de nuestros compañeros, por supuesto.

  68. Germánico Dice:

    Bueno, vale…

    Uf, Jenofonte, cuando yo empecé a entrar en internet, los primeros foros que me tropecé eran como los que tú dices: insultos, estupideces y quedaditas. Menos mal que buscando un poco encuentras sitios agradables. Internet es como la vida misma: hay de todo.

    Un saludo, compañero.

  69. Jenofonte Dice:

    Bueno, el gran problema con Hislibris es la gran cantidad de gente que reseña libros. Es un ataque masivo, un bombardeo interminable de títulos y autores. ¿Cómo leerlos todos?, se encuentra uno con problemas físicos (encontrarlos), económicos (comprarlos) y temporales (leerlos).
    “Idus de marzo” suena bien, bueno, uno más en la larga serie de libros que tienen al Cesar como protagonista. Tarea difícil para los escritores, si el libro es muy histórico diremos que es poco ameno, demasiados datos e información, si se toma licencias con los hechos y los personajes entonces, aunque sea ameno, lo acusaremos de inexactitud histórica. Vaya uno a darle gusto a todos, en vano el autor advierte que una novela es una novela. Bien, la reseña invita a leerla. Además me gustan las novelas de romanos, desde que conocí a Helena Justina.

  70. Valeria Dice:

    Aquiles, efectivamente somos más o menos de la misma cosecha. Por supuesto que excelente. Germánico: los siete hijos ¿con la misma mujer? Porque con el trabajo que tiene la tuya, no se si se animará. No es un trabajo fácil para ser madre, en serio. Y para Jenofonte: Los idus de marzo no es de los libros de romanos, como tu dices, que más me ha entusiasmado. Demasiadas licencias históricas para mi gusto. Aunque se hace de fácil lectura por el estilo epistolar. Y hablando de reseñas, yo comenté una vez por este sitio que ya he aceptado que nunca tendré todos los libros que he leído, nunca podré comprar todos los que quisiera, y posiblemente no leeré nunca toooodos los que me gustaría. Una vez se asume eso… uno lo lleva mejor. Además se mantiene vivo el entusiasmo con la búsqueda. Un saludo a todos.

  71. Ático Dice:

    El devenir de la Historia

    “César vagó por las calles sin guardia que le protejiese. Se sentía o deseaba sentirse un ciudadano más entre el gentío de Roma”

    (Los Idus de Marzo)
    Mannfredi (por cierto, se llama igual que el actor de “El Verdugo”)

    Éstos dias me he perdido por los últimos y apasionantes días de la vida de César. La desconfianza de Cassio,la ardua investigación de Antistio, las
    advertencias de Servilia…………………
    Sin olvidar el celo de Silio, inútil pues la conjura se llevó a cabo.

    En el libro destaco cómo traslada el autor las emociones. El trato de las conversaciones, sobre todo las que mantienen César con Silio, o Silio con Antistio.
    Los reniegos que hace Cicerón, esperando el devenir de los
    acontecimientos, ocultando la conjura pero sin tomar partido en ella. Como una especie de grotesco buitre que espera a salvo el fin de la presa para arremeter sin piedad contra ella.

    Creo que el autor es menos preciso en las descripciones y se va por las ramas relatando el angustioso (agónico para éste lector) viaje emprendido
    por Publio Sextio el Báculo para impedir el inminente atentado contra
    la vida de César.

    A pesar de todo esun libro interesante y recomendable.

    Un saludo.

  72. meteuro Dice:

    Vaya, lo ví la semana pasada en una librería de ocasión y ya me están dando ganas de pasarme por allí otra vez a ver si alguien no lo ha pillao ya. Vaya mes de Noviembre, no voy a dejar na pa los R Magos.

  73. Orlando Dice:

    Bueno llego varios años tarde al debate, pero no importa. He leido muchos comentarios y llegué al site porque estoy releyendo la novela de marras. Si lo hago es, obviamente porque me interesó. Antes leí Las memorias de Adriano de Margarite Yourcenar, la que también dejo huella en mi memoria. Pero Cayo Cesar es alguién relevante en la historia, la forma en que lo trata Wilder, como ficción, usando los tiempos a su antojo literario, no le resta valor, le agrega. Creo que es muy moderno, hay dictadores actuales de cualquier signo político, que carecen de la “sensibilidad” del Cesar de Wilder.

  74. Ángela Dice:

    Yo llego aún más tarde. Da igual, ya vemos que dos mil años son nada. Para mí es lo mejor que he leído en los últimos años. Los personajes son apasionantes, están vivos… ¡Qué pena de que me queden sólo unas páginas!

  75. garcin Dice:

    Este libro lo he querido leer desde hace mucho tiempo, las limitaciones de las librerias y bibliotecas me lo han impedido, sin embargo tal vez alguien conoce algun sitio que pueda bajarlo gratis.

  76. nella Dice:

    No se si la pelicula recientemente estrenada puede usar el titulo de la novela de Wilder,”los idus de marzo” magnifico libro que lei cuando re joven.
    Mi hija me decia anoche que se preparaban con su marido para verla en video. Que extrano ,dije ese libro sobre Julio
    cesar lo lei hace muchos anos, y le nombre al escritor y le hable ligeramente de la trama…….
    que ganas de leerlo nuevamente!!!!! vere de encontrarlo….

  77. sabina Dice:

    hola como están, recién encontré esta página y debo decir que me ha parecido muy interesante, a pesar de que poco navego por el rincón literario sino mas bien por el lado histórico.
    Una de las razones por la que he llegado a leer idus de marzo fue porque mi profesor de latín nos hizo incursionar y deambular por obras literarias como el arte de amar, amores de Ovidio, La Olla de Plauto y la Eneida de Virgilio todos estos autores de época enfrentados por su escritura con esta novela y coincidiendo en un tema o lugar Roma, (que he leído el debate anterior sobre la definición de si es histórica o no) pero lo mas interesante es la magia que trasmite el leer los libros.
    Supongo que ustedes ya lo saben pero yo que voy descubriendo esto me parece sensacional ya que a pesar de ser ficción pude encontrar datos o indicios que me permitían crear una linea de tiempo entre leyendas, mitos y creencias hasta el arte de imaginar lo que podrían haber pensado personajes como Julio César y el enmarañado juego de emociones logró que recree una historia.

    saludos y muchos besos.

  78. Juana Belmonte Dice:

    Estoy releyendo , después de mucho tiempo, esta obra de arte. Es magnífica. Me acerca a mi ídolo Cayo Julio César.

  79. Jorge López Zegarra Dice:

    Es este libro de Wilder el primero que leo de él , y hecho enteramente por la correspondencia de los personajes de aquella, es decir la del Emperador de esa época , mediante aquellas cartas , llena de intrigas , podemos concluír que todos los tiempos se parerecen si no leamos los períodicos de hoy en día . El personaje de Clodia esta rodeado de misterios . Por otra parte, otro escritor que invluye cartas dentro de sus libros hay algunos pero no los recuerdo francamente , tratare de recordarlos para escribirles . Me sorprendió la lectura de este autor que como alguien recuerda fue admirado por Borges .

    Jorge López zegarra

  80. Jorge López Zegarra Dice:

    Ya se sabe que dentro del del mundo , ningún autor se ha inspirado, entre otros por hechos de tamaña envergadura , que no se acuerdan de El Puente de San Luis rey inspirado por un músico . Es bella historia de un de crimen de estado , ya planeado pero realizado de forma teatral ya leído. no puedo agregar mas de lo ya por usted redactado . Queda de usted muy agradecido

    Jorge López Zegarra

  81. Publio Dice:

    Es una novela escrita con exquisitez y sensibilidad que se adentra en los recovecos del alma humana Repasando los anhelos más íntimos como la felicidad, el amor, el sexo, la relación con Dios a través de los dioses romanos, la política vista desde el punto de vista de los gobernantes etc. Cuando en sus páginas aparece el humor es finísimo.

    Tiene la virtud además de su poca extensión y de mantener al lector pegado al libro del comienzo al final. Carece de importancia que no se ajuste a los hechos históricos puesto que el propio autor lo aclara en el preámbulo.

    En suma, una gran novela. Ahora me he quedado con las ganas de leer La mujer de Andros y El puente de san Luis rey.

Deja una Respuesta